Los retos para una movilidad limpia

  • Horario flexible, teletrabajo, vehículo compartido y viajes en cicla han evitado la emisión de 1,7 toneladas de CO2. FOTO Jaime Pérez
    Horario flexible, teletrabajo, vehículo compartido y viajes en cicla han evitado la emisión de 1,7 toneladas de CO2. FOTO Jaime Pérez
Por Víctor Andrés Álvarezz C. | Publicado el 23 de noviembre de 2017
en definitiva

Diagnósticos, avances y retos para lograr prácticas sostenibles en el Aburrá se pusieron de presente en el foro ECOmovilidad de EL COLOMBIANO. La ciudadanía hace su aporte a la solución.

La pelota no está solo en el terreno de las autoridades. Ciudadanía, colectivos sociales y empresas también hacen parte de la solución para una movilidad sostenible que redunde en una mejor calidad del aire en el Valle de Aburrá.

El debate se abrió durante el foro de EL COLOMBIANO “ECOmovilidad, un cuento bien pedaleado”, realizado el pasado 15 de noviembre.

En este espacio, los invitados, autoridades, académicos y expertos plantearon la necesidad de poner en marcha soluciones e hicieron énfasis en la necesidad de trabajar en un cambio de mentalidad, con el fin de que cada vez más personas reemplacen el transporte individual (motos y carros particulares) por el colectivo, o que prefieran moverse en bicicleta o a pie.

La participación de los lectores y personas que se conectaron con la transmisión del foro fue masiva, por eso, para no dejar pasar en alto las inquietudes del público, este diario inicia una serie de entregas en las que panelistas resolverán sus inquietudes.

En esta primera entrega, Juliana Gutiérrez, cofundadora de Low Carbon City, movimiento global, liderado por ciudadanos que crea soluciones colectivas para promover la reducción de emisiones en las ciudades, responde las inquietudes planteadas sobre las acciones de los habitantes en los territorios para contribuir a una movilidad fuera del uso de los motores de gasolina.

Si se disminuye el desplazamiento, dotando a los municipios del área metropolitana de los servicios por los cuales hay que ir a Medellín se gana en tiempo, CO2, gastos. Ejemplo, hacer campos universitarios públicos en Bello e Itagüí...

“Es lo que hemos estado tratando de proponer. Acompañar a las empresas en los planes de movilidad sostenible, esa es una de las soluciones que se encuentran para algunas de estas organizaciones.

Hay una organización en Medellín, Camel Huuv, que promueve ese tipo de procesos, que es acercarles a las personas el lugar de trabajo para que no tengan que trasladarse. Ofrecen soluciones de locales o espacios de trabajo cercanos a las gente para que vayan a trabajar allí.

Y es que si el desplazamiento es menor, no se tiene que tomar trasporte y solo se caminaría. Si no se utiliza combustión se reducen las emisiones”.

¿Por qué el teletrabajo sigue fuera de la agenda de una movilidad sostenible?

“Hay empresas que en las que un porcentaje de sus empleados puede trabajar desde la casa. Algunas, pocas aún, tienen condiciones especiales para que sus trabajadores lo hagan así.

Los horarios flexibles es un tema que falta. Si todos salimos al mismo tiempo de trabajar, se contamina más la ciudad. Los carros están prendidos durante más tiempo en una hora pico.

Low Carbon City acom paña a las empresas en identificar el diagnóstico de movilidad y buscar la solución para reducir el impacto del transporte de los empleados en las emisiones. Que sea con soluciones innovadoras para la industria como es el teletrabajo, carro compartido y la bicicleta”.

¿Qué piensa de la posibilidad de que buses públicos puedan llevar bicicletas en la parte delantera? ¿Se puede modificar la norma?

“Tengo entendido que es posible y hay convenios para ello. Los pioneros fueron los buses de Bello, pero en principio los partían en Medellín”.

Poco a poco las normas se han ido adaptando a las necesidades. Hace unos días veía que los buses que pasan por San Lucas (El Poblado) dejan que las personas suban su bicicleta. El tema hace parte de la ley Probici (Ley 1811 del 21 de octubre de 2016)”.

¿Existe un verdadero apoyo para la masificación de los vehículos eléctricos en el país?

“EPM ya se comprometió para que en los próximos seis meses haya más estaciones de carga en la ciudad para vehículos eléctricos. Si empieza a crecer la infraestructura que se necesita, se incentiva también la demanda de estos vehículos. Celsia también puso parqueaderos de carga con energía renovable y eso poco a poco se va a ir masificando. Es positivo que la gente en vez de comprar un carro de gasolina opte por uno eléctrico, y eso tendrá un efecto en el mercado y es que se vuelvan más baratos los eléctricos, pero no nos podemos olvidar que en la pirámide de la movilidad debe primar siempre el peatón, luego el ciclista, el transporte público. Entonces, por qué no pensar en lugar de carros, y la apertura a los eléctricos, apostarle a la movilidad eléctrica de buses, transporte público”.

¿Las cifras de enfermedades pulmonares evitadas cómo se certifican, si la principal excusa del gobierno es que no se puede comprobar la relación con la movilidad?

“La movilidad y la contaminación del aire afecta los pulmones. No lo decimos nosotros, lo dice la ciencia, la Organización Mundial de la Salud, The Lancet, la revista de ciencia más importante para la salud.

Lo que el gobierno ha dicho es que no hay cifras claras de epidemiología en la ciudad, eso es cierto, pero decir que no hay relación es querer tapar el sol con un dedo. Hay relación y si queremos hacer un estudio juicioso basta con mirara qué tanto aumentan las visitas a hospitales o unidades médicas cuando tenemos momentos en que los radares del Siata muestran los indicadores de aire más sucio.

Atreverse a decir que tenemos un problema de salud pública por la calidad del aire, es una responsabilidad política que nadie quiere asumir todavía”.

¿Para dónde va Medellín en movilidad? ¿Sí será un cuento bien pedaleado?

“La movilidad de Medellín necesita pedalearse mucho todavía. Hay buenas herramientas de política pública, como por ejemplo, el Plan de Ordenamiento Territorial (POT) que nos dio una ruta clara en la que hay prioridad a la pirámide de movilidad que necesitamos.

Ese POT fue capaz de cambiar la forma en que se planeaba la ciudad hacia una planeación más orientada al peatón, en la movilidad sostenible, en el transporte público y la bicicleta.

Lo que tenemos que hacer es seguir esa herramienta y es responsabilidad de los gobiernos de turno y de los ciudadanos que se cumpla. El futuro depende de qué tan capaces somos como ciudad de hacer cumplir lo que se planteó en ese plan”.

Contexto de la Noticia

PROTAGONISTAS Vida dedicada a la causa medioambiental

Image
JUliana Gutiérrez
Cofundadora Low Carbon City
Lideró causas medioambientales en el sector público, privado y académico, en ONU-Hábitat, Pnud, Amnistía Internacional, Aiesec y La Ciudad Verde. Realizó un posgrado en Estudios Políticos en Eafit, y una Maestría en Estudios Ambientales del IIFA-Madrid. Recibió la beca Koica (Universidad de Korea).
Víctor Andrés Álvarez Correa

La primera entrevista que hice, a los 8 años de edad y con la ayuda de mi padre, fue al futbolista Andrés Escobar. Desde ese día no he dejado de hacer preguntas, ni de amar el periodismo. Soy egresado de la Universidad de Medellín.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección