Resumen científico de la semana

Foto Wikipedia

Foto Wikipedia

1. Descuido ante el sida

Aunque la mortalidad por sida viene hacia abajo en la mayoría de los países, en 74 aumenta el número de infecciones por el VIH entre 2005 y 2015 reportó The Lancet HIV. Mientras de 1997 a 2005 las infecciones se redujeron 2,7 % por año, de 2005 a 2015 solo se redujo 0,7 % según el análisis de 124 países, algo que evidencia que la guardia se ha bajado frente a la transmisión del virus. El informe dice que gracias a las terapias antiretrovirales hoy hay más personas viviendo con el VIH, 39 millones frente a 28 en 2000.

2. Pájaros colaboradores

En un sorprendente caso, científicos revelaron que en Mozambique humanos y pájaros de la miel se colaboran para encontrar los panales. A un sonido de las personas, las aves comienzan a buscarlos y ellos las siguen. Los hombres recolectan la miel y a los pájaros les quedan los residuos que son un suculento plato. El sorprendente caso de mutualismo fue presentado en Science. En esa ayuda no hay ni entrenamiento ni coerción revelaron los investigadores.

3. Nuevos cartílagos

En otro paso de la medicina regenerativa, científicos programaron células madre para crear cartílago sobre una estructura que semeja la coyuntura de cadera, lo que evitaría en un futuro las cirugías extensas para remplazar caderas artríticas. Además mediante terapia genética activaron el nuevo cartílago para liberar moléculas antiinflamatorias para evitar el regreso de la enfermedad. El avance fue presentado en Proceedings of the National Academy of Sciences.

4. Ahí está la X

Modelos la predecían y se había observado en otras galaxias y no en la nuestra. Astrónomos encontraron que en el centro de la Vía Láctea también hay una X debido a una formación de estrellas. Como en otras galaxias espirales, el bulbo central semeja una caja rectangular y la X es parte de esta. El hallazgo ayuda a explicar más la formación galáctica, de acuerdo con el estudio publicado en Astronomical Journal.

5. Golpe en la Luna

Hace 3.800 millones el vecindario estaba plagado todavía de enormes asteroides y planetesimales. Un estudio sugiere que un cuerpo de 250 kilómetros de diámetro, un protoplaneta, chocó con la Luna y produjo uno de los grandes rasgos que se aprecian en el satélite, la cuenca Imbrium. Un cuerpo dos veces más grande y 10 veces más masivo que estimativos previos. El análisis apareció en Nature.

6. El cerebro rebanado

En Nature investigadores de la Escuela de Medicina de la Universidad de Washington presentaron el mapa más detallado de la corteza cerebral, la capa más externa relacionada con la percepción sensorial y la atención, así como en otras funciones importantes como el lenguaje, el uso de herramientas y el pensamiento abstracto. El mapa divide ambos hemisferios en 180 áreas basadas en diferencias físicas, funcionales y de conectividad. Un avance en el entendimiento de este vital órgano para ayudar a resolver distintos problemas originados en él.

7. Explosiones definitivas

Si la Tierra es lo que hoy es, debería agradecérsele o… achacársele, a las supernovas. Un grupo de astrónomos presentó un estudio en el que concluyen que en los últimos 9 millones de años el planeta fue sometido a la radiación letal de varias explosiones de supernova, rayos que llegaron a la superficie, alteraron el clima y la vida. Su modelación la hicieron con base en una supernova que explotara a solo 325 años luz de nosotros. El artículo apareció en The Astrophysical Journal Letters.

8. Exoplanetas prometedores

Aunque es un campo todavía dominado por las especulaciones ante la carencia de más información por limitaciones de los instrumentos actuales, astrónomos usaron el telescopio Hubble para estudiar atmósferas alrededor de exoplanetas templados tipo Tierra, encontrando que 2 de los estudiados tendrían condiciones favorables para la vida. Se trata de Trappist-1b y Trappist-1c que residen a unos 40 años luz de nosotros. Detectaron que no poseen atmósferas dominadas por hidrógeno. No obstante no se pudo ver la composición exacta. El estudio apareció en Nature.

9. Calientes, calientes

La primera mitad de 2016 ha sido la primera mitad de cualquier año más caliente desde que se llevan registros, 1880, lo que indica que probablemente 2015 ya no sería el más caliente, una confirmación más del calentamiento global. La temperatura promedio del semestre estuvo 1,3° C encima del promedio del siglo pasado. Además en 5 de los 6 meses el hielo del Ártico estuvo en los mínimos históricos desde que se llevan registros satelitales, el año 1979.

10. Planetas por cientos

Si bien hallar un planeta extrasolar no es noticia hoy, presentar 100 de un golpe sí. Y eso hicieron astrónomos que estudiaron datos de la misión extendida del observatorio espacial Kepler. Hallaron 104 entre 197 candidatos y faltan más por estudiar. El anuncio se hizo en Astrophysical Journal Supplement Series. Dentro de los confirmados hay 4 en un sistema planetario a 181 años luz hacia Acuario que podrían ser rocosos.

