Wilson Cano Cardona, de futbolista a empresario

Carlos Julio Serna y el seguimiento a la Primera Categoria de la Liga de Futbol en Antioquia. Rostro que verán por las diferentes canchas.

Carlos Julio Serna

*Para su contabilidad casi un récord: vistió 17 camisetas de equipos profesionales.

Sus amigos y familiares le dicen “Ñeca”, yo le he dicho siempre  a mi señora “mi muñeca” y de tanto usar ese nombre mis compañeros me empezaron a decir llegó “Ñeca”. Buen conversador, con muchas historias dentro y fuera de las canchas, orgulloso de haber jugado en 17 equipos profesionales, 17 camisetas diferentes, casi récord.

Wilson nació el 23 de marzo de 1971 en el Barrio San Javier de Medellín, se casó con María Elena Calderón, tienen un hijo llamado Mateo.

Tiene una fundación llamada Corporación Social y Deportiva Wilson Cano. No le gustó la dirección técnica, fue asistente técnico del samario Hernán Pacheco en Patriotas por medio año, dice que se dio cuenta que eso no era lo suyo.

Por poco tiempo preparó en el 2006 a los delanteros del Chicó.

Se considera un “cazatalentos”, llevó al Pereira a Juan Guillermo Baena, a Diego Echeveri al Real Cartagena, a Juan David Pérez al Chicó, al portero Cristián Bonilla al Once Caldas,  a Johnathan Agudelo a Millonarios, delantero al que le tengo mucha confianza y creo que dará mucho de que hablar, es un goleador muy parecido a Jefferson Duque del Nacional.

Comienzos
Wilson se inicio con 17 años en la Liga Antioqueña de Fútbol en un equipo juvenil llamado Baldever.

wilson cano

Wilson Cano Cardona con la Selección Antioquia en Bogotá

Ingresó al Medellín donde jugó en varias categorias, en el equipo profesional hizo 34 goles en 110 partidos en los años de 1994 (17 goles); 1995 (7 goles)  y 1996 (10 goles) .

foto2

Con el Medellín

Los equipos donde jugó: Envigado, Medellín, Once Caldas, Santa Fe, Deportivo Cali, Júnior, Pereira, Pasto, Millonarios, Huila, Quindío, Boyacá Chicó, Maracaibo y Carabobo en Venezuela; St Pauli de Hamburgo, Alemania, Aucas de Ecuador e Itagüí de la B.

En Colombia el jugador que ha jugado en más equipos es Néstor “Palmira” Salazar Díaz, en 18 equipos.

El récord en el mundo lo tiene el alemán Lutz Pfannestiel,  jugó en 25 equipos de 15 países.

A nuestra generación no nos tocó los ahora empresarios y agentes FIFA (antes del 2001 no existían licencias de la FIFA), nos tocaba hacer sacrificios económicos para poder jugar.

Mi mejor sueldo fue con los Char en Júnior, unos $ 15.000.000.

Ahora con mi Corporación estoy participando en la Liga Antioqueña de Fútbol en la primera C, fui campeón en la juvenil B en el 2013. Voy a las comunas donde hay mucho talento, Antioquia siempre se ha caracterizado por sacar excelentes jugadores. Wilson actualmente trabaja con su equipo de la C en la IV Brigada.

foto3

Aquí en esta foto está con el niño Cristián Bonilla, a Cristián lo llevó al Once Caldas.

foto4

Wilson Cano  con Gerardo Bedoya y su “papá” Humberto Arias.

foto5

Wilson Cano cuando jugó en el Boyacá Chicó, el otro futbolista en la foto es Alexander “La Pelusa” Orrego

foto6

Con su hijo Mateo en Bogotá cuando jugó con Santa Fe

Anécdotas
Nuestro kinesiólogo en el Medellín era Jorge Buitrago, todo un personaje en el grupo, se creía del “cartel”, ya que de la catedral lo llamaban para que les preparara comida y masajeara al “patrón” y a todos los internos. Un día estando concentrados con el Medellín en Llanogrande, Rionegro, le dije a mi gran amigo John Jaime “La Flecha Gómez que se inventara una “chapa” (sobrenombre), después de buscar entre varios nombres nos pusimos de acuerdo en “Caresilla”,  con ese nombre les avisamos a los compañeros lo que íbamos a hacer al otro día en la concentración.

