Ford Mustang Convertible 2016: Con el pelo suelto

Ford-Mustang_Convertible_2015_800x600_wallpaper_03

Ya está disponible en el catálogo de Ford Colombia la versión más sibarita del Mustang, que de por sí es ya una invitación al placer. Se trata de la variante descapotable de este legendario deportivo, un representante de primer nivel  sobre el cómo interpretan los norteamericanos el concepto de un vehículo de sport. Generosas medidas, voluminoso motor, prestaciones brutales. El Mustang no defrauda y aquí está para demostrarlo con la melena al viento.

Ford-Mustang_Convertible_2015_800x600_wallpaper_1f

Qué duda cabe, es el Pony / Muscle car más emblemático de la historia. Desde hace 51 años reina en la categoría, con sus altas y sus bajas, pero reina. Hoy vive una segunda gloria gracias a un conseguido rediseño de corte marcadamente retro y ahora se adereza su carrocería con la versión de mayor magnetismo, la descapotable, adobada, como toca, por un V8 con el toque de la casa para moverlo como corresponde a la pinta que sugiere.

Ford-Mustang_Convertible_2015_800x600_wallpaper_06

Contrario a lo que muchos pensarían, el nuevo Mustang Convertible 2016 no es solamente un fastback al que le cortaron la parte superior. Se trata de una pieza rediseñada y con algunos cambios visuales como las señales secundarias de cruce integradas a las ventilas del capó.

Ford-Mustang_Convertible_2015_800x600_wallpaper_2d

Obviamente, la novedad radica en el techo flexible, conformado por dos capas principales – una externa de tela y otra interna,más gruesa, que envuelve el ‘esqueleto’ metálico de la cubierta –  y por una almohadilla de aislamiento de 10 milímetros de grosor en el medio de éstas para, según la marca, lograr un aislamiento acústico con cifras iguales a las del Fastback, “sin pliegues antiestéticos o ruidos parásitos”, dicen en Ford.Ford-Mustang_Convertible_2015_800x600_wallpaper_07

 

La operación se facilita gracias a un nuevo anclaje de cerradura sencilla ubicado en la parte frontal, al centro del techo, que se puede abrir o cerrar con una sola mano. Después, al pulsar un botón en la consola central, un nuevo mecanismo electromecánico sube o baja la cubierta en 7 segundos. El techo queda plegado en Z “brindando mejor visibilidad trasera para el conductor”. Gracias a una nueva suspensión independiente trasera, el piso del baúl es plano y su volumen aprovechable es de 323 litros. La marca dice que también se mejoró el espacio para hombros y caderas en las sillas traseras

Ford-Mustang_Convertible_2015_800x600_wallpaper_24

La planta motriz está compuesta por el ya mencionado V8 5.0 de 435 caballos, con caja automática con modo manual Select Shift de 6 marchas. El sistema de conectividad es por comandos de voz SYNC e interfase MyFord Touch con pantalla táctil de 8”, y el aplicativo para pista Track Apps. En el equipamiento de serie del Mustang Convertible 2016 destacan también los faros delanteros HID con barras led, exploradoras y stops tipo led, selector de modo de manejo, acceso sin llave y botón de encendido, navegación activada por voz, asientos delanteros eléctricos con enfriamiento y calefacción, siete airbags, control de crucero adaptativo y sistema de advertencia de colisión frontal con asistencia de frenado.

El Ford Mustang Convertible 2016 tiene un precio al público de $153.990.000 en Colombia.

Subir y arrancar Trato de hacer memoria y acordarme del primer momento en que un carro me llamó la atención más de lo normal y siempre me remito a unas viejas fotos de mi primer cumpleaños. Allí aparezco al lado de un flamante Ford Galaxie 500 adscrito al cuerpo de bomberos de alguna ciudad norteamericana. Posteriormente, mis padres continuaron regalándome autos en mis cumpleaños. Conservo también una fotografía con un pastel hermosamente decorado y un VW Beetle rojo que yo miraba con asombro. Vinieron luego los maravillosos Matchbox 1/64 y algunos coches de carreras que funcionaban con gasolina ¡de avión! Y que mis primos mayores gozaron a placer mientras el ruido ensordecedor que producían, me causaba genuino terror. Un tío fue quien acolitó (al fin y al cabo es sacerdote) mi primera “manejada” en su viejo Jeep Willys MB, con el que dábamos la vuelta a la manzana. El controlaba la pedalería y los cambios, mientras yo trataba de girar el pesado volante. Mis otros tíos me mantenían al tanto del mercado automotor, pues en los viajes y paseos me preguntaban por las marcas y modelos de todos los carros que veíamos, hasta que me los aprendí todos. De los “de verdad” recuerdo el Zastava 1500 amarillo de mi tío Aquiles, auto al que cariñosamente apodaban “el maracuyá” y que compraron el mismo año en el que nací. Cuando lo vendieron, casi no me cuentan pues temían mi tristeza al saberlo y pues, la verdad, no los defraudé. Llegó la época de las revistas, los catálogos, los libros y cuanta publicación sobre autos existiera. Pasaba tardes y noches devorándolas ansiosamente, aprendiéndome de memoria fichas técnicas, modelos, características y los datos más precisos de cada ejemplar. Eso sí de mecánica, nada. Me embiste un dulceabrigo y cualquier tornillo en un motor significa para mi, poco menos que magia negra Mi profesión de periodista me ha permitido experiencias inolvidables con los carros, dirigir algunos programas sobre el tema, cubrir las ferias, participar en encuentros, desfiles y ser testigo desde esta óptica del crecimiento y las contracciones del mercado, probar algunos modelos y conocer personajes que me han honrado con su invaluable amistad y sabiduría infinita. Con el advenimiento de internet y la televisión internacional, el aprendizaje se expandió a niveles insospechados. Ahora era posible explorar más allá y en tiempo real, lo que estaba sucediendo en el mercado automotor mundial. Participar en chats, foros y páginas se convirtió en la principal fuente de conocimiento y en un segundo aire para esta afición. Gracias entonces a la red mundial y a la magnífica herramienta que proporcionan los blogs, y, por supuesto, a la gentil complicidad del equipo de Medios Electrónicos de EL COLOMBIANO y su editor general, Fernando Quijano, que avaló esta propuesta, es que hoy puedo compartir con ustedes este rincón minúsculo del ciberespacio, en donde la idea es compartir experiencias y conocimientos, retroalimentarnos con las noticias que produce este dinámico sector, enterarnos de las novedades más recientes y, sobre todo, divertirnos con una pasión que va más allá de conducir y maravillarnos con el invento más sensacional de la historia. Se trata entonces de abrir el blogaraje y dejar salir la imaginación con el placer que produce ver estas hermosas piezas en acción, que nos roban suspiros y nos producen un constante hormigueo que solo los aficionados a los carros entendemos, compartimos y acolitamos (como mi tio el cura). Bienvenidos, súban, abròchense y disfruten el viaje.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>