La célula que no estudia pero aprende

Imagen de P. polycephalum. Foto Audrey Dussutour (CNRS)

Imagen de P. polycephalum. Foto Audrey Dussutour (CNRS)

¿Puede aprender un cerebro hueco? Si se trata de un organismo simple, sí. Científicos demostraron por primera vez, dijeron, que un organismo carente de sistema nervioso es capaz de aprender.

Los investigadores del Centre de Recherches sur la Cognition Animale (CNRS/Université Toulouse III — Paul Sabatier) tuvo éxito demostrando que un organismo de una sola célula, Physarum polycephalum, un protista, es capaz de un tipo de aprendizaje llamado habituación, un descubrimiento que aporta sobre el origen de la capacidad de aprendizaje durante la evolución, incluso antes de que aparecieran el sistema nervioso y el cerebro.

También crea preguntas acerca de esas capacidades en otros organismos simples como virus y bacterias.

El logro fue publicado en Proceedings of the Royal Society B.

La capacidad de aprender y la memoria son elementos claves en el reino animal: aprender de la experiencia y adaptar la conducta entonces son vitales para un animal en un ambiente fluctuante y potencialmente peligroso.

Se ha pensado que esa facultad es prerrogativa de organismos con cerebro y sistema nervioso, pero los organismos unicelulares también necesitan adaptarse al cambio. ¿Presentan una capacidad de aprendizaje? Las bacterias muestran adaptación, pero toma varias generaciones desarrollarla y es más el resultado de la evolución.

Por eso los científicos querían ver si hallaban una prueba de aprendizaje en un organismo unicelular, eligiendo un protista, un moho que habita en ambientes sombreados y que había probado tener capacidades sorprendentes como resolver un laberinto, evitar trampas y optimizar su nutrición, pero hasta ahora no se conocía su capacidad de aprendizaje.

Este organismo tiene una célula con miles de núcleos y puede cubrir un área de 1 metro cuadrado y se puede mover en su ambiente a una velocidad de 5 centímetros por hora.

Así sufre la mujer una ruptura sentimental

A ambos les duele, más a ellas pero se recuperan mejor que ellos, que nunca logran superarlo.

Sí, las rupturas sentimentales suponen sufrimiento y dolor, tanto físico como emocional. Según un estudio de investigadores de Binghamton University, las mujeres sufren más, les duele más, pero salen avantes fortalecidas. Los hombres no.

Los investigadores de esa universidad y la University College London pidieron a 5.705 participantes de 96 países calificar el dolor físico y emocional tras una ruptura, en una escala de 1 (ninguno) a 10 (extremo). Encontraron que las mujeres tendían a ser más afectadas negativamente por esa situación, reportando mayores niveles de dolor físico y emocional.

La calificación de ellas dio 6,84 en términos de angustia emocional, versus 6,58 de hombres.

En cuanto a dolor físico el promedio de ellas fue 4,21 frente a 3,75 de los hombres.

Pero mientras a ellas les daba más duro el rompimiento, tendrían a recuperarse mejor y salir fortalecidas emocionalmente. Los hombres nunca se recuperan, simplemente dejan pasar el tiempo.

Para Craig Morris, cabeza del estudio, las diferencias tienen que ver con la biología: las mujeres pierden más saliendo con la persona equivocada.

“Pongámoslo simple: las mujeres evolucionaron para invertir mucho más en una relación que un hombre”.

“Un encuentro romántico breve podría derivar en 9 meses de preñez seguido por varios años de lactancia en una mujer ancestral, mientras el hombre podía dejar la escena, literalmente, minutos después del encuentro, sin más inversión biológica. Es el riesgo de una mayor inversión biológica, en el tiempo de la evolución, que ha hecho a las mujeres más selectivas a la hora de escoger una pareja de calidad. De ahí que la pérdida de una relación con un compañero de alta calidad le duele más a ellas”.

Al contrario, como los hombres evolucionaron para competir por la atención romántica de una mujer, la pérdida de una pareja de alta calidad no le duele tanto al comienzo.

“El hombre probablemente sentirá la pérdida profundamente por un periodo largo mientras se sumerge de nuevo un competir para remplazar la pareja perdida o, incluso peor, entender que su pérdida es irreparable”, dijo Morris.

El estudio apareció en Evolutionary Behavioral Sciences.

Qué manos tan primitivas tienes

Mire sus manos: ¿cómo las encuentra? ¿Extrañas? ¿Agradables?

