Enamora a tus empleados y ellos enamorarán a tus clientes

Por:

Daniel Sánchez García

Profesional en coaching y neurociencia aplicada al marketing

Cerebro en práctica

www.cerebroenpráctica.com

 

No puede esperar que sus empleados excedan las expectativas de sus clientes si no excede las expectativas que los empleados tienen de sus directivos.

Howard Schultz

 

 

Hay una correlación totalmente directa entre la experiencia de los empleados y la experiencia con los clientes. La premisa es muy fácil, “cuida de tus empleados y ellos cuidarán de tus clientes”, nada evidencia más una insatisfacción laboral que la actitud y el comportamiento de los empleados frente al trabajo.

Los primeros “clientes” de tu organización  son aquellos que cuidan de los clientes, directa o indirectamente. Empleados comprometidos construyen clientes leales, lo que a su vez crea empleados felices.

 

 

¿Qué estás haciendo para que tus empleados estén bien?

 

 

Si quiere cambiar el mundo, vaya a su casa y ame a su familia.

Madre Teresa de Calcuta.  

 

Antes de conquistar a tus  clientes conquista a tu equipo de trabajo,  porque ellos son los que hacen que las cosas pasen, son los que están al pie del cañón día y noche y son los que darán lo mejor por tu compañía como 300 guerreros espartanos dieron lo mejor contra los persas, si tu compañía tiene problemas con el servicio tiene que ver con la gente que trabaja en ella, el principio es bien conocido hace mucho tiempo “tu gente trata a los clientes con el mismo aprecio que son tratados al interior de la compañía” son tus empleados quienes con cada interacción tocan la vida de las personas , sacan una sonrisa y le ponen color al mundo.

Normalmente se dice que las compañías deben poner primero a los clientes, yo pienso que las compañías deben poner de primeros a sus empleados porque el verdadero valor agregado está dado por la interacción emocional entre el  cliente y el empleado,  al poner a los empleados primero puedes crear y entregar un gran valor a tus clientes y diferenciarte de tus competidores, cuando una compañía pone a sus empleados primero, al final es el cliente quien viene primero y recibe el mayor beneficio.

 

Motiva a tus empleados con algo más que dinero.

 

Puedes comprar el tiempo de una persona, puedes comprar su presencia física, pero nunca podrás comprar su entusiasmo, nunca podrás comprar su lealtad, no se puede comprar la devoción de su corazón, su mente y su alma, eso hay que ganárselo.

Clarence Francis.

 

El dinero es una variable importante, la gran mayoría trabajan en una organización por eso, pero hay otras cosas igual de  importantes  que el dinero, incluso más importantes, mencionaremos algunas.

Buen trato: Si los empleados de tu compañía  son bien tratados ellos saldrán a dar lo mejor por la misma y a tratar a los clientes de la misma manera que son tratados.

Reconocimiento: Reconoce los logros de las personas, hay que ir más allá de solo pagar, hay que hacerle sentir a las persona que son  importante para la compañía y que son mucho más que un número en una tabla de Excel que suben las ventas.

Significado: Las personas van a trabajar por mucho más que un salario, ellos quieren tener propósitos mucho más altos, descúbrelos y haz que la compañía haga parte de sus sueños, y si no tienen sueños, pues… haz que los construyan…

¿Vale la pena? Como directivo o dueño de una compañía haz la prueba y siéntate a observar los resultados…

 

hasta la próxima…

 

Daniel Sánchez García

Profesional en coaching y neurociencia aplicada al marketing

Cerebro en práctica

www.cerebroenpráctica.com

Móvil: (57 4) 3004221515

Una de mis grandes pasiones siempre ha sido estudiar el comportamiento humano para entender los fenómenos sociales explicados desde la neurociencia, el coaching, el marketing, la administración, la inteligencia emocional, la comunicación, la programación neurolingüística y el comportamiento del consumidor. La combinación de mi pasión con estas disciplinas es lo que define mis actividades profesionales, académicas e investigativas en la actualidad. Al descubrir que todo lo anterior es de tanta utilidad para las personas y las organizaciones, investigué un poco más encontrando temas cada vez más fascinantes y de aplicación en la vida real. Consciente de que me falta mucho por aprender, me motiva el hecho que cada día hay una gran cantidad de conocimiento novedoso y surgen nuevos expertos que tienen mucho para aportarnos, sin embargo, me encanta aprender de cualquier persona con la cual interactúo en mis labores diarias, pues son ellos quienes determinan la dinámica social del mundo. Mi nombre es Daniel Sánchez García, certificado como experto internacional en coaching por International Coaching School (Valencia - España 2012), avalado ante ASESCO (Asociación Española de Coaching) y ante AIC (Asociación Iberoamericana de Coaching). Desde el año 2011 soy escritor de este blog del periódico El Colombiano,y en la revista especializada para PYMES Comunidad económica ACOPI Antioquia. Investigador académico en economía, comportamiento del consumidor y desarrollo económico local, con ponencias y publicaciones en congresos y revistas nacionales e internacionales. Desde el año 2008 fundé el centro de capacitaciones y asesorías integrales Cerebro en Práctica con el cual brindamos asesorías, consultorías, capacitaciones y cursos a personas y empresas, en diversos temas como neurociencia e inteligencia emocional en el trabajo, lenguaje no verbal, emoción y sentimiento en el servicio al cliente, neurociencia y programación neurolingüística para ventas, comunicación emocional, persuasión y asertividad, neurociencia y comunicación para negociación y resolución de conflictos y manejo del tiempo y diseño de objetivos. Me puedes contactar http://www.cerebroenpractica.com/ por whatsapp al movil 3004221515.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>