Volvió la vida animal a Chernobyl

Ciudad abandonada de Pripyat. La vida en la región de Chernobyl florece. Foto Wikipedia

La vida se resiste a morir. Tras el fuego y la explosión en la planta nuclear de Chernobyl, el aire fue invadido por partículas radiactivas y miles tuvieron que dejar la zona. Muchos sufrieron las consecuencias: quemaduras, cáncer…

En pocos días el área se convirtió en un escenario apocalíptico. En los meses siguientes 31 personas murieron por la radiación. Y se vinculan más de 6.000 cánceres de tiroides a esa radiación, que tomó al noroeste hacia Bielorrusia dados los vientos de entonces.

Se calcula que 5 millones de personas recibieron aunque fuera una dosis mínima de radiación.

Los dos pueblos más cercanos a la planta, Pripyat, con 50.000 residentes, y Chornobyl, con 12.000 fueron evacuados.

El desastre de la planta liberó yodo 131, cesio 134 y cesio 137 y mientras el primero tiene una vida de 8 días, el último de hasta 30 años.

Al poco tiempo tras la emisión radiactiva, los bosques adyacentes murieron. Se le llamó la selva roja, por el color que tomaron las hojas.

Pero hoy, la vida ha retornado. Eso dice un estudio en Current Biology. La zona no luce como sitio de desastre sino como una reserva. Hay lobos, ciervos de varios tipos y jabalíes, entre otros animales.

“Es muy probable que el número de animales en Chernobyl sea mucho más alto hoy que antes del accidente”, expresó Jim Smith, de la Universidad de Portsmouth en el Reino Unido.

Estudios previos en la zona de exclusión de Chernobyl, de 4.200 kilómetros cuadrados, mostraban los efectos de la radiación y una vida salvaje reducida. La nueva evidencia presenta un resurgimiento de las poblaciones de mamíferos. Su número equivale al de reservas naturales en la región. El número de lobos es 7 veces mayor al de otras reservas.

“Los resultados demuestran por primera vez que, a pesar de los efectos de la radiación en animales, la zona de exclusión de Chernobyl tiene una abundante comunidad de mamíferos luego de 3 décadas de exposición crónica a la radiación”, dijeron los investigadores.

El aumento llegó, por fortuna, cuando la población de algunos ciervos y de jabalíes venía reduciéndose en otras partes de la antigua Unión Soviética.

Chernobyl está situado a 130 kilómetros al norte de Kiev 8Ucrania) y 20 kilómetros al sur d ella frontera con Bielorrusia.

10 noticias científicas de la semana (23-29)

1. El libro de la vida

Son 49.056 especies conocidas hasta ahora las que habitan la geografía colombiana, una biodiversidad que apenas se conoce. Falta mucho por identificar. El Instituto Humboldt presentó el libro de la biodiversidad 2014 en el cual se muestran no solo las especies por grupos sino las amenazas que sufren, el tráfico ilegal, la pérdida de hábitat.

2. Vacuna efectiva

Una vacuna experimental contra el ébola mostró resultados alentadores en 20 adultos sanos sometidos a la prueba. Produjo una respuesta inmune adecuada y no causó efectos secundarios. Se trata de la vacuna con fragmentos del virus de dos especies, Zaire y y Sudán. Es desarrollada por los Institutos de Salud de Estados Unidos y la firma farmacéutica GSK. Dado el resultado, se acelerarán nuevas pruebas clínicas con más personas.

3. Que nada entre

Los cinturones de Van Allen son una bendición para la Tierra, al proteger el planeta de radiación nociva. Ahora investigadores reportaron en Nature el hallazgo de otro anillo a unos 11.000 kilómetros de altura sobre la superficie, que protegen de los llamados electrones asesinos, amenaza de astronautas y equipos en órbita.

4. Irrompible

El material genético del ADN puede sobrevivir un vuelo a través del espacio y su reingreso a la atmósfera terrestre, demostró un estudio publicado en Plos One, basado en un experimento a bordo del cohete Texus-49, indicando que puede resistir las condiciones más extremas. El hallazgo es útil al momento de considerar las condiciones de vida en otros mundos.

5. Nueva casa para las tortugas

Con base en una nueva tecnología de secuenciación, científicos de la Academia de Ciencias de California establecieron el árbol de la vida de las tortugas, revelando que están emparentadas con los dinosaurios, con los cocodrilos y las aves. Pertenecen al nuevo grupo Archelosauria, alejándolas de lagartos y serpientes como se tenían hasta ahora.

6. Unos perros muy entendidos

Cuando uno escucha alguien que le habla, le responde según su mensaje y según otros rasgos de su discurso, como el tono de voz y hasta el género. Un estudio en Current Biology demuestra que los perros también diferencian todos estos componentes del proceso cuando una persona les habla, lo cual no indica que entienden todo lo que se les dice. La investigación revela que el discurso es procesado también en ellos en los dos hemisferios cerebrales.

7. Mamá chimpancé ayuda a sus hijos

Cuatro décadas de observación permitieron concluir que las mamás chimpancés con hijos machos son un 25% más sociables que las madres con hijas hembras, dice un estudio en Proceedings of the National Academy of Sciences. Dedican 2 horas más cada día a estar con otros chimpancés. Esto podría deberse a que les ayudan así a adquirir las habilidades que necesitan para prosperar en la competencia entre adultos.

8. Tatequieto al cáncer

No pocos tumores persisten y crecen porque silencian el sistema inmunitario, pero una nueva técnica para fortalecer el sistema ha mostrado resultados prometedores. Cinco estudios presentados en Nature incluyen nuevos tipos de cáncer que responden a esa terapia, denominada ‘inmune chekpoints’. La estrategia no funciona en todos los pacientes, pero los nuevos estudios describen características de aquellos que sí lo hacen, abriendo nuevas posibilidades.

9. ¡Al fin la bridgmanita!

Se habían demorado. Es el mineral más abundante en la Tierra, comprendiendo cerca del 38% del volumen del planeta, pero no tenía nombre oficial. Se le llamaba perovskita, pero no se le había encontrado de modo natural y por eso no podía ser denominado oficialmente. El silicato de hierro magnesio. Se encontró en meteorito. Ahora se llama bridgmanita, en honor a Percy Bridgman, el padre de los experimentos de alta presión, que es donde se forma este material. El informe apareció en Science.

10. La suerte de las abejas

La pérdida de muchas de las plantas favoritas tendría que ver en el declive mundial de abejas sugiere un estudio en Proceedings of the National Academy of Sciences. Hasta hoy no se ha logrado determinar una causa precisa de esta disminución que podría derivar en una crisis de la polinización, habiéndose sugerido desde el cambio climático al tamaño de estos insectos. Para los autores al tratarse de la reducción de una sola especie, la pérdida de sus plantas asociadas las estaría afectando.

Hallan anillo protector de la Tierra

Escudo protector. Cortesía Baker-U. Colorado

Defensores del espacio. Eso es lo que tiene la Tierra. Un tercer escudo protector a unos 11.600 kilómetros sobre el planeta que bloquea los llamados electrones asesinos que rodean la Tierra a casi la velocidad de la luz fue descubierto por científicos.

Esos electrones son una amenaza para los astronautas, los satélites y afectan los sistemas espaciales durante las tormentas solares severas.

La barrera fue descubierta en los cinturones de radiación de Van Allen, dos anillos con forma de dona encima de la Tierra que son ocupados por electrones y protones de alta energía, explicó el profesor Daniel Baker, de la Universidad de Colorado.

Esos anillos, mantenidos en posición por el campo magnético terrestre, se estiran y encogen en respuesta a los disturbios energéticos provenientes del Sol.

Esos cinturones fueron detectados en 1958 por James Van Allen. En 2013 Baker, con las naves gemelas Van Allen de la Nasa, descubrió un tercer anillo de almacenamiento entre los cinturones interno y externo de Van Allen, un anillo que se comporta según la intensidad del clima espacial.

Se mueve alrededor de una frontera exacta en el borde interno del cinturón externo de Van Allen a unos 11.600 kilómetros de altura y parece bloquear los electrones superrápidos evitando que penetren en la atmósfera terrestre.

“Es como si esos electrones corrieran hacia un muro de vidrio en el espacio”, dijo Baker. Algo parecido a la barrera protectora creada en Viaje a las Estrellas para proteger el Enterprise de armas enemigas.

El artículo con el anuncio apareció en Nature.

Buena ciencia: mis 10 noticias científicas de la semana (20-26)

1. La planta que hace magia

Animales, muchos. Animales que se camuflen imitando el medio donde viven son comunes, pero ¿plantas? Bueno, eso reportaron investigadores en Current Biology. Boquila trifoliolata, una plante existente en Argentina y Chile, hace que sus hojas adopten la coloración de distintos árboles, una forma de evadir el ataque de herbívoros, un claro ejemplo del raro mimetismo polimórfico que solo había sido observado en mariposas. Cuando la rama alcanza la rama de otro árbol las hojas no solo pueden cambiar de color sino su forma, tamaño y orientación. Asimismo, la rama cambia sus patrones para parecerse al follaje alrededor.

2. Qué vecina tan fría

A solo 7,2 años luz el programa Wise de la Nasa acaba de encontrar una tenue enana marrón, tan fría como el Polo Norte. Las enanas marrones son cuerpos mayores que Júpiter pero no tienen la masa suficiente para desencadenar reacciones atómicas. El nuevo cuerpo, denominado Wise J085510.83-071442.5 tiene una temperatura entre -48 y -13 grados centígrados. La marca la tenía una enana con temperatura igual a la de un cuarto. El hallazgo sugiere que pese a tantos años de mirar el cielo no se conocen todos los vecinos. El año pasado se encontró un par de enanas marrón más cercanas, a unos 6 años luz.

3. Mujeres, música y sexo

Un estudio publicado en Proceedings of the Royal Society B sugiere que las mujeres pueden adquirir beneficios genéticos para su descendencia seleccionando como compañeros sexuales músicos capaces de componer canciones más complejas. En el estudio se sugiere que la selección sexual jugó un papel en la evolución de la música. De hecho, muchos músicos admiten haber cogido un instrumento para buscar chicas. Así, mientras más compleja una canción, más chances de conquistar una mujer.

4. Escriben la historia del cromosoma Y

Hombre u mujer, macho o hembra. Sí, la diferencia entre sexos depende de un solo elemento en el genoma: el cromosoma Y, que solo portan los machos. Una investigación presentada esta semana en Nature reveló que los primeros genes determinantes del sexo, el cromosoma Y, aparecieron en los mamíferos hace 180 millones de años. No siempre existió. Y tras su aparición ha estado acortándose. Hoy solo posee unos 20 genes.

5. El espacio-tiempo sería un fluido

¿Y si el espacio-tiempo es… un fluido? La Teoría de la Relatividad sería entonces análoga a la hidrodinámica de fluidos. ¿Loco? Eso acaban de sugerir físicos teóricos que tratan de conciliar la gravedad y la mecánica cuántica. Los modelos corridos indican que el espacio-tiempo a la escala de Planck (10^-33) no es continuo como sostiene la física clásica sino de naturaleza discreta, tal como los sólidos y líquidos con los que estamos en contacto todos los días que pueden ser vistos como hechos de átomos y moléculas cuando se observan con suficiente resolución. Una estructura de esta clase implica, a energías altas, violaciones de la Relatividad Especial de Einstein. En ese marco, sugieren, el espacio-tiempo debería ser tratado como un fluido.

6. El viaje comenzó antes

Los humanos modernos se habrían diseminado por Asia y Europa en varios movimientos migratorios. Así, los primeros ancestros de las personas no africanas probablemente siguieron una ruta al sur de la península Arábiga hace unos 130.000 años. El estudio fue publicado en Procedings of the National Academy of Sciences. La evidencia y los análisis genéticos sugieren una dispersión múltiple según la investigadora Katerina Harvati de la Universidad de Tübingen.

7. A dormir se dijo

La mosca tsé-tsé es una peste en África afectando a decenas de miles de personas: transmite la enfermedad del sueño, que puede ser fatal. Las armas son algunos insecticidas o evitar el contacto. Científicos anunciaron que tras un esfuerzo de 10 años secuenciaron el genoma de la especie Glossina morsitans y encontraron puntos interesantes que podrían derivar en nuevas armas para atacar el letal mosquito. El reporte fue publicado en Science, seguido de otros artículos en Plos Neglected Tropical Diseases.

8. Use el lápiz para recordar las notas

Tomar notas a mano y no en el portátil o el computador personal ayuda a una mejor recordación, sugiere un estudio publicado en Psychological Science. Y así el portátil sea bien usado (por ejemplo estudiantes en clase) puede afectar el rendimiento académico. En varios estudios con estudiantes comparando los distintos métodos, se encontró que al escribir las notas a mano se gana más en recordación.

9. Para oírte mejor

Aunque los implantes cocleares son asunto viejo, no se habían podido mejorar. Pero ahora en combinación con una terapia genética la situación es diferente. O será. Científicos en presentaron en Science Translational Medicine un avance significativo para que las personas escuchen mejor: junto al implante se entrega un gen que permite la regeneración del nervio auditivo, logrando que crezca y subsane la brecha existente hasta el implante. El desarrollo se hizo en conejillos de indias.

10. Los pájaros de Chernobyl

Un estudio publicado en Functional Ecology presentó las primeras evidencias de que aves en los alrededores de Chernobyl, donde se presentó el gran desastre nuclear en 1986, se han adaptado a la radiación ionizante, revelando que los pájaros que tienen más feomelanina, un pigmento en sus plumas, son los que menos se adaptan a la radiación. El estudio se basó en 152 aves de 16 especies en 8 sitios dentro y cerca d ella zona de exclusión de Chernobyl.

Habrían detectado señales de la materia oscura

Hasta que la descubran. El telescopio espacial de rayos gamma Fermi aportó los datos más sólidos hasta ahora de que una parte de los rayos gamma en el centro de la galaxia provienen de la materia oscura, esa sustancia desconocida que compone la mayor parte del universo material.

Eso analizaron científicos del Laboratorio Fermilab, el Centro para la Astrofísica de Harvard, el MIT y la Universidad de Chicago, que desarrollaron nuevos mapas que muestran que el centro galáctico expide más rayos gamma de los que podrían explicarse mediante las fuentes conocidas y ese exceso es consistente con ciertas formas de materia oscura.

“Los nuevos mapas nos permiten analizar el exceso y examinar si las explicaciones más convencionales, como púlsares no vistos o colisiones cósmicas de rayos en las nubes de polvo pueden responder por él”, indicó Dan Hooper, astrofísico del Fermilab en Batavia, cabeza del estudio.

En el centro de la galaxia abundan los rayos gamma provenientes de sistemas binarios interactuantes, púlsares aislados y remanentes de supernovas, así como de partículas colisionando con el gas interestelar. Es también el lugar donde se esperaría encontrar la mayor densidad de materia oscura, la que solo afecta la materia normal y la radiación mediante la gravedad.

Las grandes cantidades de materia oscura atraen la materia normal formando estructuras visibles como las galaxias.

Se cree que esa materia está constituida por Wimps o Partículas Masivas Débilmente Interactuantes.

Cuando los científicos sustrajeron todas las fuentes conocidas de rayos gamma en el centro de la galaxia, quedaba un remanente de emisiones. Ese exceso parece más prominente a energías entre 1 y 3.000 millones de Electronvoltios (Gev), casi 1.000 millones de veces más grande que la de la luz visible y se extiende afuera al menos unos 5.000 años luz desde el centro.

Eso sugiere la aniquilación de partículas de materia oscura con una masa entre 31 y 40 GeV, explicando el exceso en la radiación.

El artículo fue presentado a Physical Review D.

En la imagen se ve a la izquierda toda la emisión de rayos gamma, a la derecha con las fuentes conocidas excluidas. Cortesía T. Linden, U. Chicago

Especial: un año de Curiosity en Marte

El robot en su sitio de trabajo

Un año terrestre y medio año marciano después de haber pisado suelo en Marte, el robot Curiosity cumplió ya su misión: detectar que el planeta rojo sí tuvo las condiciones por las que un día lejano en el pasado pudo albergar vida.

Hoy se celebra 1 año del robot auscultado el planeta, el que más ha sido explorado por el hombre pero al cual nunca había llegado una máquina tan sofisticada como Curiosity.

Hace un año, decenas de miles de personas contenían el aliento, incluidos los técnicos de la Nasa, en la operación de descenso del robot. Era una maniobra que nunca se había experimentado.

Curiosity viajó hasta Marte a bordo del Mars Science Laboratory. La nave entró a la atmósfera marciana a una velocidad que no había tenido ninguna otra misión, 5.900 metros por segundo, experimentando un calor sin precedentes. En solo 7 minutos redujo su velocidad hasta posarse en el suelo. Para ello, soltó la coraza protectora, abrió paracaídas, se desprendió el módulo que guardaba el robot, este bajó, encendió cohetes retropropulsores, se elevó un poco, se desprendió el robot sostenido por unas cuerdas, tocó superficie y el módulo se apartó. Toda una odisea con un ingrediente espectacular: sin poder comunicarse con el mando en la Tierra. Siete minutos en los que no se supo nada más 14 que tardó la primera señal.

Así, comenzó la más compleja misión humana sobre superficie marciana en el sitio Bradbury, a los pies de una ladera del monte Sharp, dentro del cráter Gale, un sitio escogido por más de 100 científicos entre 30 posibles lugares de aterrizaje.

Antes, durante el vuelo, la misión había obtenido los primeros resultados científicos: la medición de los niveles de radiación natural entre la Tierra y Marte, información valiosa para planear viajes futuros.

“El éxito de Curiosity, desde que tocó suelo hasta los hallazgos científicos, nos llevan adelante hacia otras metas de exploración, como enviar humanos a un asteroide y a Marte”, según Charles Bolden, administrador de la Nasa.

Es que en estos 12 meses, Curiosity ha enviado más de 190 gigabits de datos, enviado más de 36.700 fotografías de alta resolución y 35.000 más pequeñas, disparado más de 75.000 rayos láser para investigar la composición de distintos objetivos, ha recogido y analizado muestras de dos rocas marcianas y ha recorrido más de 1.600 metros desde el sitio del aterrizaje.

Trayectora de 1.600 metros

En las últimas cuatro semanas se ha desplazado más de 699 metros luego de dejar el ambiente donde trabajó cerca de 6 meses.

En las exploraciones iniciales encontró evidencias de un antiguo flujo de agua en la zona, como habían sugerido los orbitadores que actualmente andan alrededor del planeta, pudiéndose decir que en los primeros 8 meses ya había logrado el objetivo principal de la misión de 23.

Aunque muchos creen que la misión busca vida marciana, la intención es determinar si hubo condiciones favorables para que esta se hubiese podido desarrollar en algún momento.

La evidencia de un pasado que pudo contener vida microbiana provino del análisis de la primera muestra recogida mediante perforación de rocas, una técncia que nunca se había usado en la exploración espacial.

“Ahora sabemos que Marte ofrecía condiciones favorables para la vida microbiana hace miles de millones de años”, dijo John Grotzinger, científico de la misión en el California Institute of Technology en Pasadena.

“Ha sido gratificante el éxito, pero eso ha aumentado el apetito por conocer más. Esperamos que esas capas vistas en el monte Sharp preserven una amplia diversidad de otras condiciones ambientales que podrían haber afectado la habitabilidad”.

La misión también encontró señales de que Marte perdió la mayor parte de su atmósfera original a través de procesos que ocurrieron en la parte superior, procesos que serán estudiado por la próxima misión, Mars Atmosphere and Volatile Evolution (MAVEN), que partirá en noviembre próximo.

Al comienzo del periplo, Curiosity se desplazó al este, hacia el sitio Glenelg, donde hay una intersección de 3 tipos de terreno. Allí recogió la primera muestra del suelo de una roca bautizada John Klein, en la cual halló evidencia mineralógica y geológica de agua en el pasado y de elementos claves para la vida.

A fines de julio dejó esa zona para comenzar su viaje de varios meses hasta las faldas del monte Sharp, el principal destino de la misión.

Otros de los objetivos de la misión son medir la radiación en la superficie y caracterizar la geología del área en el monte Sharp.

Datos

Autorretrato con una de sus cámaras

-Curiosity mide 3 x 3 metros y es 5 veces más pesado que los exploradores Spirit y Opportunity (este aún en operación).

-El peso al partir era de 3.893 kilos y de 2.401 kilos al entrar a Marte.

-Para llegar al planeta recorrió 562 millones de kilómetros. Marte estaba a 249 millones de kilómetros de la Tierra el día del aterrizaje y la temperatura en el lugar era de -90° C a 0° C.

-La electricidad es suministrada por un generador de isótopos a partir de plutonio 238, lo que le permitirá sobrevivir sin problemas los 687 días de la misión o más.

-El vehículo puede pasar por encima de osbtáculos de hasta 65 centímetros y recorrer hasta 200 metros por día.

-Está dotado con 7 equipos, desde el analizador de muestras a una cámara para tomar primeros planos de las rocas y el suelo. También porta espectrómetro de rayos X y un equipo láser para evaporar capas de las piezas que analice. Estos equipos son 10 veces más masivos que los de previas misiones.

-Fue lanzado el 26 de noviembre de 2011 a bordo de un cohete Atlas V 541.

-Más de 400 científicos alrededor del planeta trabajan en las operaciones en tierra.

-El costo de la misión es de US$2.500 millones.

Así es Marte

-El planeta rojo tiene un color de amarilloso a rojizo.

-Su diámetro es de 6.780 kilómetros, la mitad del terrestre.

-Con una masa de 1/10 la terrestre, la gravedad es solo 38% la de la Tierra.

-El planeta es el cuarto del Sistema Solar, contado desde el Sol. Está 1,5 veces más lejos del Sol que la Tierra. Su máxima cercanía es de 206 milloens de kilómetros y se aleja hasta 249 millones de kilómetros.

-Su año dura 687 días terrestres.

-Los polos están inclinados 25 grados, creando estaciones similares a la Tierra.

-La atmósfera está compuesta por CO2 (95,3%) y nitrógeno (2,7), argón (1,6%).

-Los vientos alcanzan hasta 40 metros por segundo.

-Sus mayores rasgos son el monte Olimpo, el segundo más alto del Sistema Solar, de 26 kilómetros de alto y 600 de ancho.

-El cañón del Valle Marineris es el más largo y profundo del Sistema Solar: 4.000 kilómetros por hasta 10 de profundidad.

-El planeta posee dos pequeñas lunas, Deimos y Fobos.

Imágenes

Paisaje de la soledad marciana

Por aquí corrió un río

A la izq. centro: robot visto por orbitador en Marte

En el camino abundan las rocas

Mis 10 noticias científicas de la semana (26-1)

1. Donde se bañaban los marcianos

Hubo ríos en Marte. Aunque se ha comprobado la existencia de agua y un pasado más mojado, falta información sobre la forma como corrió o estuvo contenido el líquido. Un análisis de imágenes del robot Curiosity muestra con claridad la existencia de piedras redondeadas que revelan que allí hubo un río en un pasado lejano. La cámara en estéreo del explorador tomó fotos de una zona densa en esas piedras, reunidas como en un muro de concreto, un área de unos 180 por 40 centímetros. Cuando las rocas son moldeadas por el viento se vuelven angulares y ásperas, pero estas son redondas dijeron los investigadores que publicaron sus análisis en Science.

2. Solo de paseo

Aunque causó cierto temor en personas, el viernes a las 315:59 hora colombiana pasó a 5,8 millones de kilómetros de la Tierra el asteroide 1998 QE2, de 1.700 metros de longitud, la mayor aproximación en los próximos dos siglos. Lo interesante es que muchos grandes telescopios estuvieron enfocados en él con el fin de allegar la mayor cantidad de información sobre las características de su superficie, rotación y forma. El cuerpo no supone peligro alguno para el planeta.

3. Hasta que se blindaron las tortugas

Mediante el estudio de un fósil de reptil hallado en Sudáfrica, Eunotosaurus, que vivió hace 260 millones de años se llenó un vacío de unos 50 millones de años, permitiendo ver cómo fue que las tortugas obtuvieron su caparazón, la que está compuesta de unos 50 huesos, siendo los únicos animales que las desarrollan a partir de sus costillas y vértebras. El Eunotosaurus tenía 9 costillas y carecía de los músculos intercostales entre estas. De vuelta al pasado.

4. Un mundo achicharrado

Comenzaron a aparecer en la zona este de Estados Unidos millones de chicharras Magicicada luego de permanecer más de 17 años metidas bajo la tierra. Durante unas pocas semanas cantan con su sonido característico, se aparean y mueren. La nueva generación aparecerá en 17 años. Se trata del género de insectos con el ciclo de vida más largo y que ha confundido a los científicos durante siglos, por lo que en esta ocasión muchos están presentes siguiéndoles el paso. De las miles de especies de chicharras del mundo, solo 7 en el este de Estados Unidos tienen tan prolongado periodo de vida. Alcanzando una densidad de hasta 350 por metro cuadrado, pueden cantar a 95 decibeles.

5. Y estas son las vencedoras

Como lo hace desde hace 6 años, el Instituto Internacional para la Investigación de Especies de la Universidad de Arizona publicó la lista de las 10 más llamativas nombradas en 2012, escogidas por un grupo de taxónomos que analizan sus características, hábitat y hasta su cercanía a los humanos. Se destacan en la lista una cucaracha fluorescente de Ecuador, una violeta enana de Perú, una esponja marina con forma de lira y un mico del Congo con ojos parecidos a los de los humanos. Un suceso que recuerda la importancia de todas las formas vivas. Hasta hoy se han clasificado cerca de 1.960.000 especies en el planeta.

6. Egipcio abusador

Un niño de 2 a 3 años hallado en un cementerio en el oasis Dakhleh en Egipto es quizás el caso más antiguo de abuso infantil. El esqueleto presenta múltiples fracturas de distintos momentos de su corta vida, según el estudio aparecido en el International Journal of Paleopathology. Vivió hacia los años 50 a 450 después de Cristo, en el periodo romano-cristiano. Tantas fracturas no se explcian de otra manera. Una de ellas, en la clavícula, posiblemente fue la que le provocó la muerte.

7. Para pelear junto con la piel

La Food and Drug Administration de Estados Unidos aprobó una nueva droga de primera clase para controlar el crecimiento de melanoma, mortal tumor de la piel. Se trata de una medicina que inhibe una proteína, MEK. La FDA aprobó el medicamento Mekinist para usar en melanomas avanzados con mutaciones específicas. Además aprobó Tafinlar para formas mutantes de la proteína BRAF causantes de cáncer. Otra herramienta más.

8. Se nos creció la parentela

Datos del Wide-field Infrared Survey Explorer (Wise) de la Nasa, permitió mejorar el árbol familiar de asteroides residentes en el cinturón principal entre las órbitas de Marte y Júpiter, donde habitan al menos 600.000 cuerpos de esa clase de todos los tamaños. Se logró la identificación de 28 nuevas familias. Se pudo con los datos, además, colocar por primera vez en familias miles de asteroides no vistos o no categorizados antes. Todo un suceso astronómico.

9. ¿Que no es peligrosa?

Ahora que se habla de una misión de intrépidos tripulantes hacia Marte para vivir y morir allí, la Nasa reveló un estudio de la radiación en el planeta rojo de acuerdo con datos proporcionados por el robot Curiosity: si se usan los actuales sistemas de propulsión, la radiación excedería de lejos los límites establecidos por la agencia para un viaje seguro. El estudio fue publicado en Science y sugiere que se requieren más desarrollos para proteger los astronautas.

