Hallazgo en Europa enreda el origen de los humanos

Las huellas halladas en Creta. Foto Andrzej Boczarowski

Las huellas halladas en Creta. Muestran un pie tipo humano, don los dedos al frente. Foto Andrzej Boczarowski

Un nuevo hallazgo complica nuestro pasado. En Creta encontraron unas huellas de hace 5,7 millones de años, hechas por un homínino según los análisis.

De esa época solo se conocen homínidos y homíninos (rama diferente a los grandes simios) de África. Entonces, ¿de dónde venimos?

Si no se conoce todavía toda nuestra historia evolutiva con periódicos hallazgos de fósiles que replantean hipótesis o siembran más dudas, lo hallado en Creta confunden mucho más.

Desde el descubrimiento de los fósiles de Australopithecus en África oriental y del sur durante la mitad del siglo pasado, el origen del linaje humano se ha pensado en África. Algunos descubrimientos más recientes, como el pie tipo humano y la locomoción erguida, incluyendo las icónicas huellas de Laetoli en Tanzania de hace 3,7 millones de años, reforzaron la idea de que los homíninos no solo se originaron en África sino que permanecieron aislados allí varios millones de años antes de dispersarse por Asia y Europa.

El nuevo hallazgo sugiere un panorama mucho más complejo. Fue publicado en Proceedings of the Geologists’s Association.

El pie humano tiene una forma única, distinta a cualquier otro animal terrestre. La combinación de una planta larga, cinco dedos cortos estirado al frente, sin garras, y un dedo gordo que es más grande que los demás también es exclusiva.

Pie de hembra humana moderna. Cinco dedos que miran hacia adelante y una planta característica. Foto Pixabay

Pie de hembra humana moderna. Cinco dedos que miran hacia adelante y una planta característica. Foto Pixabay

 

El pie de nuestros parientes más cercanos, los grandes simios, se parecen más a una mano humana con un dedo gordo que se desprende hacia un lado. Las huellas de Laetoli, que se cree fueron hechas por Australopithecus, son muy similares a las de los humanos modernos salvo que el talón es más estrecho y la planta carece de arco. En contraste, el Ardipithecus ramidus, de hace 4.4 millones de años, hallado en Etiopía, el homínino más antiguo conocido con fósiles más o menos completos, tiene un pie tipo gran simio. Para quienes lo describieron, es un ancestro directo de homíninos posteriores, sugiriendo que entonces no había evolucionado el pie tipo humano.

Las nuevas huellas de Trachilos, Creta occidental, tienen una forma humana, en especial en los dedos. El dedo gordo es similar al nuestro en forma, tamaño y posición, y presenta una característica de la planta que no está presente en los grandes simios. Y la planta es proporcionalmente más corta que la de Laetoli pero tiene la misma forma general.

Parecen no quedar dudas, entonces, que esas huellas las hizo un homínino que caminó por Creta, algo más primitivo que el de Laetoli (ver la diferencia de edades). Fueron hechas en una playa de arena, quizás un pequeño delta de un río, mientras las de Laetoli se hicieron en ceniza volcánica.

Lo que las hace controversiales es la edad y ubicación”, según el profesor Per Ahlberg de Uppsala University, autor del estudio.

Con unos 5,7 millones de años, son más recientes que los homíninos más antiguos, Sahelanthropus de Chad y contemporáneas con el Orrorin de Kenya, pero más antiguas que las del Ardipithecus ramidus. Esto entra en conflicto con la tesis de que e A. ramidus es un ancestro directo de homíninos posteriores. Es más, hasta este año, todos los fósiles de homíninos de más de 1,8 millones de años (la edad de Homos tempranos de Georgia) eran de África.

Pero las huellas de Trachilos, están datadas con precisión con base en foraminíferos (microfósiles marinos) de lechos someros y profundos, más el hecho de que están justo debajo de una roca sedimentaria reconocida, que se formó cuando el mar Mediterráneo se secó brevemente hace 5,6 millones de años

Por coincidencia, según los autores, a comienzos de año otro grupo reinterpretó al primate Graecopithecus, de Grecia y Bulgaria, de hace 7,2 millones de años, como un homínino. De este solo se conocen dientes y mandíbulas.

En el tiempo en el que se hicieron las huellas de Creta, el Mioceno tardío, no existía el desierto del Sahara, los ambientes sabana se extendían del norte de África hasta el Mediterráneo oriental. Creta no se había separado de Grecia. Por eso no resultaría difícil que los homíninos hubieran estado por el sudeste europeo y por África, y dejaran sus huellas en una playa mediterránea que un día sería parte de la isla de Creta.

El descubrimiento desafía la narrativa establecida de la evolución humana temprana y probablemente generará debate. Si la comunidad científica sobre los orígenes humanos aceptará estas huellas como evidencia concluyente de la presencia de homíninos en el Mioceno en Creta, está por verse”, expresó Per Ahlberg.

Un paisaje demasiado complicado en el que, sin duda, faltan piezas.

A seguir excavando.

El pensamiento surgió hace 1,8 millones de años

La profesora Shelby con fósiles antiquísimos. Foto University of Iowa

La profesora Shelby con fósiles antiquísimos. Foto University of Iowa

Cuando se habla de la evolución de los homínidos y los homíninos se trata de sobreentender que la forma humana de pensar surgió muy reciente.

Pero tal vez no haya sido así. No a la luz de un estudio publicado en Nature Human Behavior realizado por un neuroarquéologo de Indina University. Continuar leyendo

Encontraron un continente perdido

El profesor Ashwal estudia las rocas donde se encontraron los circones. Foto Susan Webb/Wits University

El profesor Ashwal estudia las rocas donde se encontraron los circones. Foto Susan Webb/Wits University

Tanto que se ha especulado del continente perdido y fue hallado. Bueno no es el que tanto dicen las leyendas, es otro. Continuar leyendo

Amenazados 60% de los primates

Langur chato dorado Rhinopithecus roxellana. Foto Eva Hejda

Langur chato dorado Rhinopithecus roxellana. Foto Eva Hejda

Cerca del 60% de las casi 500 especies conocidas de primates están amenazadas por extinción dice un estudio del Centro Alemán de Primates (DPZ). Continuar leyendo

2011-2015: cuando el hombre enloqueció el planeta

Imagen OMM

Imagen OMM

Hicimos el daño y solo queda reducir los efectos: el periodo 2011-2015 fue el más caliente de la historia de los registros confirmó la Organización Meteorológica Mundial, que además reveló un dato preocupante aunque no inesperado: de 79 estudios publicados en el Bulletin of the American Meteorological Society, entre 2011 y 2014 más de la mitad encontró que el cambio climático inducido por el hombre contribuyó a los eventos climáticos extremos que generaron altos costos en vidas humanas y dinero.

El Acuerdo de París que acaba de entrar en rigor busca que la temperatura a 2050 no aumente más de 1,5 °C con respecto a la era preindustrial, pero en 2015 hubo un momento en el que alcanzó 1 grado. El margen de maniobra es mínimo.

El quinquenio fue duro. La sequía de África oriental de 2010 a 2012 produjo 258 000 muertos junto a la de África del sur de 2013 a 2015.

Las inundaciones de 2011 en el sudeste asiático representaron pérdidas por US $40 000 millones, mientras el solo huracán Sandy generó daños por US $67 000 millones mientras el tifón Haiyan mató 7800 personas en Filipinas.

Solo algunos de los fenómenos extremos que el mundo afrontó.

Pero el reporte de la OMM contiene muchos más datos. Algunos de ellos son:

Las temperaturas de esos 5 años estuvieron 0,57 °C encima del periodo 60-90. El año más caliente fue 2015, que superó a 2014.

La temperatura de los océanos superó las marcas previas en casi todas las aguas del globo.

El hielo del Ártico se redujo de manera sostenida. El promedio estuvo en 4,7 millones de kilómetros cuadrados, 28% debajo del periodo 1981-2010. En contraste la Antártida estuvo por encima de este periodo de referencia.

El deshielo de Groenlandia se mantuvo sobre los niveles promedio de 1980 a 2010, mientras las montañas nevadas siguieron perdiendo área glacial.