La idea era ver como reaccionaba al darle una noticia mentirosa sobre la muerte de “Caresilla” (el “Caresilla” no existía), Buitre, así le decíamos,  se las daba y se creía como miembro del “cartel”.

Luego de lustrar los guayos, cosa que hacía desde las 5 de la mañana, pasó por nuestro lado a tomar tinto,  nos saludó,  le dije a  John Jaime la “Flecha” Gómez, listo decile pues….no decile  vos “ñeca”, listo yo le digo…Jorge, si… que pasa “ñeca”  adivina a quien mataron,  no… no me digas a quien,  a “Caresilla”…no jodas, verdad dónde? en la Ramada en Bello… hp… se le dijo que no fuera por allá, se le había advertido lo peligroso que era ir por esos lados, todos le habíamos dicho que no saliera. No se imaginan las risas de todos en la concentración,

Jorge  adivinaba e intuía lo que necesitábamos, cuando lo llamábamos “Buitre”, él ya sabía y nos decía “Ñeca” ya les llevo el espadrapo.

-Otra anécdota me ocurrió en Ecuador, cuando llegué al aeropuerto, me bajé del avión, vi una gran cantidad de periodistas corriendo como hacia mí, mire atrás para ver si venía Juanes o cualquier otro cantante famoso y me acorralaron, les pregunté qué pasaba…me dijeron es que usted es el jugador más costoso que ha contratado el Aucas, llegué a ganarme US $ 8.000. Cuando llegaba el día del pago siempre me dejaban de último, me decían señor Cano, este mes solo reunimos US$ 3.400 y así cada mes era menos el pago.

-Estando en Manizales, en el Once Caldas, el preparador físico  hizo ronda a la casa donde vivíamos, eso me molestaba mucho, no me gustaba, sobre todo que no respetaban nuestra intimidad. A un compañero marcador de punta se le metió hasta el cuarto,  levantó la sábana para ver con quien estaba durmiendo y que pena era la señora.

-Una vez jugando con la selección Antioquia sub23 en Bogotá, nuestro entrenador Jairo Ríos, quien acostumbraba subirnos el ego, nos puso a aplaudir a Edgar “El Pánzer” Carvajal, nos decía, es el mejor delantero que tenemos, ese es todo un “Pánzer, eso se lleva a todo el mundo por delante, cuando terminó el primer tiempo el “Pánzer” ni  tocó el balón y Jairo que era bastante vulgar lo llama y le dice, Panzer Carvajal “cara de una cosa” vos lo que sos es un soldado de chocolate.

EQUIPO IDEAL
Le pedí a Wilson que armara el equipo ideal con quienes fueron sus compañeros:

Arquero: Luis Barbat, Ever “Chaca” Palacios, Mario Alberto Yepes, Javier Arango y Héctor Mario Botero en la defensa; John Wilmar “La Pelusa” Pérez, Martín Zapata, en primera línea; Oscar Pareja y Arley Betancourt, en segunda línea y  John Jaime “La Flecha” Gómez y Víctor Bonilla.

Yo quiero que escriba algo que nos tiene muy tristes a muchos exfutbolistas, es muy humillante para nosotros que dimos espectáculo en diferentes canchas del país, no tener un pase vitalicio o algo así para poder ingresar a ver un partido de fútbol, gracias a Dios yo tengo como pagar una entrada, pero deberían estudiar con la Dimayor y los gerentes de los equipos la posibilidad de facilitarles el ingreso a estadio.

– See more at: http://capsulas.com.co/wilson-cano-cardona-de-futbolista-a-empresario/#sthash.B477lFAm.dpuf

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>