Bueno, un estudio publicado en Nature revela que las manos humanas son más primitivas que las de los chimpancés, el último ancestro común.

El estudio de los investigadores de Stony Brook University, Sergio Almecija, Jeroen Smaers y William Jungers dice que las proporciones de nuestras manos han cambiado poco desde que nos separamos de nuestro ancestro. Eso indica que la estructura es primitiva y no es el resultado de presiones selectivas en el contexto de la fabricación de herramientas de piedra.

La mano humana tiene un pulgar largo en comparación con los dedos. Es uno de los rasgos más distintivos nuestros en comparación con los grandes simios y con frecuencia es citado como una de las razones del éxito de la especie, pero hay diversas teorías sobre cómo evolucionó la mano en todo este tiempo.

Los científicos midieron las proporciones de las manos humanas, simios vivos y fósiles así como de nuestros ancestros humanos incluyendo el Ardipithecus ramidus y el Australopithecus sediba, para entender su evolución.

Los resultados mostraron que la más reciente evolución convergente de la elongación del dedo en los chimpancés y orangutanes y en comparación poco cambio entre los humanos, nuestros ancestros y los gorilas.

Por tanto, los resultados apoyan la hipótesis de que la relación grande del pulgar con respecto a los dedos fue adquirida convergentemente con otros antropoides altamente ágiles.

Lo hallado también desafía la creencia de que una mano como de chimpancé fue el punto inicial de la divergencia humanos-chimpancés.

Resumen científico de la semana

1. Radiografía del ejercicio

Un estudio aparecido en el Journal of the American Heart Association quiénes se benefician más del ejercicio: los datos indican que más los hombres que las mujeres, más los menores de 50 años y quienes padecen diabetes, hipertensión o hiperlipidemia. El ejercicio de todas maneras beneficia a quien lo practica, pero el hallazgo sugiere que no se debería mandar el mismo programa a todas las personas.

2. Los humanos crecen

Evolución en curso: Un estudio global publicado en Nature reveló que la gente hoy tiende a ser más alta y más inteligente que sus predecesores, en especial aquellas personas nacidas de padres con distinto componente genético. El estudio incluyó datos de más de 350.000 personas en 100 estudios que se han hecho sobre el tema. A mayor diversidad genética, se encontró, mayor estatura y mayores capacidades cognoscitivas y mayor nivel educativo.

3. Qué lindo bebé

Con el Very Large Telescope de ESO en Chile, astrónomos descubrieron un planeta bebé, aún envuelto entre la nube de gas y polvo de la que se formó, observación no lograda antes. El planeta, grande, gira alrededor de la estrella HD 100546 a 335 años luz de nosotros. El bebé tiene entre 5 y 10 millones de años, lo que permitirá estudiar en detalle su crecimiento. El hallazgo fue revelado en The Astrophysical Journal.

4. Hormonas arriesgadas

Las hormonas testosterona y cortisol pueden afectar los mercados financieros haciendo que los agentes financieros sean más arriesgados al tomar sus decisiones, según un estudio publicado en Scientific Reports. A voluntarios a los que se les suministraba dosis adicional de las hormonas, eran más arriesgados en sus transacciones financieras. Estudios previos habían mostrado ya que hombres con mayores niveles de testosterona eran más seguros y exitosos en situaciones competitivas.

5. La cola del caballo

¿Por qué la cola del caballo de mar es cuadrada? Parece una pregunta trivial pero su respuesta incidirá en mejores robots y dispositivos médicos. Y un grupo de científicos reveló en Science que tendría la respuesta: porque así se agarra mejor y es más resistente que si fuera cilíndrica. En la mayoría de los animales es redondeada.

6. El olor de la rosa

Científicos reportaron en Science el hallazgo de una enzima, RhNUDX1, es la responsable del olor de las rosas, por lo cual su manipulación podría hacer que la especial y dulce fragancia de las rosas se extienda por más tiempo, para beneficio de la industria cosmética y perfumería. El hallazgo es toda una novedad, pues científicos atribuían esa característica a otro mecanismo en la flor.

7. Tampoco somos tantos

Un estudio de científicos de Michigan State University sugiere que en el universo no habría tantas galaxias como se ha creído. Los datos obtenidos indican que la cantidad es 10 a 100 veces menor. Eso debido a que no habría tantas galaxias débiles en el universo primigenio. Se creía que había cientos de miles. La nueva aproximación sugiere que serían solo decenas de miles. Una información para estudiar la evolución del universo y su estructura. El artículo apareció en The Astrophysical Journal.