Las altas temperaturas en Estados Unidos en 2012, las de Australia en 2013, los veranos supercalientes en Asia oriental y Europa occidental en 2013, las olas de calor en la primavera y otoño de 2014 en Australia, el récord de calor en Europa en 2014 y la ola de calor en Argentina en 2013 se debieron a los efectos del hombre sobre el clima, mientras en otros eventos no tuvieron incidencia tan fuerte.

111 000 elefantes cazados en solo 10 años

Foto Benh Lieu Song-Wikipedia

Foto Benh Lieu Song-Wikipedia

No la pasan bien los grandes animales por la codicia humana. No la pasan bien los elefantes en África: fueron muertos 111 000 entre 2006 y 2015 de acuerdo con el Reporte del Estado del Elefante Africano de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza, entregado en la cumbre de Cites en Sudáfrica.

El reporte comprende la situación en 37 estados subsaharianos e incluye más de 275 nuevos estimativos de poblaciones de elefantes en toda la región. Y por primera vez se estabelce un número total en los planos continental, regional y nacional.

Mediante una amplia variedad de métodos, desde rastreos aéreos hasta conteo de excrementos, se pudo estimar que en 2015 había 93 000 elefantes menos que en 2006, 111 000 al incluir poblaciones no registradas antes.

Hoy existen 415 000 elefantes y podría haber de 117 000 a 135 000 más en áreas no rastreadas de manera sistemática.

La caza de estos grandes animales por comerciantes olegales de marfil ha sido la principal razón de su declive, una caza que arreció en la última década y ha sido la peor ola desde los años 70 y 80 del siglo pasado.

Es una cifra alarmante sobre la cacería implacable sobre este animal, uno de lso más inteligentes y el mamífero terrestre más grande, en palabras de Inger Andersen, director general de la UICN.

El reporte es una ayuda más en el esfuerzo que se debe incrementar de manera sustancial para reducir la acción de los cazadores.

Con cerca de 70% de los elefantes, el sur de África posee el mayor número de especies, cerca de 293 000 elefantes; África Oriental el 20%, cerca de 86 000, unos 24 000 quedan en África Central o el 6%, mientras la menor población se registra en África Occidental con unos 11 000 o el 3% del total.

La región más afectada por la caza es África Oriental, donde se redujo más de 50% la población, en su mayor parte por el 60% de declive en Tanzania. En Uganda, Kenya y Rwanda las poblaciones han estado estables o han crecido un poco, con la mayor expansión dada en Kenya.

10 noticias científicas de la semana

Pecas y cabello rojo asociados a mutaciones cancerígenas. Foto Wikipedia

Pecas y cabello rojo asociados a mutaciones cancerígenas. Foto Wikipedia

 

1. Cáncer, pecas y cabello rojo

Científicos del Wellcome Trust Sanger Institute y la Universidad de Leeds probaron que variantes genéticas relacionadas con el cabello rojo, la piel blanca y las pecas están vinculadas con un alto número de mutaciones genéticas del cáncer de piel. La incidencia de esas mutaciones asociadas con esas variantes equivale a 21 años extras de exposición al sol en personas sin esas variantes. Muy alto. El estudio apareció en Nature Communications.

2. A oscuras mejor

Un nuevo estudio se sumó a los que han mostrado cómo la luz artificial nocturna tiene consecuencias negativas para la salud. Este encontró afectación del sistema inmunitario, pérdida muscular y señales de osteoporosis. El estudio se hizo con ratones y fue publicado en Current Biology. Lo positivo es que todos esos factores se revierten cuando se vuelve a condiciones de oscuridad, como lo han revelado también otras investigaciones.

3. Monos trabajadores

Evidencia arqueológica en Brasil sugiere que los monos capuchinos allí usaban herramientas al menos hace 700 años, el ejemplo más antiguo de ese uso por fuera de África según el estudio publicado en Current Biology. Empleaban piedras para romper nueces. Los monos usaban las piedras más adecuadas para su trabajo, según análisis de los científicos. Hace poco en Tailandia se había reportado en macacos.

