¿Por qué las mujeres desarrollan menos cánceres?

Foto Pixabay

Foto Pixabay

La pregunta es contundente: ¿por qué el cáncer es más común en hombres que en mujeres?

No es exageración, en casi todos los tipos, son más afectados los hombres, en unos con porcentajes ampliamente mayores.

Es lo que buscaron responder científicos del Dana Farber Cancer Institute, el Broad Institute, el MIT y el Massachusetts General Hospital.

Y en un artículo en Nature Genetics revelaron que las hembras humanas tienen en sus células una copia extra de ciertos genes protectores, una línea más de defensa contra el crecimiento descontrolado de las células.

Aunque no son las únicas responsables de la discriminación del cáncer por los hombres, esas copias duplicadas contribuyen a ese desequilibrio, incluyendo hasta 80% de exceso de casos en ellos en algunos tumores.

En casi cada tipo de cáncer las tasas son más altas en hombres que en mujeres. En algunos casos, la diferencia puede ser pequeña, de un escaso porcentaje, pero en ciertos cánceres la incidencia es dos o tres veces mayor en hombres”, dijo Andrew Lane, de Dana-Farber, coautor senior con Gad Getz, PhD, del Broad Institute y Massachusetts General Hospital. Los hombres tienen un riesgo 20% mayor de desarrollar cáncer.

La explicación más usual hasta ahora era que los hombres fuman más y están más expuestos a químicos nocivos en el ambiente, pero eso ha cambiado y no vale más.

La disparidad se nota también en personas jóvenes, muchachos y muchachas.

La nueva explicación apareció con el estudio de una forma de leucemia en la que las células del cáncer a menudo portan una mutación en un gen en el cromosoma X, gen supresor de tumores cuya alteración inhabilita su función.

Se podría esperar que las células de la mujer, que porta dos cromosomas X fueran tan vulnerables a la mutación. En el embrión, uno de los cromosomas se desactiva y se esperaría que la mutación también fuera común, pero no es así, sugiriendo que algunos genes en el cromosoma suprimido funcionan normalmente. Uno de esos genes parece ser una copia funcional del KDM6A y una sola es suficiente para prevenir que las células se tornen cancerosas.

Ventaja para ellas.

Resumen científico de la semana

Foto Wikipedia commons

1. El mejor no incentiva

Es muy común: en las oficinas destacan al empleado del mes o del año. En los centros educativos también. Lo hacen para poner de ejemplo su esfuerzo. Ahora un estudio en Psychological Science sugiere que esa distinción puede tener un efecto contrario en los demás: los desalientan a tener más logros, lo que los autores llaman ‘un desestímulo ejemplar”. Eso significaría que hay que alentar otro tipo de prácticas en instituciones y empresas.

2. Tortugas a la carta

Hoy en algunos países del sudeste asiático la sopa de tortuga es una exquisitez. En otros lugares no se consume. No fue siempre así. Cerca e Tel Aviv, Israel, científicos desenterraron fósiles de tortugas de hace 400.000 años que sugieren que eran consumidas por los habitantes de aquella época, mostrando la diversificación de la dieta de quienes vivieron en el Paleolítico. El estudio apareció en Quaternary Science Reviews.

3. Confieso que lo hice

Una nueva investigación aparecida en Proceedings of the National Academy of Sciences muestra que la privación del sueño puede hacer que las personas admitan falsamente que hicieron algo malo. En Estados Unidos, por ejemplo, las falsas confesiones son cerca del 25% de los casos de convictos injustamente encausados. Esa táctica es común en interrogatorios a sospechosos, haciendo que la persona pierda la capacidad de anticipar las consecuencias de sus acciones.

4. Hormona riesgosa

La hormona arginina vasopresina promueve la cooperación arriesgada en humanos dice estudio en Proceedings of the National Academy of Sciences. La cooperación se ha sabido, es intrínsecamente reconfortante para las personas permitiéndoles subvalorar riesgos asociados con ella. En el experimento, las personas que recibieron esa hormona eran mucho más dados a cooperar en un juego que suponía altos riesgos, que aquellos que no la recibieron algo que sugiere que esa hormona desempeña un papel activo en ese comportamiento.

5. Juntos es mejor

Los pájaros pequeños también forman lazos duraderos con sus congéneres, además compartir largos viajes con ellos, una cercanía que favorece la reproducción y facilita el proceso de ajustarse a un nuevo lugar, según el estudio aparecido en Bird Study. Esa característica había sido observada y estudiada en aves grandes. Los miembros de un grupo de luganos pueden permanecer juntos hasta 4 años.

6. Emisores clandestinos

No habían sido muy estudiados en cuanto a su aporte. Por eso sorprenden los datos de un estudio aparecido en Nature Geoscience que dice que los estanques o humedales pequeños de menos de media hectárea que solo comprenden 8,6% del área de lagos y estanques responden por el 15,1% de las emisiones de dióxido de carbono y 40,6% de metano de esos cuerpos de agua. Para el estudio revisaron 427 de esos humedales.

7. La estatura y el cáncer

Las personas de mayor estatura tienen menos riesgo de desarrollar enfermedades como las cardiovasculares y la diabetes, pero un mayor riesgo de cáncer, lo cual se debe a la activación de un sistema relacionado con los factores de crecimiento. El estudio apareció en The Lancet Diabetes & Endocrinology y tiene implicaciones para la guía médica.

8. De víctima a victimario

La Tierra, según varios investigadores, tiene mucho que agradecerle a Júpiter pues según sus estudios ha servido de escudo protector desviando cometas y asteroides dada su gran influencia gravitacional. Una investigación aparecida en Astrobiology cuestiona esa creencia y dice que por el contrario Júpiter y Saturno se han encargado de ‘patear’ objetos hacia el sistema solar interior, del cual la Tierra forma parte. ¿Cuál hipótesis prevalecerá?

9. Pobreza, flacura y gordura

Cuánto comes dependerá para muchos de cuán acomodada era su familia. Un estudio sugiere que las personas que de niños padecen hambre, cuando crecen y tienen mayor riqueza comen incluso en ausencia de hambre, lo que influye en la tendencia a la obesidad y otros desórdenes, según el artículo en Psychological Science. La pobreza interrumpe el vínculo entre hambre y comida.

10. A vivir más

Investigadores demostraron que las células senescentes, que no se dividen y se acumulan con la edad, impactan de modo negativo la salud y acortan la vida de los ratones en un 35%. El estudio revela que la eliminación de esas células retrasa la formación de tumores, preserva el funcionamiento de tejidos y órganos y extiende el ciclo vital sin efectos adversos observados. La pregunta ahora es ¿servirá para humanos? El artículo apareció en Nature.

¿Por qué los elefantes viven sin cáncer?

Foto Wikipedia commns

Tres elefantes balanceaban… y con seguridad, libres de cáncer. Que a estos grandes animales no les aparezcan esos tumores malignos siempre intrigó la ciencia y la respuesta parece clara ahora.

Los elefantes poseen docenas de copias extras de uno de los genes más poderosos para evitar el cáncer, el PT53, con lo cual pueden eliminar células cancerosas antes de que crezcan en tumores.

Una gran ventaja para unos animales que deberían desarrollar cáncer: tienen unas 100 veces más células que las personas y a más células más posibilidades de que algunas se dañen y se desarrollo esa enfermedad. Además viven 60 o más años en su medio natural donde podrían desarrollarla.

Pero los elefantes tienen una bajísima incidencia de cáncer, solo 5% mueren por esa causa, tal como otros grandes animales de larga vida, las ballenas. Otras especies que viven mucho, como las ratas topos desnudas, que viven hasta 28 años, que poseen un azúcar complejo que les ayuda a prevenir el cáncer.

En el nuevo estudio se encontró que el genoma del elefante africano tiene 40 copias del gen que codifica la proteína p53, un mecanismo para prevenir el cáncer; el del elefante asiático tiene de 30 a 40 copias.