8. Corazón de mentiras que funciona de verdad

Una pequeña mujer de 44 años se convirtió en la primera mujer en tener un corazón artificial de remplazo desarrollado para personas pequeñas hasta que le resulte un trasplante definitivo. Más de 140 han recibido el dispositivo, pero en este caso funcionará hasta el trasplante definitivo. Es un dispositivo de solo 50 centímetros cúbicos, que aún se encuentra en fase experimental en Estados Unidos. El logro fue divulgado por la Universidad de California en Los Ángeles.

9. Muerte dulce

El consumo de bebidas azucaradas, sean jugos, gaseosas o energizantes, es responsable de la muerte de al menos 184.000 personas en todo el mundo cada año, debido a diabetes, enfermedad cardiovascular y diversas formas de cáncer provocadas por ese consumo. El estudio apareció en Circulation. Solo las bebidas sin dulce, como los jugos puros, son sanas se desprende de la investigación.

10. Los huecos del cometa

Análisis de las fotos del cometa 67P tomadas por la sonda Rosetta que lo sigue desde el año pasado, reveló unos extraños agujeros en la superficie, hoyos de decenas a cientos de metros de profundidad. Podrían deberse a material sublimado al acercarse el cometa al Sol, lo que los dejó al descubierto. Un rasgo que llama la atención de los astrónomos. El estudio apareció en Nature.

Resumen científico de la semana

1. Mala noticia sobre el alzheimer

Participar en actividades físicas como gimnasia, baile, caminatas y actividades mentalmente estimulantes como hacer crucigramas y resolver acertijos puede reducir el riesgo de desarrollar alzheimer, pero no afectando los marcadores de la enfermedad en el cerebro, según un estudio publicado en Neurology. Esto sugiere que esas actividades no inciden en la presencia de la temida enfermedad, aunque no por ello se deben dejar de lado. La muestra fue pequeña y el hallazgo requiere ser confirmado por otros estudios.

2. El azar que nos creó

Si volviéramos al origen de la vida, a los ingredientes que permitieron su aparición, no surgiría la misma vida. La evolución tomaría otro camino, lo que indica que somos un accidente en la historia. Un estudio en Proceedings of the National Academy of Sciences provee evidencias de que eso es así. Se centró exclusivamente en el tipo de evolución conocido como selección purificadora (negativa). Así, la evolución es impredecible e irreversible. Ese tipo de evolución favorece las mutaciones que no tienen o solo tienen un pequeño efecto en un ambiente determinado.

3. Vidrio marciano

Análisis de información satelital reveló la existencia de vidrio en cráteres formados por impactos en la superficie de Marte. El vidrio se forma luego de violentos choques. En la Tierra se ha hallado que pueden preservar la existencia de vida antigua. ¿Será igual en Marte? El resultado sugiere que esos cráteres, como el Alga, pueden ser buenos objetivos para tratar de desentrañar el misterio de la vida en el planeta rojo.

4. Otro hito de la medicina

Esta semana se conoció el caso de una mujer belga a la que a los 13 años le removieron un ovario que fue preservado mediante criopreservación. Debía recibir un tratamiento con quimioterapia. No había comenzado a menstruar entonces, pero mostraba señales de pubertad. Ahora, de adulta, la implantaron el tejido conservado y la mujer dio a luz. El ovario que había quedado se afectó por el tratamiento. Un desarrollo de interés que no se había logrado antes y que puede beneficiar población preadolescente. El artículo apareció en Human Reproduction.

5. Cáncer en la orina

Detectar el cáncer a tiempo salva vidas. Científicos reportaron el desarrollo de un método para determinar la presencia de cáncer de seno mediante una prueba de orina, que entregó una precisión del 91%. No solo serviría en el futuro para confirmar la curación de una paciente sino para hallar a tiempo la presencia de las células cancerosas. El estudio apareció en BMC Cancer.

6. ¿Espermatozoide u óvulo?

Científicos japoneses hallaron por primera vez en vertebrados, en un pequeño pez Oryzias latipes, un interruptor genético que determina si una célula se convierte en óvulo o por el contrario en espermatozoide. Se trata del gen fox13. Sin este gen, las hembras producen espermatozoides que funciona bien y es capaz de fecundar y además se obtienen en menor tiempo, lo cual tendría aplicaciones en acuicultura. El estudio apareció en Science

7. La galaxia que ama la soledad

No es que le guste la soledad, pero por alguna extraña razón así está hoy. La mayoría de las galaxias se reúnen en grupos o cúmulos y nunca las vecinas están muy separadas. Pero ese no es el caso de NGC 6503, que se halla en el borde de un parche vacío en el espacio, el vacío local. La galaxia acaba de ser observada en detalle por el Hubble, revelando más rasgos de esta misteriosa integrante del cosmos. Se halla a unos 18 millones de años luz hacia la constelación del Dragón.

8. Las plantas pierden tiempo

Estudiosos han sugerido que el cambio climático beneficiará los árboles en los Hemisferios Norte y Sur al hacerse más templado el clima, pero un nuevo estudio en Plos Biology sugiere que las plantas a finales de siglo tendrán menos días de crecimiento debido a factores de sequía, calor y radiación solar limitada. Las plantas también se verían seriamente afectadas en los trópicos, donde el calor sería más fuerte en general. En general el planeta podría sufrir una reducción del 11% en el número de días adecuados para el crecimiento, con regiones tropicales viendo un declive en hasta 200 días.

9. Las moléculas tienen frío

Científicos lograron enfriar moléculas en un gas de potasio de sodio a 500 nanokelvin, más de 1 millón de ves más frío que el espacio interestelar. A esa temperatura son relativamente estables y duraderas, resistiendo colisiones reactivas con otras moléculas, mostrando un movimiento individual menos caótico. A temperaturas ultrafrías las moléculas podrían dar paso a estados de la materia no observados, como predice la teoría. Ya están cerca. El estudio apareció en Physical Review Letters.

10. El mes cuando enfermé

Dime en qué mes naciste y te diré de que sufres. Científicos desarrollaron un método computacional para investigar la relación entre mes de nacimiento y riesgo de enfermedad. En general hallaron que los de mayo tienen el menor riesgo de enfermar, mientras que los nacidos en octubre son más propensos a sufrir enfermedades. El estudio, publicado en el Journal of the American Medical Informatics Association, concuerda con algunas investigaciones previas, aunque genera ya debate entre los científicos.

Así extraviaron su pene las aves

Los patos son de los que tienen falo

El 95% de las especies de aves han perdido durante la evolución la capacidad de desarrollar una estructura peneana capaz de lograr la penetración, por lo que deben frotar una pequeña abertura llamada cloaca, en lo que se conoce como el beso cloacal.

Ahora, investigadores reportaron en Current Biology la identificación de un gen responsable de la pérdida del falo aviar.

Martin Cohn, biólogo de la Universidad de Florida y autor principal del estudio dijo a Nature que su equipo esperaba hallar que aves que habían perdido el falo habían perdido genes que incidían en su crecimiento. En vez de ello, tras comparar aquellos con los que tienen pene, encontraron que los que carecían de él poseían todos los genes requeridos para un falo, pero estaban expresando un gen, el Bmp4, que causaba muerte celular programada de las células del falo durante el desarrollo.

Cuando el gen fue bloqueado las estructuras no se reducían y al lograr la producción del gen el crecimiento del falo se detenía en patos, una de las aves que junto a los gansos sí tienen penetración para la inseminación.

El hallazgo ayuda a explicar porqué muchas especies perdieron el falo en su evolución. El Bmp4 desempeña un rol clave en la evolución de características importantes en las aves, como picos, plumas y falta de dientes.

Es posible que las aves perdieran sus falos como un efecto colateral de la evolución de otro rasgo.

Otra hipótesis es que la selección sexual fue la causante, pues las hembras pueden querer aparearse más con machos sin falo pues así podrían controlar mejor cuáles machos serían los padres de sus hijos.

El tamaño sí les importa a ellas… pero no exagere

El tamaño sí importa, pero claro que hasta cierto punto. Un estudio revelaría que las preferencias de las mujeres moldearon la evolución del pene humano, que es más largo y grueso que en los demás primates.

Los genitales masculinos evolucionan rápido, Se diversifican antes que otros rasgos, con una amplia variación en tamaño y forma a través del mundo animal, lo que puede indicar presiones evolutivas. Por eso algunos biólogos siempre han estado intrigados sobre qué llevó a que el pene humano fuera tan largo.

