Las abejas navegan con la ‘barriga’

Experimento con el imán. Foto G. Gries

Experimento con el imán. Foto G. Gries

Las abejas parecen seguir también el campo magnético para navegar, lo cual no sería de extrañar. En otros animales como roedores, aves, peces, reptiles, bacterias e insectos se ha encontrado esa sensibilidad también. Continuar leyendo

Las 10 noticias científicas de la semana

Las verduras son fuente de antioxidantes. Foto Wikipedia commons

1. Los antioxidantes no son tan benignos

Son vendidos por millones. Son un jugoso negocio. Son consumidos en toda parte: los antioxidantes. Un estudio publicado en Science Translational Medicine encontró que ayudan a duplicar la tasa de metástasis de melanoma en estudios con ratones. Un hallazgo que confirma otro hallazgo previo, de que aceleran la progresión del cáncer de pulmón. Los resultados fueron confirmados en cultivos con células de pacientes. La conclusión de los científicos es que los antioxidantes protegen de los radicales que pueden ser cancerígenos, pero una vez hay un cáncer lo protegen a este.

2. Blanqueamiento global

Un nuevo evento de blanqueamiento de corales en todos los mares del planeta fue revelado por la National Oceanographic and Atmospheric Administration de Estados Unidos (NOAA). Se había detectado en Hawaii y ahora se expandió al Caribe. Se debe al calentamiento de las aguas. El blanqueamiento debilita los corales y puede matarlos. Tras el evento, la recuperación es lenta, pero no se sabe cuánto durarán las condiciones climáticas que han producido el mal.

3. Sanando los perros

Tomen nota: trabajando con células madre intestinales de humanos y ratones científicos lograron que creciera un tejido intestinal en un medio especial. Pero ahí no paró el avance: trasplantaron un pedazo de más de 5 centímetros, creado por ese método, al colon de perros que habían perdido la cobertura intestinal, un paso más en la medicina regenerativa. El estudio apareció en Regenerative Medicine.

4. Cerebro online

Durante 10 años se ha venido luchando en ello gracias al proyecto Blue Brain. Ahora se ven los resultados: en un primer borrador científicos muestran que lograron reconstruir de forma virtual un pedazo de cerebro de ratón, el cual contiene 31.000 neuronas, 55 capas de células y 207 subtipos distintos de neuronas. El avance, publicado en Cell, busca descifrar la forma como trabaja el cerebro, encontrar todas las clases de neuronas, medir las propiedades eléctricas y hacer un mapa de los circuitos que se conectan unos a otros.

5. Muerte plástica

La amenaza es real: las 7 especies de tortugas marinas están amenazadas por la gran cantidad de plástico que cae a los mares, reveló un nuevo estudio global publicado en ICES Journal of Marine Science. La producción mundial de plástico pasó de 1,5 millones de toneladas a 299 en 65 años y una parte va a los mares, donde continuamente se encuentran tortugas enredadas en él o muertos al ingerirlo.

6. El núcleo se hizo hierro sólido

Ha habido diversos estudios y fechas múltiples. Una nueva investigación publicada en Nature sugiere que el núcleo interno de la Tierra, la capa más profunda, una bola de hierro del tamaño de Plutón, surgió hace 1.500 millones de años al ‘congelarse’ de la capa ca hierro derretido del núcleo externo. Ese núcleo interno es entonces una adición relativamente nueva al planeta, que tiene unos 4.500 millones de años. El movimiento del núcleo exterior de hierro es el que produce el campo magnético que protege la Tierra y se está enfriando.

7. Olas en el espacio

Algo extraño sucede alrededor de AU Microscopii, una estrella a solo 32 años luz de nosotros: el disco de polvo que la rodea muestra unas ondulaciones no vistas antes, reportaron astrónomos en Nature. Se observa una especie de olas que se alejan a una velocidad de 40.000 kilómetros por hora. No se sabe a qué se debe, pero podría deberse a las llamaradas de la estrella, algo por confirmar. Pero en verdad muy extraño.