Los humanos solo portamos dos. Las copias extras del elefante seguro se acumularon durante millones de años cuando el gen fue duplicado accidentalmente varias veces en los ancestros.

El estudio apareció en el Journal of the American Medical Association.

Orina para detectar el cáncer

Tal como una prueba de embarazo

El cáncer mata. Y no pocas veces mata porque cuando se manifiesta ya es tarde. No siempre, en algunos países está disponible la mejor tecnología para una detección temprana. Eso es un grave problema.

Ingenieros del MIT desarrollaron un test de papel simple y barato que podría mejorar las tasas de diagnóstico y ayudar a las personas a tratarse rápido.

El examen, que funciona muy similar a una prueba de embarazo, podría revelar en minutos, con base en una muestra de orina, si una persona tiene cáncer.

Esta clase de exámenes ha sido muy útil en distintos casos como la detección de infecciones y permite la detección de enfermedades no comunicables.

La nueva tecnología desarrollada por el profesor Sangeeta Bhatia, se apoya en nanopartículas que interactúan con las proteínas del tumor llamadas proteasas, cada una de las cuales puede activar cientos de biomarcadores que son fáciles de detectar en la orina del paciente.

“Cuando intentamos esta nueva clase de biomarcador sintético, utilizamos un instrumento muy especializado para hacer el análisis”, dice Bhatia. “Para el mundo en desarrollo pensamos que sería grandioso adaptarlo a un papel de prueba que pudiera ser procesado incluso en sitios rurales sin la necesidad de equipo especializado. La simple lectura podría ser transmitida a personal de salud vía una foto en un celular”.

En ensayos con ratones, los investigadores pudieron identificar con precisión tumores de colon así como coágulos de sangre. Estas pruebas son el primer paso hacia un dispositivo de diagnóstico que algún día puede ser útil a los humanos.

Para lograrlo será necesario ensayarlo en personas. Y en ese sentido acaban de recibir un apoyo para desarrollar un plan de negocios para una empresa que comercialice la tecnología y haga las pruebas clínicas.

Increíble hallazgo sobre el cáncer

No se imaginaría uno que al hablar de cáncer de seno tuviera que referirse al de ovario. Pero sí, un estudio publicado en Nature reveló que uno de los subtipos más mortales de cáncer de seno es genéticamente más similar a los tumores de ovario que a otras formas de cáncer de seno.

El hallazgo sugiere que la mayoría de los tumores como de tipo basal (células basales) de seno y ovario tienen origen genético similar y podrían ser tratados con las mismas drogas, explicó Matthew J. Ellis, coautor del estudio e investigador de Washington University School of Medicine en San Luis.

Los tumores parecidos al tipo basal significan un 10% de todos los cánceres en Estados Unidos, por ejemplo.

“Con este estudio, damos un paso gigante al entendimiento del origen genético de los cuatro más grandes subtipos de cáncer de seno”, dijo Ellis.

“Ahora, podemos investigar qué drogas funcionan mejor para los pacientes basados en los perfiles genéticos de sus tumores. Para los tumores de seno tipo basal, es claro que son más similares genéticamente a los tumores de ovario que a otros cánceres de seno. Si pueden ser tratados del mismo modo es una posibilidad que debe ser explorada”.

Hoy, por ejemplo, esa clase de tumores de seno son tratados a menudo como muchos otros cánceres de seno, con quimioterapia basada en antraciclina. Otro estudio reciente de Ellis demostró que las mujeres con cáncer tipo basal no se benefician de esa droga, lo cual también deriva en efectos colaterales severos.

Por lo menos, dijo, los nuevos datos indican que las pruebas clínicas deberían diseñarse para evitar el uso de esas medicinas en tumores tipo basal.

El estudio confirmó la existencia de 4 subtipos principales de cáncer de seno: Luminal A, luminal B, HER2 y tipo basal. El tercero incluye la mayoría de los tumores de seno triple-negativos, llamados así porque carecen de los receptores para las hormonas estrógeno, progesterona o factor de crecimiento epidérmico humano HER2. Son tumores a menudo agresivos y que no responden a terapias que atacan los receptores de hormonas o quimioterapias estándares.

En los 4 subtipos se presentan mutaciones en solo 3 genes en más del 10% de los pacientes con tumores. Los científicos encontraron una huella genética y molecular única dentro de cada subtipo.

Los hallazgos se suman al creciente cuerpo de evidencias que sugieren que los tumores deberían ser catalogados y tratados según los genes que afectan en vez de su ubicación en el cuerpo.

Un nuevo paragima.

Subtipo de cáncer de seno como de clase basal. Imagen cortesía Matthew Ellis, MD, PhD, Washington University, St Louis

Una droga contra todos los cánceres

Qué tal: una sola droga puede reducir los cánceres de seno, ovario, colon, vejiga, hígado y próstata. Sí: tumores que han sido transplantados a ratones.

El tratamiento: un anticuerpo que bloquea una señal normalmente hallada en células tumorosas y induce al sistema inmunitario a destruir esas células.

El asunto es como sigue: hace una década, el biólogo Irving Weissman, de Stanford University en Palo Alto, California, descubrió que las células de la leucemia producen más altos niveles de una proteína llamada CD47 que las células sanas. Esa proteína también está en células sanguíneas saludables; es un marcador que bloquea el sistema inmunitario para no ser destruida. El cáncer se aprovecha de eso para burlar el sistema inmunitario ignorándolo.

En años recientes, el laboratorio de Weissman demostró que al bloquear CD47 con un anticuerpo curaba ciertos casos de linfomas y leucemias en ratones estimulando el sistema inmune a reconocer las células cancerosas como invasoras. En esta ocasión, con sus colegas demostró que el anticuerpo que bloquea la Cd47 puede tener un impacto mayor que solo atacar cánceres de la sangre.

En su trabajo con ratones, al tratarlos con el anti-CD47, los tumores transplantados a los ratones se encogieron y no hicieron metástasis.

El estudio fue presentado esta semana en Proceedings of the National Academy of Sciences.

Tyler Jacks, del Massachusetts Institute of Technology en Cambridge, citado por Science, dijo que aunque el estudio es prometedor, se requiere más investigación para ver si los resultados son iguales en humanos.

“El microambiente de un tumor real es un poco más complicado que el de uno transplantado”, indicó, “y es posible que un tumor real tanga efectos adicionales en la supresión inmunitaria.

Otro tema importante es cómo los anticuerpos CD47 se complementarían con los tratamientos existentes hoy: ¿trabajarán juntos o serán antagonistas?

Usar el anti CD47 adicional a la quimioterapia no sería recomendable si el estrés que esta produce hace que las células normales produzcan más CD47 de lo normal.

Ojalá funcione.

En la imagen, células con un tipo de leucemia

Luz para que el cáncer no escape

No es extraño que tras una cirugía para extirpar un cáncer, el cirujano le diga al paciente: limpiamos todo lo que pudimos.

Es que eso de ver células no es nada sencillo. Ahora hay una esperanza.

Sí: la noticia de la semana pasada es un paso al frente. Gracias a unos marcadores fluorescentes que ayudan a señalar el tejido canceroso, los cirujanos pueden remover tejido que de otra forma quedaría en el cuerpo.

Esto fue posible en una cirugía de un tumor en ovarios.

La mayoría de estos tumores expresan altos números de receptores para la molécula de folato (vitamina B9), por lo que adhiriéndoles la molécula fluorescente fluoresceina iso-tiocianato al folato, los científicos crearon células de prueba. Tras inyectarlas a la paciente, se hizo que las células resplandecieran en blanco con ayuda de una cámara especial y luz, permitiéndoles a los cirujanos señalar el tejido canceroso aún cuando las células nos e distinguían de las que estaban sanas.

“Esto entrega mayor precisión y mayor certeza a los médicos para remover todas las células cancerosas en tiempo real durante la cirugía”, dijo Vasilis Ntziachristos, de la Technical University de Munich, Alemania, citado por Nature.

