Benjamín Cuello, narrador muy preciso (53)

Recopilación del médico Raúl Fernando Maya Aguirre, Popayán  [raulfernandomaya@gmail.com]El día de hoy presentamos a  Benjamín Cuello Henríquez, narrador deportivo  eximio, con un timbre de voz sobresaliente y con una narración particular, llena de humor y canto, como solo él, lo sabe hacer. Autor del libro “Los intérpretes del gol”, un digno y maravilloso homenaje al narrador deportivo. Hoy por hoy, se mantiene vigente y triunfando en Caracol Radio, con una sobresaliente transmisión, a pesar de no contar con un  locutor comercial; ojalá Caracol nos brinde la oportunidad de escuchar a Vicente Moros o Álvaro Gómez Afra, entre otros, al lado del gran Benjamín Cuello. Los testimonios de Giovanny García, Bernardo Tobón y de Oscar Restrepo Pérez, para plasmar la vida y obra de Benjamín Cuello Enríquez. La versión original del perfil se publicó en octubre de 2006.

Giovanny García, G.G., Ha hecho de todo como gran locutor: relojero, comercial, narrador, entrevistador. Fue de los primeros narradores o creo el primero en la época de GRC en Cali que bajaba a los vestuarios a hacer entrevistas antes y después de los partidos mientras Rentería coordinaba técnica y logísticamente en cabina…y se “amañó” tanto en la profesión que se volvió un gran reportero… Lo conocimos en el deporte ya en los años 80 en Venezuela pero antes había laborado en su natal Magdalena como un locutor aficionado y nos recordaba (en un viaje que hicimos de Buenos Aires a Bogotá juntos en el mismo avión después de una Copa Libertadores y él ya estaba en Bogotá) esa época grande que de locutor profesional comenzó en Barranquilla por allá en 1971 junto a Sergio Ramírez , y una serie de locutores “galácticos en la costa” como era Marco Aurelio Álvarez ( quien también fue figura en Bucaramanga con su radio 15 su tierra y en Bogotá donde terminó en RCN y Todelar alguna vez), Jairo Pava ( nada que ver con los Pava de Bogotá y de Séper, que luego le dio vida e identidad a Olímpica Stereo con su espectacular voz Oficial), Róger Araújo (que era el narrador principal de Caracol hasta que llegó Perea en el 77), Juan Eugenio Cañavera (que alguna vez estuvo por Medellín), Sergio Ramírez (que trabajaba en Radio Reloj y hacia comerciales los domingos en el Romelio Martínez), Manolo Villarreal (que luego se había ido a Todelar en Bogotá donde se quedó por siempre excepto hace 4 años que estuvo en España y aquí laboró conmigo en Nuevo Mundo la primera emisora latina de España, regresándose hace 2 años a Colombia pues está muy enfermo), y muchos otros más famosos que estaban empezando…

G.G. Era la época grande de las voces costeñas que regaban su poder todo el país: se decía en aquel entonces que si se querían voces fuertes y sonoras había que mirar a la Costa por que allí la naturaleza marina, el pescado y el calor húmedo le ayudaban a la voz tremendamente para ensancharse y desgarrar un mejor sonido… Era una tesis que aún muchos defienden aunque de voces las mejores están por todos los lados del planeta…De toda esa constelación nació el “Benja” del relato, gran persona y extraordinario narrador…

“EL DUEÑO DE EL CAMPÍN”
Oscar Restrepo, O.R.,
Esta carrera se inicia en Santa Marta, y luego se hace fuerte y creciente en tierras de Mérida, Caracas y San Cristóbal. Tuvo que irse del país para demostrar su categoría como hombre de radio, como gran narrador y excelente cronista. Marino Millán lo trae de nuevo a Colombia y lo proyecta en el Grupo Radial Colombiano. Posteriormente pasa a Caracol, y comienza un ir y venir entre Bogotá y Cali. Tuvo entre sus entretelas muchos deseos de establecerse en una sola plaza, pero las ofertas suculentas lo iban llevando de un lado para otro. Pero reconoce que ha sido feliz tanto en Cali como en Bogotá. En la capital se hacia llamar como “Benjamín, el dueño de El Campín”, en Cali “el rojo y verde del Pascual y el Mandacallar del Pascual”. Es decir creo a su alrededor unas frases simples, pero que penetraron en los oyentes de todas las plazas.