8. Superprotegidos

Alrededor del 40 copias del gen PT53 que codifica por una proteína, la p53, supresora de tumores poseen los elefantes, lo que explica porqué desarrollan tan poco ese mal, apenas un 5% de ellos muere de cáncer. En contraste, los humanos solo tenemos 2 copias. El descubrimiento fue publicado en el Journal of the American Medical Association. Parece que en algún momento de su evolución un error genético duplicó esos genes, brindándoles protección.

9. Un cielo muy azul

Nuevas fotografías enviadas por la nave New Horizons, tomadas a su paso por el planeta enano Plutón revelan que tiene una atmósfera azul y en zonas de su superficie hay hielo de agua, que no se había podido observar desde la Tierra. No se esperaba que la atmósfera tuviese ese color, aunque agua sí debía existir, según científicos d ella misión. La nave se halla ahora a 100 millones de kilómetros de Plutón.

10. Ese pasado húmedo

Marte sí tuvo lagos durante mucho tiempo, uno de ellos en donde hoy está el cráter Gale que recorre el robot Curiosity, que detectó ese ambiente. Ese cráter tiene una antigüedad de 3.800 a 3.600 millones de años. El planeta tuvo una atmósfera hace cientos de millones de años, capaz de almacenar el agua. Al perderla, la mayor parte se esfumó de la superficie. El nuevo hallazgo fue presentado en Science.

La semana científica en 10 noticias

1. Ojo: el daño en la piel prosigue

No se trata de que al dejar de tomar el Sol el peligro de cáncer de piel desaparezca. Un estudio publicado en Science reveló que aún horas después de exponerse a la radiación ultravioleta, estando ya en un sitio a la sombra u oscuro, uno de los causantes de las mutaciones en el ADN puede formarse en el ADN, un componente que requiere de la melanina y los superóxidos para su formación. El estudio sugiere que la melanina tiene tanto efectos benéficos como nocivos.

2. Para frenar el VIH

En lo que podría ser un avance contra el virus que causa el sida, científicos de The Scripps Research Institute anunciaron la creación de un candidato de droga universalmente efectiva para bloquear todas las cepas del VIH 1, VIH2 y el VIS incluidas las variantes más fuertes que han sido aisladas de humanos y macacos. En el desarrollo de la investigación publicada en Nature participaron investigadores de 18 instituciones. Es el inhibidor más potente hasta la fecha.

3. Descifrando la relación ADN-enfermedad

Científicos lograron el mapa del epigenoma de 111 tipos de células y tejidos, un paso más hacia el entendimiento de los complejos vínculos entre ADN y enfermedad. Hoy se sabe que no somos solo lo que está escrito en nuestros genes, sino también las pequeñas modificaciones químicas que pueden regular la expresión o no de los genes. El estudio revelado en Nature es un paso para entender cómo 3 millones de letras de un libro de instrucciones del ADN son capaces de instruir diferentes actividades moleculares según el contexto celular.

4. Cáncer y bebidas gaseosas

Un estudio publicado en Plos One sugiere una relación entre componentes de bebidas gaseosas y el cáncer, el 4-MEI, un posible carcinógeno formado durante la manufactura de ciertos tipos de color caramelo. Ese ingrediente es agregado a las bebidas solo con fines estéticos, lo que supone un riesgo innecesario al que se somete el individuo según los autores del estudio.

5. Una onda sorprendente

Pillada en el acto: por primera vez un satélite captó la onda de choque de una poderosa explosión solar al llegar a la Tierra y golpear el campo magnético terrestre, luego de haber pasado por Venus, Mercurio y la Luna, enviando un pulso magnético alrededor del planeta. Fue captada por las sondas de Van Allen que orbitan alrededor de los cinturones de radiación que rodean la Tierra. La onda aceleró partículas a energías ultraaltas. El estudio fue publicado en el journal of Geophysical Research. Esas ondas golpean la Tierra con relativa frecuencia.

6. Variantes del cáncer

Tanto que se ha hablado de mujeres que se extirpan los senos al ser portadoras de variantes genéticas que aumentan el riesgo de cáncer de ese tejido. Un estudio publicado en Human Molecular Genetics anunció el hallazgo de dos nuevas variantes que incrementan ese riesgo, luego de un análisis del ADN de más de 100.000 mujeres. Al momento se han detectado más de 80 variantes relacionadas con ese cáncer.

7. La estrella que vino a casa

Hace 70.000 años más o menos una estrella, la estrella de Scholz, cruzó nuestro Sistema Solar hacia la nube de Oort, que se encuentra al entre medio año luz y un año luz, provocando quizás una variación en la órbita de infinidad de cometas que habitan la zona. La estrella se encuentra hoy a 20 años luz y tiene una compañera, una enana marrón. El estudio fue publicado en The Astrophysical Journal.

8. Señales marcianas

Como una fumarola que se alza sobre la atmósfera, una mancha extraña, astrónomos no saben a qué se debe la presencia de una especie de nube en Marte vista en dos ocasiones por astrónomos aficionados, fumarolas que han subido hasta 250 kilómetros sobre la superficie. El hallazgo fue publicado en Nature.

9. Materia exterminadora

En un provocativo estudio aparecido en Montly Notices of the Royal Astronomial Society, Michael Rampino sugiere que el cruce del Sistema Solar a través del disco de la galaxia perturba las órbitas de cometas y calienta el núcleo de nuestro planeta, lo que podría estar conectado con extinciones masivas en distintas épocas. El Sistema Solar se mueve a través del disco cada 30 millones de años aproximadamente y esos pasos se correlacionarían con impactos como el que produjo la extinción de los dinosaurios por citar un caso. Esto se debería a la presencia de la materia oscura, que provoca disturbios en las órbitas de los cometas.

10. Metástasis

Investigadores de la Escuela de Medicina de Virginia identificaron en el cáncer de pulmón una sustancia segregada por esas células que les permite hacer metástasis, comenzando un mortal viaje a otros sitios del cuerpo. El hallazgo fue presentado en Cancer Research y abre la posibilidad de encontrar un bloqueador de la Activina A, causante del esparcimiento, debido a que los actuales bloquean otras proteínas benéficas.

10 noticias científicas de la semana (11-17)

Erasmocorpius brucensis. Cortesía ROM

1. Los escorpiones nadaban

Fósiles bien preservados hallados en Ontario sugieren que los escorpiones tuvieron origen en el mar y luego caminaron hacia tierra firme mucho antes de lo que se creía: hace 433 a 438 millones de años según el análisis presentado en Proceedings of the Royal Society B. Los 11 ejemplares hallados muestran patas planas, cortas, que les permitieron asentarse en tierra, dando un gran salto evolutivo para sobrevivir de los depredadores marinos de entonces.

2. La mosca Matusalén

Al activar un gen que destruye las células dañadas, científicos lograron aumentar un 60% la vida de moscas de las frutas según estudio publicado en Cell y que sugiere al menos un camino nuevo para trabajar en la longevidad humana. El gen, azot, se encuentra en humanos y eso hace más interesante el trabajo. Las células del cuerpo, a medida que envejecemos, se llenan de errores, no todos al tiempo ni con igual intensidad, afectando al final de cuentas la salud.

3. Veredicto: ¡culpable!

En un estudio, adultos inocentes pudieron ser convencidos en el curso de unas pocas horas de que cometieron un crimen con arma en su adolescencia, mostrando que internalizaron la historia que se les dijo, que en verdad era ficticia, revelaron los investigadores en Psychological Science. El hallazgo sugiere que acusados pueden quedar convencidos de que sí cometieron un delito según la forma en que son preguntados.

4. Gansos montan en montaña rusa

¿Cómo hacen los gansos para superar las alturas de los Himalayas? Un estudio aparecido da pistas al revelar que vuelan con el efecto de montaña rusa aprovechando los elevamientos que permiten las montañas, lo que les facilita optimizar el gasto de energía. Por eso vuelan bajo, aprovechan el levantamiento de la montaña y logran alturas de 8.000 metros con menos latidos del corazón y eficiencia metabólica.. El hallazgo se hizo con dispositivos implantados en estas tremendas aves.

5. Clic, así soy yo

Un estudio publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences reveló que los computadores conocen mejor la personalidad de uno que los amigos y hasta la propia familia. El estudio se basó con los Me Gusta dados en Facebook. Con solo 10 predecía mejor la personalidad que lo que podía hacer un compañero. Y con 300, mejor que… la propia esposa o pareja.

6. Sube y sube y… glu, glu, glu

El aumento del nivel del mar se sitúa hoy en 3 milímetros por año, más del doble de lo que se tuvo durante casi todo el siglo pasado, reveló una investigación publicada en Nature. Entre las causas están el calentamiento global y la consiguiente expansión térmica de las aguas. El hallazgo se hizo con nueva metodología y fue una sorpresa para los científicos.

7. Planetas perdidos

Nuevos cálculos de astrónomos de la Complutense y Cambridge sugieren que más allá de Plutón habría al menos dos planetas enanos que no han sido descubiertos aún y que responderían dudas sobre la distribución de objetos más allá de la órbita de Neptuno. Aunque el modelo publicado en Monthly Notices of the Royal Astronomical Society tiene algunas debilidades, reciente hallazgo en lejana estrella posibilita que sea verdad.

8. 11 años perdida

Tras una paciente búsqueda, apareció. La sonda europea Beagle 2 fue transportada por la nave Mars Express y el 19 de diciembre de 2003 se separó para aterrizar en Marte, pero nunca se pudo establecer comunicación, por lo que en febrero de 2004 fue declarada como desaparecida. La nave no está estrellada, está bien, pero muerta. El hallazgo lo hizo otra nave, de la Nasa, Mars Reconnaissance Orbiter. Beagle 2 era del tamaño de una caneca d ella basura. La nave pudo aterrizar, como estaba previsto, el 25 de diciembre de 2003, a solo 5 kilómetros del sitio escogido. El hallazgo fue revelado esta semana.

9. Olfato… magnético

Cuando las tortugas marinas eclosionan, queda marcada la huella magnética única de la playa donde nacieron y a ella regresan en su edad adulta a desovar, sugiere un estudio publicado en Current Biology que podría revelar de manera precisa un misterio aún no aclarado. Se sabía hace tiempo que se guían por el campo magnético de la Tierra, pero ahora se añade el detalle de la firma única del sitio donde nacieron.

10. Un corazón dilatado

Una investigación publicada en Science Translational Medicine detectó mutaciones asociadas con la cardiopatatía dilatada, lo que allana el camino a futuros tratamientos y, interesante, permitirá algún día ver quiénes están en posibilidad de desarrollar esa afección cardíaca. En el trabajo secuenciaron el gen que codifica por la proteína muscular titina en 5.000 personas, lo que ayudó a identificar esas mutaciones.

Las 10 noticias científicas de la semana (20-24)

1. Cometas en la lejanía

Increíble llegar a ver hasta allá, pero astrónomos reportaron haber descubierto dos familias de cometas en el sistema alrededor de la estrella Beta Pictoris. Se basaron en miles de observaciones de ese sistema. Esa estrella alberga un sistema planetario similar al nuestro unos pocos millones de años tras su formación. La primera familia son cometas que giran alrededor del planeta Beta Pictoris b, mientras la otra orbita mucho más lejos y parece haberse originado en el rompimiento de varios cuerpos, similar a la familia de cometas Kreutz en nuestro sistema. El estudio apareció en Nature. Los cometas son similares a los nuestros según análisis del espectro.

2. Bienvenido, señor Colón

Los polinesios de la Isla de Pascua y los nativos de Suramérica se conocieron y mezclaron antes de que los europeos viajaran por e Pacífico según un estudio genético de actuales habitantes de esa isla. En Current Biology científicos argumentan que los genes del contacto data de antes de 1500, 3 siglos después de que los polinesios poblaran la isla, conocida también como Rapa Nui, famosa por sus estatuas de piedra. Los polinesios debieron viajar a Suramérica y luego regresar a casa, quizás con mujeres aborígenes americanas.

3. La vida en acción

Una nueva técnica de microscopios desarrollada por el ganador del Nobel de Química de este año, Eric Betzig, permite imágenes en 3D con gran detalle de la actividad de moléculas, células y embriones. Se basa en iluminar secciones delgadísimas de la muestra usando un plano de luz, permitiendo ver el movimiento de moléculas solas minimizando el daño a las células. El avance fue publicado en Science.

4. De esos genes viejos

El genoma más antiguo de un humano fue secuenciado y presentado en la revista Nature. Perteneció a un individuo que vivió hace 45.00 años en Siberia antes o en la separación de las poblaciones de Eurasia occidental y oriental. Este macho tenía el mismo nivel de ancestría neandertal que los modernos euroasiáticos. El análisis indica que esos genes llegaron a su población 7.000 a 13.000 años antes de que viviera. Esto sugiere que el apareamiento entre neandertales y humanos modernos ocurrió hace 50.000 a 60.000 años coincidiendo con la expansión de los humanos modernos en Europa y posiblemente en Asia

5. Los primeros que lo hicieron

Científicos hallaron evidencias de que los primeros animales que copularon fueron unos peces de mandíbulas, placodermos antiarquios, que vivieron en el devónico hace más de 360 millones de años. Los antiarquios han sido hallados en Escocia, China y Estonia. No se tenían indicios de que la copulación se hubiera producido tan al comienzo de los vertebrados. El estudio apareció online en Nature lo que sugiere que la fertilización externa en peces pudo presentarse después.

6. Tuberculosis galopante

La Organización Mundial de la Salud publicó el Reporte Mundial de la Tuberculosis 2014 en el que se revela que en 2013 hubo más de 9 millones de casos nuevos reportados por más de 200 países. El número de casos fue 400.000 más que el reporte previo, lo que se explicaría por un mayor reporte. La tuberculosis mata más de 1.500.000 personas al año, siendo segunda causa en enfermedades infecciosas tras el VIH. Una crisis silenciosa.

7. Un mundo en la altura

Costumbre vieja y la de andar en las Alturas. Científicos reportaron en Science evidencias del más antiguo asentamiento humano en las alturas, a casi 4.500 metros sobre el nivel del mar. Data de hace unos 12.000 años y fue hallado en Los Andes de Perú. Esto sugiere que la adaptación de los humanos a vivir en zonas altas ocurrió mucho antes de lo creído. Los sitos estudiados fueron Cuncaicha, con restos de animales, herramientas y raíces comidas, y Pucuncho, donde habitaba la llama y era sitio de cacería y hubo presencia humana tan solo 2.000 años después de haber entrado a Suramérica.

8. Se aclara la materia

Astrónomos reportaron la presunta detección de materia oscura proveniente del Sol e interactuante con e campo magnético de la Tierra. Se trataría de axiones, partículas de las que se ha sugerido está constituida esa materia, que compone el 85% de toda la materia del universo y que ha sido difícil detectar. El artículo fue publicado en Monthly Notices of the Royal Astronomical Society. De ser confirmado, sería uno de los hitos de la Astronomía de todos los tiempos.

9. Ganándole al cáncer

En Science Translational Medicine científicos reportaron una nueva medicina, OTS964, que puede erradicar el cáncer agresivo de pulmón en ratones. Suministrada como pastilla o inyección inhibe la acción de una proteína que es sobreproducida por varios tipos de tumores, incluyendo pulmón y seo. Cuando se ingería presentaba limitada toxicidad y era bien tolerada; inyectada intravenosa dentro de un liposoma no producía efectos colaterales. Ensayos en humanos comenzarán en el segundo semestre de 2015.

10. Arroz venenoso

Las cosas de la naturaleza. El arroz contiene arsénico. Consumido en grandes cantidades durante mucho tiempo puede producir cáncer y lesiones de la piel. Lo sorprendente es que por fortuna existen proteínas que evitan que acumule más del mortal elemento. Se trata de las proteínas transportadoras OsABCC1, que secuestran el arsénico en los vacuolos, gracias a lo cual permanece en esos basureros celulares y no va a los apetitosos granos demostró un estudio publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences.

¿Detectaron la materia oscura?

Axiones (azul) del Sol podrían convertirse en fotones (naranja) en el campo magnético de la Tierra (rojo). Cortesía Nature

Provenientes del Sol llegan noticias extraordinarias: lo que podría ser la primera detección de la materia oscura.

Y podría ser porque aunque la teoría parece decirlo, hay que estar más seguros, pues no es pequeña casa el anuncio.

Resulta que el análisis de 12 años de datos de telescopio ha encontrado una señal de lo que los físicos creen sería la primera detección de la esquiva forma de materia.

Los astrónomos hallaron variaciones en la corriente de rayos X vistos por el observatorio de la Agencia Espacial Europea, que semejan lo que podría esperarse si los axiones –una hipotética partícula de materia oscura- estuviera interactuando con el campo magnético de la Tierra.

La matera oscura, dice un artículo en Nature, es el nombre de la sustancia que compone cerca del 85% de la materia en el universo. Se le denomina oscura porque su presencia puede ser inferida por el jalón que produce en las estrellas. Hasta ahora ha evadido todos los intentos de detectarla de manera convincente.

Si se confirma el hallazgo del axión sería un descubrimiento enorme. El líder del estudio, George Fraser, de la Universidad de Leicester en el Reino Unido, falleció solo 2 días después de que junto a los coautores enviaran el paper para aprobación.

El artículo fue publicado en Monthly Notices of the Royal Astronomical Society, aunque los investigadores no alzan campanas al vuelo: “Encontramos un resultado inusual que no podemos explicar por ningún método convencional y la teoría del axión sí lo hace”, dijo el coautor Andy Read. “Es solo una hipótesis, y la mayoría de las hipótesis no funcionan”.

Los axiones fueron propuestos para explicar una anomalía en un área distinta de la Física, la teoría de la fuerza nuclear fuerte, una de las cuatro fuerzas fundamentales de la naturaleza.

Esta partícula sin carga y muy ligera sería creada en el núcleo del Sol y difícilmente interactuaría con la materia ordinaria, lo que le permitiría deslizarse a través de miles de kilómetros de plasma solar y escapar al espacio. Pero los axiones interactuarían con un campo magnético, como el que rodea la Tierra y convertirse en fotones de rayos X. Estos fotones son las partículas que los investigadores dicen que pueden haber visto.

El hallazgo debe ser confirmado con otros estudios. Tras ser consultados, algunos astrónomos exteriorizaron sus dudas sobre el hipotético descubrimiento.

¿Se nos va la Voyager 1?

Si saca pecho, seguro toca la línea: la sonda Voyager 1, a 18.600 kilómetros de la Tierra, está a punto de sobrepasar la frontera del Sistema Solar y navegar por el medio interestelar según nueva información de la Nasa.

Sería el primer objeto de fabricación humana en transitar por esa desconocida y enigmática región del espacio cercano.

La nave, de acuerdo con tres estudios presentados en la revista Science, se hallaría en una zona que los astrónomos denominan autopista magnética, en la que se detecta una alta tasa de partículas cargadas por fuera de la heliosfera y la desaparición de aquellas que provienen de esta.

La heliosfera es la ‘burbuja’ hasta donde llega la influencia del Sol.

Los científicos han detectado gracias a los datos que transmite la nave, 2 de las 3 señales que esperaban ver: la desaparición de partículas cargadas y los rayos cósmicos del exterior. La tercera sería el cambio en la dirección del campo magnético, no observada aún, que revelaría la presencia de un campo magnético interestelar.