Los resultados fueron publicados en Nature medicine.

De todos los cánceres ginecológicos –ovario, vaginal y uterino- el de ovarios es el que más mata mujeres. Remover todo el tejido canceroso que sea posible durante la cirugía es crucial para darle a la quimioterapia postcirugía mejores oportunidades de matar las células remanentes.

“Este avance es un cambio real de paradigma en imágenes quirúrgicas”, según el investigador. “Hasta ahora solo podíamos depender del ojo humano para hallar tejido canceroso, o teñidos no específicos que coloreaban tanto el tejido vascular como las células con cáncer. Ahora estamos yendo tras señales moleculares precisas y no simple fisiología”.

Ciencia curiosa

Críticos errados. Un reconocido paper científico que criticaba el apoyo científico al cambio climático, publicado en 2008, acaba de ser retractado. Publicado en Computational Statistics and Data Analysis y basado en un reporte controversial de 2006 sobre el calentamiento global comisionado por el Congreso americano, concluía que los científicos climáticos se publicaban favorablemente unos a otros por su trabajo estrecho y se preguntaba si ese cambio era real. Acaba de ser retractado por plagio: tomó citas de Wikipedia y dos citas aparecen sin la referencia. Tú también caerás. Curiosa rectificación.

A tiempo. Científicos desarrollaron un método para evaluar en tiempo real los niveles de una proteína importante en las obstrucciones sanguíneas, información que podría prevenir un sangrado masivo o coágulos igualmente peligrosos. El test, que se describirá en próxima edición de Angewandte Chemie International Edition, usa una cadena molecular que se adhiere a la trombina, proteína que dispara los eventos de coágulos. La medición revela si la sangre está preparando un coágulo, que se sabe con peligrosos y hasta mortales. Se lo advertimos: Más vale a tiempo. Curioso.

Gases y pestes. A medida que sube la concentración de dióxido de carbono (CO2), ciertas plantas pueden perder la batalla contra algunas pestes, reportaron científicos chinos que cultivaron tomates en condiciones de CO2 como las actuales, de 390 partes por millón y en aquellas que se predice existirán a fines del siglo: 780 ppm. Cuando fueron expuestos a pequeños nematodos, comunes en el suelo, los tomates que respiraban la mayor concentración de CO2 sufrieron más. Desarrollaron más problemas radiculares tipo tumores y tenían menor concentración de flavonoides y otros compuestos antioxidantes. Curioso.

Lentes antimigraña. Unos lentes pintados de color hechos especialmente para individuos que sufren migraña pueden ayudarles a aliviar cierto malestar asociado a es problema, reportan científicos en Cephalalgia. Científicos de Michigan State University condujeron un equipo que usó imágenes de resonancia magnética del cerebro para establecer los mejores colores-tintas para cada uno de 11 pacientes de migraña, aquellos que reducían mejor la distorsión de imágenes de cada persona. Las imágenes de resonancia revelaron que una tintura determinada reducía el malestar cuando veían unas imágenes que se les presentaban, un hallazgo que sugiere que ciertos tintes funcionan calmando la sobreactivación en la corteza visual en el cerebro. De colores. Curioso.

Descubrimientos y hechos curiosos

La contaminación encoge. La exposición de una mujer en embarazo al dióxido de nitrógeno, un contaminante emitido por el tráfico y ciertas chimeneas industriales puede disminuir el tamaño del recién nacido, según un estudio español. Científicos monitorearon la exposición al aire contaminad de más de 2.000 mujeres preñadas e identificaron el NO2 como de riesgo. Por cada 10 microgramos por metro cúbico de incremento en la exposición, el tamaño del bebé al nacer era en promedio 1 milímetro más pequeño. Ese pequeño cambio aumentaba 1,7 por ciento el riesgo del bebé de ser inconvenientemente más pequeño para la edad gestacional. El informe aparece en Environmental Health Perspectives. Muy curioso.