Un estudio publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences halló que las mujeres consideran que el tamaño del pene y la altura sí cuentan cuando juzgan la atracción del hombre, pero son menos importantes que un cuerpo bien masculino cuando el tamaño es mayor al promedio.

Más leña para la hoguera del debate que ardió con todo cuando en 1966 los investigadores sexuales William Sanders y Virginia Johnson declararon que el tamaño del pene era poco importante para la mayoría de las mujeres. Estudios posteriores sobre las preferencias femeninas, como los basados en cuestionarios, reportaron resultados conflictivos.

En la nueva investigación los científicos desarrollaron imágenes generadas por computador de hombres que variaban en altura, relación hombros-cadera y longitud del pene. Una muestra de 105 mujeres australianas heterosexuales, cada una de las cuales vio proyecciones de 53 imágenes y calificó el atractivo sexual.

Las mujeres consideraron eran más atractivos los hombres con rasgos más masculinos, (sugeridos por una relación hombros-cadera mayor) y con un pene más largo, pero con ciertos límites: un tamaño extremo o rasgos más desproporcionados no resultaban más atractivos que aquellos solo iguales o un poco por encima del promedio.

Para Brian Mautz, cabeza del estudio, de la Universidad de Ottawa, parece haber un techo para cada característica, un punto de máximo pico de atracción más allá del cual las calificaciones de las mujeres bajan.

El modelo del equipo de trabajo indica que el pene más atractivo mide de 12,8 a 14,2 centímetros en estado flácido. Mautz advirtió que este tamaño ideal está cerca al promedio de la población de 9 centímetros, que los aspectos relacionados con los otros rasgos, lo que implica que las mujeres prefieren una relación más grande hombro-cadera y estatura pero menos tamaño extremo del pene.

Para algunos científicos, los resultados son interesantes pero no demuestran el papel de la selección sexual en la evolución del tamaño del pene, en lo que está de acuerdo Mautz.

Además, se dijo que se debería haber incluido mujeres de otros países y culturas.

Estudio demuestra que el tamaño sí importa

Claro que el tamaño importa. Si no, pregúnteles a las hembras… escarabajo.

Un estudio de las Universidades de Uppsala en Suecia y la Universidad de Cincinnati demostró por primera vez, según los autores, la fuerza evolutiva detrás de la evolución de los genitales del macho.

El mecanismo apareció publicado en Current Biology. La investigación involucró una especie de escarabajo, la Callosobruchus maculatus.

Entre estos insectos, el apareamiento involucra varios machos copulando con una hembra.

“Cuando una hembra copula con varios machos, estos compiten por la fertilización de sus huevos”, dijo Michal Polak, profesor de ciencias biológicas en la U. de Cincinnati, uno de los coautores.

Como la hembra se aparea con varios machos “la función del órgano copulatorio del macho puede determinar cuál de ellos fertilizará más huevos. Nuestros resultados revelan que la morfología de los genitales del macho afecta el éxito fertilizante en estos escarabajos”.

La competencia por producir descendientes es la fuerza conductora de la evolución. La competencia entre machos que ocurre tras la inseminación puede ser una fuerza evolutiva importante que ha derivado en toda una diversidad de formas y tamaños de los órganos sexuales masculinos, expuso Polak. Esa competencia de machos ha generado una gran diversidad biológica que puede contribuir directamente a la formación de nuevas especies.

“Los órganos reproductivos de los animales con fertilización interna cambian más rápido durante la evolución que todos los otros rasgos morfológicos”, agregó.

“Virtualmente en todos los grupos de animales, de gusanos y moluscos a reptiles y mamíferos, los órganos sexuales del macho difieren mucho entre especies cercanamente relacionadas, mientras los genitales femeninos permanecen relativamente sin cambios”.

En el experimento, los investigadores suecos Cosima Hotzy, Goram Arnqvist y Johanna L. Ronn produjeron machos con largas espinas genitales y otros con espinas cortas. Los de espinas más largas tenían sustancialmente más descendientes.

Podría deberse también a algún otro rasgo, por lo que para descartar esa posibilidad a algunos se les modificó sus espinas quirúrgicamente con láser. Al ver el apareamiento de los insectos modificados, se halló que los que tenían la espina más larga eran más exitosos e incluso el líquido seminal entraba más rápido al cuerpo de la hembra cuando esta se apareaba con uno de espina larga que con una corta.