10. Yo estudio si me dejan los genes

Factores genéticos podrían tener una pequeñísima influencia en cuánta educación escolar recibiría una persona según sugiere un nuevo estudio que, sin embargo, insiste en que no se debe atribuir a los genes un determinismo cultural ni socioeconómico. El estudio publicado en Science por un grupo de más de 200 investigadores marca lo que podría ser la primera vez que factores genéticos han sido asociados con un rasgo social, según Richard Ebstein, genetista de National University of Singapore. “Les dice a los científicos sociales que algunas de las cosas que han estado estudiando que hacen la diferencia entre la muerte y la vida tienen base genética”.

La Tierra tiene cinturones que la aprietan

Un anillo de más no sobra. En una peligrosa región del espacio vecina al planeta, las sondas Van Allen de la Nasa hallaron un tercer anillo de radiación, revelando la presencia de estructuras inesperadas en esa zona del vecindario.

Estudios previos de los cinturones de Van Allen habían revelado hace tiempo la existencia de dos regiones diferentes que atrapaban la radiación que rodeaba el planeta, pero las sondas, lanzadas en agosto 30 del año pasado mostraron esa sorprendente nueva tercera zona.

Los cinturones, llamados en honor de su descubridor, James Van Allen, son regiones críticas para la sociedad moderna, que depende de muchas tecnologías espaciales. Esos cinturones son afectados por las tormentas solares y el tiempo espacial y pueden crecer dramáticamente. Cuando esto ocurre, pueden representar un peligro para los satélites de comunicaciones y los GPS, así como para las personas en el espacio.

“Las fantásticas capacidades y la tecnología avanzada de las sondas permitieron a los científicos ver en detalles sin precedentes cómo están poblados los cinturones de radiación con partículas cargadas y proveerán datos sobre qué las hace cambiar y cómo esos procesos afectan la atmósfera superior”, dijo John Grunsfeld, de la Nasa en Washington.

El descubrimiento revela la naturaleza dinámica y variable de los cinturones de radiación y mejora el entendimiento de cómo responden a la actividad solar.

Los resultados del estudio fueron publicados en Science.

Instrumentos como el telescopio relativístico protón electrón revelaron que puede haber tres estructuras distintas y duraderas con un espacio vacío entre ellas.

“Es la primera vez que tenemos tales instrumentos de precisión mirando tiempo, espacio y energía juntos”, indicó Daniel Baker, líder del estudio y de aquel instrumento.

En la imagen cortesía de la Nasa, se aprecia cómo son los cinturones que protegen el planeta.

Funcionó vacuna contra cáncer cerebral

Una dosis de su propia medicina. Mejorada, eso está claro. Sí: una nueva vacuna contra el cáncer cerebral que emplea material del tumor de cada individuo ha sido efectiva en un ensayo clínico en fase 2, extendiendo la vida de los pacientes 47 semanas e incluso hasta más del año.

Los pacientes padecían de glioblastoma multiforme recurrente, que mata decenas de miles de personas cada año.

Los resultados alentadores fueron revelados en el encuentro de la American Association of Neurological Surgeons (AANS) en Miami.

El ensayo mostró que la vacuna podía extender la supervivencia de las personas varios meses en comparación con 80 pacientes que recibieron terapia estándar –47 frente a 32 semanas. Varios de quienes recibieron la vacuna pasaron del año.

“Los resultados sugieren que los médicos pueden extender la supervivencia combinando la vacuna con otras drogas que aumentan la respuesta inmunitaria”, dijo Andrew Parsa, quien dirigió la investigación por la Universidad de California en San Francisco.

El próximo paso será un ensayo con mayor número de pacientes para mirar la efectividad de la vacuna en combinación con la droga Avastin.

En Estados Unidos apenas 2% de quienes padecen este tipo de cáncer sobreviven más de 5 años, incluso con tratamiento. El cáncer casi siempre reaparece: solo es asunto de cuándo.

El tratamiento comienza por lo general con una resección quirúrgica, para remover el tejido canceroso del cerebro. Luego se procede a terapia de radiación y quimioterapia para matar cualquier célula remanente. Muchos se someten al tratamiento pero el cáncer reaparece luego.

Las vacunas contra el cáncer son un tratamiento que apareció en la última década. La Food and Drug Administration aprobó la primera vacuna terapéutica contra el cáncer de próstata y varias más están en experimentación.

El concepto básico es el mismo que una vacuna contra paperas o sarampión: una inyección en el brazo que induce una respuesta inmunitaria que ayuda a combatir el patógeno, en este caso el cáncer. Una respuesta efectiva encoge el tumor y extiende la vida.

En el pasado, las vacunas contra el cáncer no funcionaban porque no producían una respuesta inmunitaria efectiva: o no mataban las células cancerosas o no funcionaban en todos los pacientes.

En este caso, se usan ciertos contenidos moleculares del tumor removido en el paciente. Agenus Inc preparó una vacuna específica para cada uno. Los médicos las inyectaron en el brazo de los pacientes varias veces al año.

12