O.R.
Su talón de Aquiles era el gol. Tenía que adicionarle algunos efectos, para retomar aire. Pero en cuanto a ritmo, simpatía, color y rapidez, Benjamín ha sido uno de los mejores de la última época de los narradores del Caribe Colombiano. Orgulloso de haber nacido en una zona con inmensos recursos, pero con terrible desnivel social. Benjamín en una época estuvo por involucrarse en la política. Le duele permanentemente todo lo que pasa con el despilfarro, la inmoralidad y el desparpajo de los políticos de su tierra. Muchas veces los confronto a través de los micrófonos, y no fueron pocos los problemas que debió resolver, justamente, por meterle a sus transmisiones, algunos mensajes sobre la necesidad de justicia social y reconocimiento a los más débiles. Siempre fue así. Morirá de la misma forma. Pidiendo para los que parecen morirán sin opción. En Cali, particularmente lo identificaron más con los “diablos rojos” y debió ser más equilibrista que nunca para tener la misma aceptación de la gente verde. Es el eterno lío de mantener una línea sagrada que muchos quieren quebrar por protagonismo inoportuno.

Bernardo Tobón, B.T., Viaja a Medellín a trabajar en Radio Familiar y le toca el turno de 12 de la noche a 6 de la mañana, duró 2 meses, pasó al deporte y trabajó con Ethelberto García, Luís Fernando Posada.. Regresa a Barranquilla al lado de Efraín Peñate y transmite los Juegos Nacionales de Pereira en Caracol. Cofunda con Joaquín Sierra Silva Radio Galeón en Santa Marta. Fue llamado por Carlos Pérez Ángel que había dejado la gerencia de Caracol Barranquilla y sale para Cúcuta, donde fue llamado por Radio Cumbre en Mérida Venezuela y trabajó durante 6 años..

B.T. Se gana el concurso de Radio Caracas Televisión y se va a transmitir el Mundial de Fútbol de España, con Andrés Salcedo y los comentarios de Helenio Herrera y Cesar Luís Menotti, que tripleta de figurones lo acompañaban.De nuevo aparece en la vida de Benjamín, Pérez Ángel y lo recomienda a Caracol Bogotá donde Yamid Amat y Ricardo Alarcón lo llaman inmediatamente, hizo un grupo con Jaime Ortiz Alvear, Iván Mejía y Hernán Peláez, César Augusto Londoño, Adolfo Pérez, Carlos Julio Guzmán, Oscar Múnevar y Fernando Calderón España.

BENJAMÍN, DE EXPORTACIÓN
Giovanny García, G.G.,
Es otro de los personajes de la radio para exportar: cuánto quisiera uno tener en España un narrador con la emoción, rapidez y precisión de Benjamín: tendrían que aprenderles todos… Infortunadamente aquí los medios para narradores extranjeros los tienen casi que cerrados porque saben que si viene alguien con experiencia del otro lado del charco se quedarían con toda la sintonía y perderían hacia el futuro todos los puestos de trabajo; es normal esa defensa de su medio que hacen los españoles nativos… Benjamín ha sido escuchado a nivel internacional por Caracol Básica (recuerdo como entró a oírse en el mundo entero cuando compró a las poderosas Radio Sutatenza de todo el país y obtuvo en onda corta todo el alcance mundial que quiere una empresa) en muchos países y algún radioaficionado (como lo ha sido siempre) me escribió desde el Tíbet comentándome que solía escuchar el fútbol en Colombia y que lo hacia con el Benja pero que había desparecido hace unos años.. La verdad que lo habían trasladado a Cali: Benjamín en su momento era el narrador principal en Bogotá que le disputaba a Sergio Ramírez primero, y luego al Paché la sintonía del Campín, mientras Jairo Aristizábal estaba en Cali , Perea en Barranquilla, Campuzano con Wbeimar en Medellín,Javier Giraldo con Carlos Adolfo Ríos en Manizales, Tato en Pereira, Álvaro Mestre en Santa Marta y Juan Manuel González en Bucaramanga, además de Napoleón Perea (q.e.p.d.), Eugenio Baena Calvo y Melanio Porto (q.e.p.d.) en el boxeo y el béisbol desde Cartagena de Indias…

G.G. Fue una era brillante en Caracol que dominaba nacionalmente casi todas las plazas los domingos. Sólo perdían con Múnera en Medellín, con Carlos Giraldo en Ibagué, con Rafa Araújo y Mao en Cali, con Rodrigo Vásquez en Cúcuta y con James Padilla en Armenia… Era la era brillante en los mediados de los 80 y los 90 ( duró casi 15 años) cuando Caracol se volvió la primera gran empresa latinoamericana de radio, que tuvo además sede en Miami y París con capital netamente colombiano y con la gerencia de Ricardo Alarcón y la dirección de deportes de Oscar Rentería Jiménez y en ese clan en Bogotá el duro era Benjamín Cuello… Los demás nos teníamos que conformar con hacer buenos programas, tener sintonía en la semana y hacer un gran trabajo periodístico antes y después del fútbol… No había otra manera de competir con ellos…Y Benjamín fue uno de esos campeones brillantes de la radio colombiana…

