En Medellín, al día, 9 familias reclaman cambio de estrato

  • Belén Rincón y atrás Rodeo Alto, en el suroccidente de Medellín, algunas de las zonas donde más se reclama por problemas de estratificación. FOTO EDWIN BUSTAMANTE
    Belén Rincón y atrás Rodeo Alto, en el suroccidente de Medellín, algunas de las zonas donde más se reclama por problemas de estratificación. FOTO EDWIN BUSTAMANTE
Por Víctor Andrés Álvarez C. | Publicado el 15 de febrero de 2017
Infografía
En Medellín, al día, nueve familias reclaman cambio de estrato
152.543

familias de la capital antioqujeña están en estratos 4 y 5.

70%

de las viviendas, de la ciudad, 501.364, están en los estratos 1, 2 y 3.

en definitiva

La estratificación de Medellín conduce a problemas complejos, algunos generados por la vecindad de complejos habitacionales estratos 5 o 6, con viviendas en estratos 1 o 2.

La división de la ciudad por estratos lleva a problemas complejos de resolver como la vecindad entre urbanizaciones estratos 5 o 6, con barrios estratos 1 o 2, lo que genera debates tanto económicos como sociales, pues algunos habitantes estarían perdiendo precios en sus urbanizaciones, mientras que otros reclaman por el alza de los servicios públicos o los precios de la canasta familiar, entre otros rubros.

Por estos y otros asuntos, cada día en Medellín, en promedio, 9 ciudadanos reclaman a la Administración Municipal por supuestos errores en la estratificación de sus viviendas y exigen el cambio de la misma. No obstante, la cifra es baja si se tiene en cuenta el total de las viviendas de la ciudad, 645.793 hogares estratificados, de ellos 152.543 familias están en el 4 y 5, y 501.364, el 70 por ciento, hacen parte del 1, 2 y 3.

Y es que, aunque la herramienta utilizada para determinar los estratos es tomada con base en metodologías del Departamento Administrativo Nacional de Estadística (DANE), y bajo el concepto de la estratificación socioeconómica como instrumento de equidad social, el modelo sigue generando controversia.

En esta ciudad, como en el país, de los seis estratos existentes, los 5 y 6, considerados los más altos de la escala económica, subsidian los 1, 2 y 3 en el pago de servicios públicos. El 4 no tiene exenciones ni contribuciones extras.

¿Discriminación o equidad?

Aunque hay quienes consideran los estratos como discriminatorios, la legislación los concibe como un instrumento de equidad social con el que se busca la redistribución del ingreso, haciendo que la población con mayores ventajas económicas pague más por sus servicios y subsidie a la población más pobre y vulnerable.

La justificación que, Juan Manuel Velásquez, subsecretario de Catastro de Medellín, hace del modelo de estratificación en la ciudad es la de un procedimiento técnico basado en censos de viviendas, donde se toman sus características físicas, externas y locativas, como resultado de la aplicación de una metodología del Departamento Administrativo Nacional de Estadística (DANE).

Esas características tienen que ver, según Velásquez, con aspectos como la entrada principal, vías de acceso, focos de contaminación, existencia de anden, antejardines, garajes, calidad en las fachadas y materiales de la puerta principal.

Incoherencias del proceso

Solo el año pasado la Secretaría de Gestión y Control Territorial del Municipio de Medellín recibió 3.303 solicitudes de revisión de estrato.

La Loma de los Bernal, en la comuna 16 - Belén, al suroccidente de la ciudad, es uno de los barrios donde habitantes advierten incoherencias.

Cecilia Correa, habitante de esa zona, manifestó que viviendas que, incluso, son más costosas y de mejor calidad que la suya, y ubicadas en el mismo perímetro, tienen un estrato más bajo.

“Mi vivienda, y las del conjunto residencial en el que vivo son estrato 5, pero otro conjunto a escasas cuadras y con características similares es 4”, agregó.

Mónica Noriega, presidenta del Comité Cívico de la Loma de Los Bernal, dijo que esa situación se presentan en cuatro urbanizaciones de 60 que hay en el sector.

Señaló que cuando empezó el boom de la construcción las nuevas que se hicieron quedaron en estrato 5. Las más antiguas siguieron en 4.

Noriega recordó que en 2014, con la actualización de Catastro, la gente se quejó por el incremento del avalúo, por lo que pidieron a la Secretaría de Hacienda la revisión de los estratos.

“De puertas para adentro los conjuntos residenciales y las viviendas de la Loma de los Bernal son bonitas, pero nos dejaron las mismas vías de hace 25 años. No tenemos andenes. Hay muchas cosas que no son justificables para ser, ni siquiera, estrato 5”, apuntó.

Esa misma incoherencia se repite en otros sectores de Medellín, especialmente en los que fluctúan los estratos 4 y 5, como sucede en San Joaquín, centro occidente de la ciudad.

Allí, de acuerdo con la concejala, Aura Marleny Arcila, el estrato 4 tiene que llegar hasta una cuadra y en la otra empieza el 5. No obstante, no siempre sucede así y hay incoherencias por viviendas que siguen en estrato más bajo aunque su vecino está en otro.

“Si en una cuadra una casa es un estrato y al lado otra vivienda tiene uno diferente, es incomprensible”, cuestionó Arcila y sugirió a la Administración Municipal “medir la capacidad socioeconómica y no la ocupación física”.

Metodología confiable

A las quejas sobre incoherencias en la estratificación, el subdirector de Catastro, Juan Manuel Velásquez, respondió que se hace verificación tanto externa como de la vivienda en su interior y por medio de visitas de campo.