“Esta extraña y última región antes del espacio interestelar está siendo enfocada gracias al Voyager 1”, dijo Ed Stone, científico del proyecto. “Si se mira solo los datos de rayos cósmicos y partículas energéticas, se pensaría que navega ya en el espacio interestelar, pero el equipo piensa que aún no ha llegado porque estamos aún dentro del dominio del campo magnético del Sol”.

Los científicos no saben a cuánto está de llegar al medio interestelar. Podría tardar de meses a años. Fuera de la heliosfera, que se extiende más de 13.000 millones de kilómetros más allá de los planetas del Sistema Solar, el espacio es llenado con materia de otras estrellas y el campo magnético presente en la región vecina a la Vía Láctea.

La Voyager 1 y su similar la Voyager 2 fueron lanzadas en 1977, pero la segunda se encuentra un poco más retrasada y se dirige hacia otra región del espacio.

Las investigaciones presentadas se basaron en observaciones de mayo a septiembre del año pasado. La nave se encuentra a 17:10 horas luz.

Primera nave humana a punto de salir del Sistema Solar

Una nave está a punto de convertirse en el primer artefacto humano en salir del Sistema Solar.

Se trata de una nave que ha viajado durante los últimos 35 años hacia los confines del sistema en donde nuestro Sol es el rey.

Es la Voyager 1. Técnicos de la Nasa acaban de revelar que las señales de las última semanas sugieren que la sonda estaría a punto de abandonar el Sistema Solar para adentrarse en un medio inexplorado: el espacio interestelar, donde se encuentran también partículas provenientes de otras estrellas.

“Los últimos datos de Voyager 1 indican que estamos claramente en una región donde las cosas están cambiando con rapidez”, dijo Ed Stone, científico de la misión en el California Institute of Technology en Pasadena, California. “Es muy excitante: nos estamos aproximando a la frontera final del Sistema Solar”.

La frontera es el borde de la heliosfera, una gran burbuja magnética que rodea el Sol y los planetas. Es el propio campo magnético del Sol inflado a proporciones gargantuanas por el viento solar. Adentro reside el Sistema solar, nuestra casa; afuera está el espacio interestelar, donde nunca ha llegado máquina humana.

Una señal de la aproximación a la frontera es el número de rayos cósmicos que golpean la nave. Estos rayos son partículas de alta energía como protones y núcleos de helio acelerados a casi la velocidad de la luz por lejanas supernovas y agujeros negros.

La heliosfera protege al Sistema Solar de esas balas subatómicas, rechazándolas o disminuyendo la velocidad de muchas antes de que alcancen los planetas.

A medida que Voyager1 se aproxima a la frontera, el número de rayos se ha reducido.

“De febrero de 2009 a enero de 2012 había habido un incremento gradual de 25% en el número de rayos cósmicos que encontraba la sonda”, según Stone.

Más recientemente se ha producido un rápido escalamiento en esa parte del espectro de energía. Comenzando el 7 de mayo pasado, el número de rayos que llegaban a Voyager se incrementó 5% en una semana y 9% en un mes.

Tal aumento significa que Voyager 1 estaría a nada menos que 18.000 millones de kilómetros de la Tierra.

Cuando deje la heliosfera del todo, se esperan otros cambios: las partículas energéticas del Sol escasearán a medida que deje el Sistema Solar atrás. Y el campo magnético alrededor de la nave cambiará de dirección de uno proveniente del Sol a un magnetismo inexplorado del espacio interestelar.

Hasta ahora no ha sucedido ninguna de las dos cosas, pero el aumento de los rayos cósmicos sugiere que no estaría lejos.

La nave gemela, Voyager 2, deja el Sistema solar por otra ruta, pero se encuentra unos pocos miles de millones de kilómetros  más atrás.

Imagen cortesía Nasa

Dos en una

Tiburoncito brillante

No mide más de 22 centímetros, es un tiburón, pero no comelón. Pero posee una característica única: resplandece bajo el agua, en las profundidades.

