Los laboratorios están llenos de animales

Rata Lobund-Wistar usada en laboratorio. Foto cancer.gov

Rata Lobund-Wistar usada en laboratorio. Foto cancer.gov

Es una cifra difícil de estimar. Y de digerir. En el mundo cada año se usan hasta 100 millones de animales para ensayos de variada naturaleza, desde probar toxicidad de nuevas medicinas hasta para estudios conductuales.

Gatos, perros, ratones, peces, gusanos se incluye en las múltiples órdenes, familias y especies utilizadas.

El informe del Reino Unido en 2017, revelado hace dos semanas, mostró que el año pasado se redujo el uso luego de una década en la que hubo un aumento del 37 %- Así, se produjeron 1,9 millones de animales, casi lo mismo que en años precedentes. Otros 1,9 millones de procedimientos experimentales, desde investigación básica, estudios de medicinas y entrenamiento quirúrgico se realizaron, 7 % menos que en 2016 y 17 % menos desde 2008.

Se redujo el uso de ratones, pero aumentó el de peces, de 287.000 a 308.000, lo que se explica por el uso del pez cebra transgénico, que ha ganado en popularidad como modelo de enfermedades humanas.

“Me sorprendió la reducción”, dijo el genetista Robin Lovell-Badge, del Francis Crick Institute. Espera que aumentara el uso debido a avance de tecnologías como las tijeras genéticas, CRISPR, que hace menos problemática la creación de animales genéticamente modificados.

Pudo incidir en la disminución el aumento en el costo del sostenimiento de los animales por la aparición de equipos más sofisticados para albergar los animales, mientras que el dinero para las investigaciones no ha subido.

También pudo deberse a que muchos laboratorios utilizan la criopreservación, congelando esperma para desarrollar embriones luego.

Igualmente pudieron ser muchas otras razones, dijo Dominic Wells, de Royal Society of Biology, como otros focos de interés de las compañías farmacéuticas.

En el Reino Unido se redujeron de manera significativa los procedimientos en perros y primates, que junto a los gatos, son especies protegidas en ese territorio y se usan en menos del 0,2 % delos estudios.

El año pasado los científicos usaron más caballos que en años precedentes, aunque no se sabe por qué este aumento.

Los primates son muy empleados en toxicología y seguridad farmacéutica, siendo el último escalón antes del uso de esos productos en humanos.

La mayor utilización de los peces se presenta también en Estados Unidos, pasando del 0,81 % de los recursos asignados en 2008 al 1,27 % en 2015..

También subió el uso de los gusanos C.elegans pero se redujo el uso de ranas.

Allí, los modelos de moscas de las frutas (Drosophila melanogaster), de los nematodos (Caenorhabditis elegans), los peces cebra (Danio rerio) y las ranas Xenopus laevis fueron mencionados en más 9.500 aplicaciones para recibir dinero.

En la Unión Europea el 93 % de los animales usados en laboratorio son vertebrados.

Se estima que los ratones, las ratas, los peces y los anfibios y reptiles responden por cerca del 85 % de todas las investigaciones con animales.

La mayor parte de estos animales son sacrificados luego del estudio.

Fuentes base: Nature, The Scientist

Me interesa y me gusta divulgar temas científicos y medioambientales como una forma de acrecentar el interés por estas temáticas. Espero hacerlo bien cada día.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>