4. Vida perdida

En 58 % de la superficie terrestre la biodiversidad ha caído por debajo de los límites de seguridad, según estudio en Science. Una conclusión tras analizar 2,3 millones de registros de más de 39.000 especies viviendo en cerca de 18.600 sitios. El límite de seguridad es el 90 % del valor original. Menos de eso podría traer problemas. La biodiversidad global ha caído al 84,6 % de lo que tuvo en su momento.

5. Nebulosa atiborrada

La nebulosa de Orión en una de las constelaciones más renombradas, nebulosa visible al ojo desnudo, astrónomos hallaron centenares de enanas marrón y objetos de tipo planetario, muchos más de los que se habían observado antes en esa región considerada cuna de estrellas, sugiriendo que la tasa de formación de aquellos otros objetos también es muy alta. Allí podrían existir entonces planetas se desprende del estudio aparecido en Monthly Notices of the Royal Astronomical Society.

6. Somos muy diferentes

Una nueva prueba de las diferencias cerebrales entre el cerebro de mujeres y hombres encontraron científicos de la Universidad de California en Los Ángeles. En estudios sobre presión sanguínea hallaron que se presentan respuestas opuestas en el frente derecho d ella corteza insular, la parte del cerebro que integra la experiencia de las emociones, la presión de la sangre y el auto reconocimiento. El hallazgo fue publicado en Frontiers in Neurology.

7. Radiografía de la voluntad

Científicos rastrearon el cerebro cuando personas hacían lo que querían, a su libre voluntad, encontrando en qué zonas está enraizada esa la decisión voluntaria. La atención se da en el lóbulo parietal, mientras el periodo de deliberación toma lugar en la corteza frontal en sitios relacionados con el razonamiento y el movimiento, y en los ganglios basales en la profundidad cerebral vinculada a funciones motrices como iniciar una acción. El hallazgo será publicado en Attention, Perception & Psychophysics.

8. Endulzantes que engordan

Los endulzantes artificiales, se ha dicho, aumentan el apetito, según distintos estudios. Científicos encontraron las causas: se encuentra en el centro de recompensas del cerebro, en donde la sensación del dulce está integrada con el contenido de energía, por lo cual se produce un desbalance que lleva a que se ingiera más comida. El avance apareció en Cell Metabolism y será un factor a tener en cuenta al momento de recomendar o usar esos endulzantes, en boga hoy.

9. Mire y aprenda

Los cuervos son de las aves y animales más inteligente, al punto de usar herramientas, Un estudio en Royal Society Open Science reveló que ellos aprenden mucho viendo a sus congéneres, demostrándose que la conexión social con los otros es determinante para obtener nueva información. El hallazgo se hizo mediante un experimento que incluía recompensa con comida para resolver un problema.

10. Contando árboles

Hay muchos tipos de árboles en la Amazonia, pero ¿cuántos? Faltan por descubrir, pero científicos estudiaron todo lo que se ha identificado para concluir que se tienen hasta ahora 11.676 especies arbóreas halladas entre 1707 y 2015, y quizás podrían ser 16.000 pero tomará siglos saberlo. Claro, estas son más escasas. El interesante estudio apareció en Scientific Reports.

Los humanos se tiraron en todo

Así luciría el mapa de grandes mamíferos -al menos de 45 kilos- sin los humanos. El número de la escala indica el número de especies. Cortesía Soren Faurby

Sin los humanos, el mapa mundial de mamíferos sería tan diferente. Eso sugiere un estudio que revela que la alta diversidad de grandes mamíferos en África refleja las actividades humanas en el pasado y no las restricciones climáticas o de otro tipo.

En un mundo sin humanos la mayor parte del norte de Europa sería no solo hogar de lobos sino de osos, alces sino de elefantes y rinocerontes.

Sí, investigadores de Aarhus University, Dinamarca, mostraron que la extinción masiva de los grandes mamíferos durante la última Edad de Hielo y en el milenio siguiente (la extinción final de megafauna del Cuaternario) se explica de sobra por la expansión del hombre moderno a través del mundo.

En este estudio analizaron cómo hubieran sido los patrones de diversidad de los mamíferos por todo el mundo en ausencia del impacto humano, basados en la distribución natural de cada especie según su ecología, biogeografía y el modelo actual de ambientes naturales. Es tal vez el primer estimativo de cómo habría sido el mapa de diversidad de mamíferos sin la presencia humana.

“El norte de Europa no es el único lugar donde los humanos han reducido la diversidad de mamíferos, es un fenómeno mundial, Y en la mayoría de los lugares, hay un gran déficit de diversidad de mamíferos en relación con lo que naturalmente debería ser”, según el profesor Jens-Christian Svenning, uno de los investigadores.

El mapa actual de mamíferos muestra que África es virtualmente el único sitio con una alta diversidad de grandes mamíferos. El mapa construido por los investigadores de la diversidad natural de esos grandes animales muestra una gran presencia por todo el planeta, con niveles muy altos en Norte y Suramérica, áreas que hoy son relativamente pobres en mamíferos.

“La mayoría de los safaris son en África, pero bajo circunstancias naturales muchos animales grandes hubieran existido en otros sitios. La razón de los safaris en África no es porque el continente sea anormal en riqueza de especies, refleja por el contrario que es el único lugar donde las actividades humanas no han borrado la mayoría de los grandes animales”, según Soren Faurby.

El estudio apareció en Diversity and Distribution.

No es el clima africano tampoco.

Nota: Tal vez por ser el único espacio con grandes animales, los humanos comienzan a exterminar ya algunas poblaciones de esos mamíferos con la caza ilegal para vender sus partes o por simple diversión.

Mataron 100.000 elefantes en 3 años

Cuerpos de elefantes cazados por su marfil. C. Leadismo/Save The Elephants

La tragedia no podía ser más grave: 100.000 elefantes africanos fueron cazados ilegalmente entre 2010 y 2012, produciendo una reducción del 2 al 3% de la población del icónico animal.

Sí, el comercio de marfil ha alcanzado niveles insostenibles.

Aunque no es fácil establecer las cifras y podrían quedarse cortas, George Wittemyer, de la Universidad de Colorado y su grupo examinó los datos demográficos de los elefantes y analizó las causas de muerte para obtener estimativos basados en evidencias.

El estudio fue publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences.

Los investigadores comenzaron a mirar los elefantes de la Reserva Nacional Samburu en Kenya, donde cada muerte y nacimiento han sido registrados desde 1998. Usaron los restos para precisar si un elefante había muerto por causas naturales o por cazadores ilegales. Así, hallaron evidencias serias de que las tasas de caza ilegal comenzaron a dispararse en 2009. Es más, se demostró que las tasas estaban asociadas fuertemente con el aumento del precio del marfil en el mercado negro local y la parte destinada para China.

Luego usaron el estudio de Samburu para trasladar los datos de restos en las tasas de caza ilegal en 12 poblaciones cubiertas por el Monitoreo de Muertes Ilegales de Elefantes (Mike) de la convención Cites. Desde 2002 Mike ha apuntado a cuantificar el número de elefantes muertos por cazadores mediante sondeo de restos en 45 puntos de África, aunque sin datos completos de la población total.

Los investigadores otras variantes correlacionadas con las tasas de muerte y usaron la información para extrapolar su modelo a 306 poblaciones africanas de elefantes.

Así, encontraron que la tasa de caza era de 7% año de 2010 a 2012, o sea unos 33.630 animales por temporada. El resultado corrobora otro estudio que indicaba que la población de elefantes en África Central se redujo 2/3 entre 2001 y 2012.

Muchas de esas poblaciones, según el estudio, desaparecerán en 10 años si no se actúa con urgencia y decisión.

Todo por la ambición humana.

Mis 10 noticias científicas de la semana (25-31)

1. El primer polinizador

Sus últimos días fueron en lo que hoy se conoce como Messelt Pit. No fueron recientes, pues murió algo así como hace 47 millones de años. Y sin pensarlo, se constituye ahora en un valioso testimonio: el ave polinizadora más antigua conocida a la fecha. En su estómago bien preservado se encontraron distintas clases de polen. El hallazgo fue reportado en Biology letters. La evidencia más antigua de polinización era de hace 30 millones.