Ese inusual rasgo lo emplea no para ver sino para protegerse de los depredadores: es un camuflaje, dijeron científicos.

Este tiburón pigmeo (Squaliolus aliae) posee órganos que emiten luz, llamados fotóforos y aunque se había sugerido que los usaba para camuflaje, no se había probado.

Eso fue lo que hizo Julien Claes, de la Universidad católica de Louvain en Bélgica. El estudio aparece en The Journal of Experimental Biology.

El GPS de las palomas

Si hay algunos animales que no requieren Google Maps para orientarse esos son las palomas, las tortugas marinas, las langostas espinosas y las ratas del desierto (Heterocephalus glaber), pues han desarrollado su propio sistema GPS. Estos y otros requieren del campo magnético de la Tierra para orientarse y navegar.

Hasta ahora era desconocido cómo sus cerebros procesaban esta información.

Un grupo de científicos identificó en las palomas la fuente neural del sentido magnético: células que codifican tres factores claves, la dirección de un campo magnético, su intensidad y su polaridad (norte o sur).

El estudio fue publicado en Science y es un primer paso hacia la comprensión de cómo los animales, incluidos los humanos, computan los mapas en su cerebro.

La increíble orientación de la hormiga del desierto

Uno de los tantos misterios de la naturaleza es el regreso a casa de las hormigas del desierto. ¿Cómo, cuando salen por comida, hallan su camino al nido?

Ellas siempre encuentran el sendero a casa aunque solo esté marcado por una señal magnética, una vibración o dióxido de carbono.

Se han adaptado a una vida en un ambiente hostil que solo provee escasas señales para orientarse. Fuera de las pistas visuales y los olores, las hormigas utilizan la polarización de la luz solar como una brújula y cuentan sus pasos para regresar a salvo tras buscar alimento.

En un experimento con hormigas del género Cataglyphis en su hábitat natural en Túnez y Turquía, científicos del Max Planck Institute por Chemical Ecology en Jena (Alemania) descubrieron que las hormigas puedan usar tanto señales magnéticas y vibratorias para hallar el camino al nido, un pequeño agujero en el piso del desierto.

Además, el dióxido de carbono (CO2) producido por las compañeras de nido al respirar también les ayuda a localizar la entrada al nido.

Habilidades de navegación que demuestran la enorme adaptación de estas hormigas a un ambiente inhóspito.

Uno de los mecanismos más notables y fascinantes es la integración de procedimientos que usan para orientarse. Combina contar los pasos luego de salir del nido y determinar la dirección mediante polarización de la luz del Sol. Aunque se trata de un mecanismo sorprendente, puede provocar errores. Por eso usan señales para hallar sin equivocación el sendero a casa: las pistas visuales y las olfativas son importantes.

Para estos insectos, encontrar la ruta de regreso al nido es asunto de vida o muerte: si ingresan por error a otro nido, pueden ser atacadas y muertas.

Aunque se ha sabido que emplean también señales vibratorias para comunicarse, cada vez es más creíble la hipótesis de que, tal como los pájaros, se orientan por el campo magnético de la Tierra.

Los científicos del Max Planck comprobaron que se valen del medio vibratorio y del magnetismo ante la ausencia de otras marcas. “Nos sorprendimos al ver que es así”, dijo Cornelia Buehlmann, estudiante de doctorado, quien desarrolló los experimentos con C. noda.

No es la única sorpresa. El dióxido de carbono producido por la respiración de las hormigas es una pista olfativa siempre presente en la boca de los nidos. Las hormigas de la especie Cataglyphis fortis usan la fumarola de CO2 para hallar el nido, como se demostró en experimentos en Túnez. No se entiende cómo encuentran el suyo, si de todos los nidos sale ese gas.

Esta alternativa, sin embargo, no es la que más emplean. La siguen solo cuando la integración de procedimientos (luz polarizada más conteo de pasos) les dice que su casa está cerca.

Formas increíbles de salir adelante en donde pocos se aventurarían a vivir.

Foto de hormigas del desierto, género Cataglyphis

12