“Se puede presentar que en algunos sectores se presenten estratos diferentes debido a que es probable que una vivienda en particular tenga valores en una o más de las variables que se recopilan en el terreno (anden, antejardín, garaje, fachada, focos de contaminación, tipo de vía, puerta, entre otras)”, dijo.

Añadió el funcionario que en las inspecciones, a sectores como Los Bernal se observan otros aspectos como, si existen una o más viviendas con entrada principal (puerta) y cuyo uso sea residencial, vías de acceso, sendero o camino peatonal, vehicular en tierra, cemento o asfalto.

Sin embargo, tanto Correa, como la Presidenta del Comité Cívico de Los Bernal, coinciden en que esos factores son generalizados para todo el barrio, por lo que no habría lugar a que unos predios sean estrato 5 y otros 4.

Sobre las incoherencias que se denuncian a diario en Medellín, Velásquez explicó que algunos sectores, como los desarrollos urbanísticos, tienen zonas de estratificación distintas.

Por ello puede ocurrir que en todo un barrio se presenten diferentes zonas de estratificación que conllevan a que un predio residencial, un desarrollo urbanístico, como lo son las urbanizaciones y conjuntos residenciales, al tener una o más características diferentes a las demás viviendas, tengan asignado un estrato diferente, bien sea por encima o por debajo del estrato predominante, comentó el funcionario.

Mapa socioeconómico

Para la concejala Arcila, Medellín cuenta con un instrumento subestimado, como el mapa de zonas socioeconómicas y que pidió ser utilizado para estratificar.

“La estratificación en Medellín dejó de ser eficiente hace mucho rato. El criterio preponderante es la ubicación física, no la capacidad socioeconómica de las familias”, anotó.

Y esa desigualad, según Arcila, se percibe en los barrios en los que se subsidian servicios públicos.

“Los criterios con los que se estratifica no son los adecuados, porque estos no llegan a los más pobres: hay beneficiarios que tienen varias propiedades, mientras que una anciana pobre que está en un cuarto, no tiene subsidio”, denunció.

Carlos Velásquez, líder del tema de Planificación en la comuna 8, dice que en esa zona, centro oriente de Medellín, no hay inconformidad con el estrato social.

Allí, las viviendas son, principalmente, 1 y 2. No obstante, comentó que hay preocupación porque la construcción de megaproyectos como el Cinturón Verde o el Proyecto Urbano Centro Oriental, podrían acarrear modificaciones, que les elevarían el estrato pese a que sus ingresos seguirán siendo los mismos.

“La comunidad no se ha sentido tan estigmatizada, pero existe temor, porque con este tipo de proyectos pasen del estrato 2 al 3 y que se genere un impacto socioeconómico”, apuntó.

Carlos Velásquez, agregó que el modelo actual de estratificación podría generar una pobreza vergonzante: “a una persona la echaron del trabajo o se quebró en su negocio y no tiene cómo pagar servicios, pero está en estrato 4 o 5. Habría que mirar las condiciones socioeconómicas, pero eso sería muy periódico, lo cual lo hace difícil de llevar a la práctica”. La pregunta es qué pasará con esa familia mientras vuelve a elevar su nivel socioeconómico en una ciudad que se divide por estratos?

En medio de los reclamos, y de voces que hablan de los estratos como barrera social, y que piden eliminarlos, el gobierno de Medellín acondicionó una sede, en el sótano de sus instalaciones en el centro administrativo La Alpujarra, para atender las decenas de denuncias que se hacen, a diario, por inconsistencias en el proceso.

Contexto de la Noticia

EN LA BALANZA ¿Cómo se define mi estrato?

POSITIVO
El estrato de una vivienda en Medellín se define con base en variables que van desde la calidad de elementos de la propiedad hasta la contaminación o equipamientos de determinado sector. El diagnóstico se hace, con visitas y encuestas, por medio e un instrumento técnico que recoge aspectos como:

1. Si la vivienda se encuentra en un sector valorizado comercialmente.

2. Si tiene entrada principal y si en el lado de la manzana existe una o más viviendas con entrada principal (puerta) y cuyo uso sea residencial.

3. Si cuenta con vías de acceso. Eso es si es un sendero o camino, peatonal, o vía en tierra para vehículos en tierra

4. Si tiene vías pavimentadas, con cemento o asfalto.

NEGATIVO
1. El estrato de vivienda bajar por temas de contaminación. Si existen en el lado de manzana aguas negras a la vista, botadero de basuras (permanente), matadero, plaza de mercado o de ferias, talleres, fábricas, terminales de buses, canchas de tejo, cantinas, billares, bares.

2. Cuando el predio no cuenta con andenes y tampoco tiene zonas verdes. Las autoridades verifican, además, si la vivienda tiene antejardín y su tamaño.

3. Garaje. Cuando la vivienda no tiene garaje o parqueadero. Se estipula, como condición para determinar un estrato si es cubierto, comunitario, con adición de vivienda, sencillo original, doble o sótano.

4. Si la fachada de la casa es en guadua, sin cubrir, revitado sin o con pintura, con enchape.

Víctor Andrés Álvarez Correa

La primera entrevista que hice, a los 8 años de edad y con la ayuda de mi padre, fue al futbolista Andrés Escobar. Desde ese día no he dejado de hacer preguntas, ni de amar el periodismo. Soy egresado de la Universidad de Medellín.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

ANÁLISIS

Subsidios a hogares pobres es limitado
Carlos Medina
Gerente Banco de La República sucursal Medellín

La principal conclusión del estudio stratification and Public Utility Services in Colombia: Subsidies to Households or Distortions on Housing Prices es que el objetivo de utilizar el gasto público para subsidiar a los hogares más pobres a través de un menor costo de los servicios públicos domiciliarios,...

Notas de la sección