2. Qué animales para viajar

Científicos reportaron la migración más extensa en África: la realizan miles de cebras. A ocho de ellas se les colocaron collares con GPS, lo que permitió seguir el patrón de desplazamiento. Los científicos rastrearon dos años consecutivos de desplazamiento hacia y desde el río Chobe en Namibia y el Parque Nacional Nxai Pan en Bostwana. El estudio de World Wildlife Fund publicado en Oryx reveló que recorren 500 kilómetros.

3. No estrese su semen

El estrés sicológico es nocivo para semen y espermatozoides al afectarse su calidad en cuanto a concentración, apariencia y capacidad de fertilizar un óvulo. Eso demostraron científicos que presentaron sus hallazgos en Fertility and Sterility. Se encotnró que era más probable encontrar en hombres estresados bajas concentraciones de espermatozoides en el eyaculado y estos eran deformes o tenían menos movilidad.

4. El volcán fue habitable

Científicos analizando fotos de Marte dijeron que el volcán Arsia Mons pudo haber sido el hogar de los más recientes ambientes habitables en el planeta rojo. Mostraron que erupciones debajo de una capa de hielo pudieron haber creado muchas cantidades de agua líquida sobre la superficie hace cerca de 210 millones de años. Y donde hay agua podría haber vida. Su análisis apareció en Icarus.

5. Gas, pero mucho gas en la atmósfera

La Organización Meteorológica Mundial reveló que en abril se impuso un lamentable récord en el Hemisferio Norte: los niveles de dióxido de carbono (CO2) estuvieron en o sobre las 400 partes por millón. Ese gas es responsable en gran medida del calentamiento del planeta. Esas 400 ppm dicen que los niveles son 150% mayores a los que se tenían antes de la llamada revolución industrial. Se espera que los niveles en ese hemisferio y todo el planeta continúen al alza, pero los 400 son una voz de alarma para un planeta que se achicharra y derrite a la vez.

6. Los diamantes sí son eternos

Astrónomos de la Universidad Yale revelaron que los planetas de diamante deben ser mucho más comunes de lo creído hasta ahora. Esa clase de planetas extrasolares podrían contener enormes depósitos de grafito y diamantes y su aparente abundancia origina nuevas inquietudes acerca de las implicaciones de esos ambientes ricos en carbono. Estos planetas de diamante han sido sensación desde que en 2012 se publicó un estudio sugiriendo que 55 Cancri e era de diamante. Estos planetas tienen 2/3 de su masa en carbono. El nuevo estudio apareció en The Astrophysical Journal.

7. Taller de genes

Una técnica de reparación de genes podría mejorar los resultados de las terapias genéticas y fue descrita en Nature. En ella se editan genes de células madre humanas hematopoyéticas, que dan origen a todos los tipos de células sanguíneas. El potencial terapéutico de la edición del genoma se demostró en muestras de un paciente humano con una severa enfermedad de inmunodeficiencia heredada. La técnica ha sido buscada hace mucho y el grupo que reporta el avance logró superar algunos obstáculos que la frenaban.

8. El gran mapa de nuestras proteínas

Científicos presentaron en dos estudios borradores del mapa de proteínas humanas, el proteoma que describe todas las que componen un individuo, un avance con implicaciones en la investigación básica y biomédica. En uno de los borradores se presentaron 17.294 proteínas codificadas por los genes, mientras en el otro se ensambló evidencia de cerca de 18.000 genes incluyendo un núcleo de 10.000 a 12.000 proteínas expresadas en diferentes tejidos. Un buen logro. Se presentó en Nature.

9. Ayudar a niños pobres sí paga

Cuando a niños pobres se les incluye en programas de desarrollo, de adultos tienen mayores capacidades para obtener mejores ingresos, demostró un estudio publicado en Science, que se basó en un seguimiento de 20 años con niños de Jamaica y en el cual participó el Nobel James Heckman. El seguimiento se hizo a 127 niños. Aquellos que participaron en el programa tenían ingresos 25% superiores a los que no.

10. Los papás también la tienen

En un estudio presentado en Proceedings of the National Academy of Sciences se analizó la respuesta cerebral de papás que cuidaban de sus hijos, encontrándose que poseen una red neuronal paterna. El estudio se hizo con 89 padres por primera vez. En ellos se activaban la amígdala y el surco temporal superior, a diferencia de otros participantes en la investigación.

123