Una evidencia de que la morfología genital masculina influye en el éxito en la competencia postcopulatoria por la fertilización.

Más sabe la elefanta por vieja… que por bonita

La experiencia, hay que admitirlo, vence la juventud y la belleza. Eso es verdad también en… el mundo de los elefantes.

Las elefantas matriarcas de 60 años o más tienden a evaluar las amenazas en una crisis simulada con más precisión que las jóvenes, de acuerdo con Karen McComb, de la Universidad de Sussex en Brighton, Inglaterra.

Al colocar los investigadores grabaciones de rugidos de leones, los grupos de elefantes con matriarcas de más edad se pusieron a la defensiva, mientras que las familias con matriarcas jóvenes no se inmutaron.

El reporte aparecerá en Proceedings of the Royal Society London B.

Las hembras mayores lo tienen muy claro, dice McComb. Los leones machos raramente atacan un elefante, pero cuando lo hacen pueden ser muy letales: uno solo puede atrapar un elefante pequeño.

El estudio de liderazgo entre los animales se ha convertido en un campo activo de investigación. “La gente se mantiene intrigada por algunos de los paralelos entre ciertas características que definen un líder en animales y humanos”, expresó la científica.

Este estudio es novedoso, de acuerdo con Mark van Vugt, de VU University Amsterdam, quien estudia la evolución del liderazgo. El reporte extiende una observación general –que los individuos más viejos muestran más liderazgo en tareas que involucran conocimiento especializado- en situaciones que incluyen amenazas.

“Hay un interesante intercambio acá, que ciertamente aplica a los humanos y quizás a los elefantes también” dijo van Vugt. “El grupo puede querer que el líder joven, en forma y agresivo lo defienda –el tipo Schwarzenegger- pero al mismo tiempo puede querer que un líder mayor con más experiencia –tipo Merkel- realice una evaluación de las amenazas en una situación”.

Las elefantas mayores saben lo que hacen.

Hechos curiosos de la ciencia

Espermatozoides

Las semillas de la reproducción humana habrían aparecido hace 600 millones de años. Científicos hallaron un gen productor de espermatozoides que apareció en el alba de la evolución humana y está presente en casi todos los animales, de las anémonas marinas a las personas, sugiriendo que la célula reproductiva de los hombres evolucionó de un ancestro común. Hasta ahora, los científicos no estaban seguros de si la producción de espermatozoides evolucionó varias veces en diferentes linajes de animales o si un solo ancestro inició el proceso. La mayoría de los espermatozoides animales pasan a través de etapas similares de desarrollo, sugiriendo un origen común. El estudio publicado en Plos Genetics sugiere que un gen, Boule, surgió hace 600 millones de años y desde entonces ha sido crucial para la producción de espermatozoides, el primer gen del esperma humano que se halla conservado en insectos y mamíferos. Qué curioso.

Americanos despistados

Dos de cada cinco norteamericanos creen en el creacionismo, según una encuesta reciente de Gallup. Los encuestados creen que los humanos fueron creados en su forma actual hace unos 10.000 años por Dios, mientras 38 por ciento creen que los humanos han evolucionado durante millones de años, con Dios solamente guiando el proceso, y apenas 16 por ciento creen que Dios no metió las manos en la evolución humana, siete por ciento más que en otra encuesta de 1982. Qué curioso.

Lapicero inteligente

En el futuro, más y más productos serán capaces de interpretar lo que quienes los usen sientan y emplearán esa información de una manera útil. Miguel Bruns Alonso acaba de inventar un lapicero que puede ayudar a reducir el estrés. En experimentos, la tasa de latidos de las personas que lo usaron se redujo en promedio 5 por ciento. El lapicero detecta los movimientos nerviosos de la persona y determina si está estresada. La gente juega con estos elementos cuando está tensa. Sensores en el lapicero lo detecta y además desarrolla un contrapeso a ese movimiento mediante dispositivos electrónicos y electromagnetos para que la persona se relaje. Qué curioso.

Respire bastante para tranquilizarse

Un nuevo tratamiento para quienes padecen la sofocación que acompaña un ataque de pánico se centra en hacer que las personas respiren menos, contrario a lo que se pensaba antes. El tratamiento, que incluye una técnica para alterar la respiración, es más efectivo para aliviar los síntomas del desorden de pánico y la hiperventilación que la terapia psicológica tradicional, según estudio de Alicia Meuret en Southern Methodist University en Dallas. Qué curioso.

12