Bacteria dental benéfica. Una bacteria amigable que vive en la lengua y mejillas, ayuda a combatir la placa dental. La bacteria, Streptococcus salivarius puede detener la bacteria asociada con la caries para no formar el manto que cubre el diente en una comunidad organizada conocida como biopelícula. La capacidad antiplaca de esa bacteria proviene de una enzima llamada FruA, reportaron investigadores japoneses en Applied and Environmental Microbiology. Curioso.

Mamás y cerebros. Los humanos deberían agradecer a sus madres por el tamaño de sus cerebros. Un análisis matemático de 128 especies de mamíferos placentarios encontró que mientras más dure la gestación y el cuidado del bebé, más crece el cerebro en relación con el cuerpo, reveló un estudio publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences. En esto, los humanos tienen ventaja. Bien curioso.

Cáncer complejo. En una extensa investigación genómica, científicos secuenciaron el genoma de tumores de 50 pacientes con cáncer de seno y los compararon con el ADN de esas personas, con el fin de encontrar mutaciones que sólo se dan en las células cancerosas. Descubrieron la increíble complejidad de los genomas del cáncer y posibles rutas para la medicina personalizada. Los tumores analizados contenían más de 1.700 mutaciones, la mayoría de las cuales era única al individuo, dijo Matthew J. Ellis, una de las cabezas del estudio. Bien curioso.

Cáncer de próstata: Milagros o innovación

Milagro o promesa. Dos casos de curación de cáncer avanzado de próstata reportados por la Clínica Mayo evidencian que algo raro ocurrió o que un nuevo tratamiento podría ser esperanzador.
Se trata de dos pacientes de Mayo Clinic cuyo cáncer de próstata se consideró inoperable y que ahora se encuentran libres de cáncer gracias, en parte, a una terapia medicamentosa experimental utilizada conjuntamente con tratamiento hormonal estándar y radioterapia.
Los dos hombres eran participantes en un ensayo clínico para una sustancia de inmunoterapia conocida como MDX-010 ó ipilimumab. En ambos casos, este abordaje inició la eliminación de células cancerosas y ocasionó una impresionante reducción en los tumores, permitiendo realizar la cirugía. En los dos, estos tumores agresivos habían crecido hasta más allá de la próstata, adentrándose en la zona abdominal.
“El objetivo del estudio era determinar si era posible realizar alguna modesta mejora sobre los tratamientos actuales para el cáncer de próstata avanzado”, comenta Eugene D. Kwon, urólogo de Mayo Clinic y director del ensayo clínico. “Aunque los candidatos no tenían muchas otras alternativas, fue sorprendente ver que su respuesta excedió en mucho cualquier expectativa anticipada”.
Los pacientes recibieron primero un tipo de terapia hormonal llamada ablación androgénica, que retira la testosterona y normalmente origina alguna reducción inicial en el tamaño del tumor. Los científicos añadieron luego una dosis única de ipilimumab, un anticuerpo que se sumó a la acción antitumoral de la hormona y ocasionó una respuesta inmunológica mucho mayor, derivando en la eliminación masiva de células tumorales. Durante las semanas posteriores, ambos pacientes presentaron un descenso en la medida del antígeno prostático específico o PSA, hasta el punto en que ambos fueron elegibles para cirugía. Sin embargo, fue durante la operación misma que se suscitó una sorpresa aún mayor.
“Los tumores se habían encogido de manera impresionante”, acotaMichael Blute, urólogo de Mayo Clinic, coinvestigador y cirujano a cargo de la operación de los dos pacientes. “Nunca había visto algo semejante, pues hasta tuve dificultad para encontrar el cáncer. El patólogo que analizaba las muestras durante la operación, en algún momento preguntó si las que se le enviaban correspondían al mismo paciente”.
Sólo uno de los pacientes se sometió a radioterapia tras la cirugía y ambos ya retomaron su actividad normal.
Ahora se piensa investigar más para entender mejor los mecanismos del anticuerpo y la forma en que este abordaje puede utilizarse de manera óptima en la práctica médica. No obstante, los científicos observan la importancia de estos resultados.

12