Madre Laura

  • Medellín, 21 de octubre de 2014
Facebook Twitter Youtube Flickr Google+
  •   
  • Aumentar texto
  • Disminuir texto
  • Versión imprimible
  • Enviar a un amigo

Así fue la beatificación por el papa Juan Pablo II

María Isabel Molina V. | Publicado el 26 de abril de 2004

Se calcula que 1.500 colombianos estuvieron en la Plaza de San Pedro para presenciar la ceremonia de beatificación de la Madre Laura Montoya Upegui, la primera mujer colombiana en ser declarada beata.

Monseñor Roberto López, Obispo de Jericó, donde nació la beata, y quien estuvo en la ceremonia, dijo a EL COLOMBIANO que la beatificación "es un regalo de Dios no sólo para Jericó y Colombia, sino para el mundo". Agregó que el de ayer fue un acto muy solemne, sobrio y sencillo.

El prelado destacó la fidelidad de la Madre Laura, "que dio ejemplo con su comportamiento y luchó por llevar el Evangelio a los indígenas y mejorar su calidad de vida".

A monseñor Roberto López lo acompañaron en la ceremonia los cardenales Alfonso López Trujillo y Darío Castrillón; quienes trabajan en El Vaticano, los arzobispos de Medellín, Alberto Giraldo Jaramillo; de Popayán, Iván Antonio Marín López, y de Santa Fe de Antioquia, Ignacio Gómez A.

"Madre de indígenas"
El Papa Juan Pablo II hizo votos para que Colombia goce pronto de paz, justicia y progreso integral. Estos deseos los manifestó durante la proclamación como beata de la Madre Laura Montoya, la "maestrita de los indígenas", quien nació en 1874 en Jericó (Ant.) y falleció en Medellín en 1949.

La religiosa, fundadora de la Congregación de las Misioneras de María Inmaculada y Santa Catalina de Siena, fue elevada a la gloria de los altares junto a otros cinco siervos de Dios, entre ellos la monja española salesiana Eusebia Palomino Yanes y la mexicana Guadalupe García Zavala.

El Pontífice subrayó que Laura Montoya, "viendo cómo tantos indígenas, lejos de los centros urbanos, vivían desconociendo a Dios", se decidió a fundar la Congregación de las Misioneras de María Inmaculada y Santa Catalina de Siena, con el objetivo de llevar la luz del Evangelio a los habitantes de las selvas.

"Esta Beata colombiana se sintió madre espiritual de los indígenas, a los que quiso mostrar el amor de Dios. Sus tiempos no fueron fáciles, pues las tensiones sociales ensangrentaban también entonces su noble Patria. Inspirándonos en su mensaje pacificador, le pedimos hoy que la amada Colombia goce pronto de paz, de justicia y de progreso integral", aseguró el Papa.

Sus palabras fueron respondidas con los aplausos de numerosos colombianos y latinoamericanos presentes en la plaza de San Pedro. Unas 30.000 personas asistieron a la ceremonia, celebrada en una mañana desapacible y fría, que amenazaba lluvia.

Proyecto de ley
La ceremonia se desarrolló en medio de fuertes, pero discretas medidas de seguridad.

Juan Pablo II presentaba buen aspecto físico y tenía la voz fuerte y clara. El Pontífice entró en la Plaza en automóvil descubierto, con el que hizo un giro entre los fieles y abandonó el recinto de la misma manera.

El arzobispo de Medellín, monseñor Alberto Giraldo Jaramillo, fue el encargado de pedir al Papa la beatificación de la monja colombiana.

Laura Montoya nació el 26 de mayo de 1874, en una familia muy cristiana. Cuando tenía dos años su padre fue asesinado por defender la religión y la Patria. Su viuda y los tres hijos, dos mujeres y un hombre, vivieron una dura pobreza, ya que todos los bienes que tenían les fueron confiscados.

En su autobiografía la Madre Laura escribió: "Necesitaba mujeres intrépidas, valientes, inflamadas en el amor de Dios que pudieran asimilar su vida a las de los pobres habitantes de la selva, y levantarlos hacia Dios".

Para destacar la obra de la nueva beata, la Comisión Segunda del Congreso tiene previsto para mañana la discusión de un proyecto de ley que busca rendir honores a la obra evangelizadora, social y pedagógica de la Madre Laura. La iniciativa es del senador Manuel Ramiro Velásquez y tiene como ponente a Luis Alfredo Ramos Botero.

Con la beatificación de la Madre Laura y los cinco religiosos que vivieron entre los siglos XIX y XX, se elevó a 1.330 el número de beatificados por el Papa, quien ha nombrado a 477 santos, más que el resto de los pontífices de la historia juntos.

Noticia publicada el 26 de abril de 2004

Interacción y participación

6
5.0

Madre Laura: beatificada por el papa Juan Pablo II

Calificación de los lectores de ElColombiano.com: Madre Laura: beatificada por el papa Juan Pablo II Link has been Rated 5.0 stars
Vote por este artículo

Comentarios de los lectores

- ¿Qué es ésto? Normas de uso -

Importante: Para comentar e interactuar con otros usuarios de elcolombiano.com usted debe estar registrado. Las opiniones expresadas a continuación son libres y de ellas son responsables sus autores. No comprometen el pensamiento editorial de EL COLOMBIANO.

21 de octubre de 2014

El Colombiano - los más

PauteFacil.com
  • Versiones Moviles
  • iphone
  • ipad
  • android
  • blackberry
  • windows-8
  • windows-phone

Copyright © 2014 EL COLOMBIANO S.A. & CIA. S.C.A. Términos y condiciones | Política de privacidad y uso de información personal | Política de tratamiento de la información personal | Superintendencia de Industria y Comercio - Nit: 890901352-3 | Dirección: Carrera 48 N° 30 Sur - 119, Envigado - Antioquia, Colombia | Conmutador: (57) (4) 3315252 | Bogotá: (57) (1) 4156764
Fax: (57) (1) 4157508 | Línea de atención al cliente: (57) (4) 3393333


  • iab
  • pera
Siga en tiempo real las principales noticias de Medellín, Bogotá, Cali, Pereira, Cartagena, Manizales, Barranquilla, Estados Unidos, España, México, Venezuela, Argentina, Chile, Perú, Canadá.