GAFAS DE CONFIANZA
Óscar Restrepo. O.R.,
En el Pascual, montó una estrategia persistente con las barras de los dos equipos. Le hacía un chiste a cada detalle del partido, y se cansó de poner motes o apodos a muchos futbolistas. Benjamín, uno de los pocos narradores que no tuvo vergüenza en aceptar que necesitaba utilizar unos anteojos para ver mejor, contaba alguna vez que de no haberlo hecho, quizás se hubiera quedado en la mediocridad, porque siempre reconoció las dificultades de visión prolongada. Él se sintió orgulloso de tener que usar las antiparras porque los oftalmólogos y médicos se lo exigieron. Algunos y se puede dar fe de ello, prefirieron no hacerlo y terminaban confundiendo a jugadores que no se parecían en nada. Benja, con mucha filosofía decía que él estaba para darle certeza a sus oyentes y que por tal motivo transmitía con las gafas recomendadas por su optómetra de confianza. Cuando las perdió en algún partido, sí que hubo dificultades.

O.R. En una época de gran alcance radial estuvo al lado de Mejía, Hernández Bonnet, otra con Peláez, en la capital. En Cali, compartió con Marino, con Rentería y algunos otros. Pero en transmisiones internacionales se dio el lujo de relegar a los titulares de otras plazas de la empresa en la que se jubilará en breve, según conocimos. Construyó frases célebres como “más
peligroso que un tiroteo en un ascensor. U otra “más peligroso que un enano con una barbera, refiriéndose a los atacantes. También “dónde está la bola, dónde está la bolita..”Y para señalar a un jugador de raza negra intensa lo dijo folclóricamente “tiene color Uvaaaa”. Ese es Benjamín Cuello Henríquez. Un producto caribe que se hizo más reconocido en Cali. Como le
aconteció también a sus paisanos samarios Rafael Araújo, Jorge Eliécer Torres y Eddy Troncoso, recomendado éste último por Benja, al comentarista Rafa Bonilla.

O.R. Siempre sostuvo una tesis que compartí con él. “En Bogotá hay 20 narraciones para el juego de local, y sólo una en el partido de visitante. Sin proponérselo, su deducción promovía que era necesario hacer una información más rotativa en lo que acontecía con el cuadro que esa tarde jugaba de visita. Un proyecto que nunca pudimos redondear, pero que sigue dándole vueltas al bueno de Benjamín. Sus ideales están vigentes. Quiere promover otras alternativas en su remate de carrera. Son más de 30 años de actividad. Casi todos exitosos. Pero la actualidad de la radio deportiva en Colombia tiende a demostrar que los narradores, comentaristas y analistas son muy talentosos, pero no tan trascendentes como en otros tiempos de éxitos y resultados del fútbol colombiano. Por ello los dueños de las empresas aprietan cada vez más a los mejores, y le abren camino a chicos que inician y que por cualquier asignación publicitaria aceptan un puesto en alguna estación capitalina o de provincia. Esa realidad es la que no deja dormir tranquilo a Benjamín. El gran desconocimiento para la gente que le dio estatus y valor a los medios electrónicos.
Bernardo Tobón, B.T., Va a Cali llamado por Marino Millán para narrar en el Grupo Radial Colombiano. Se traslada a Colmundo Bogotá, arma el grupo deportivo con Iván Mejía, Jaime Ortiz, Ciro Díaz y Fabio Restrepo. Regresa al GRC y durante 7 años es narrador de Cali, con Óscar Rentería.Fue contratado en “La Deportiva” grupo de emisora que quiso montar Díaz Salamanca en Cali, Bogotá y Medellín, pero Guillermo es un gran imitador y cuentachistes pero no administrador, y se frustró una idea de éxito asegurado.

1 comment

  1. GERMAN   •  

    *Del barrio La Almería: por comentario de Benjamín Cuello
    MUY BUEN NARRADOR ESO SI…PERO DEBE PREPARARSE UN POCO MAS EN GEOGRAFIA..NO SE PUEDE CONFUNDIR A AUSTRIA CON AUSTRALIA…Y QUE NO SALGAN CON EL CUENTECITO DE SIEMPRE .QUE FUE UN LAPSUS…
    Germán, ¿apellido?, barrio La Almería

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>