¿Y si adoptamos…?

Refugio de perros

Yo sé que la tentación de comprar una mascota es muy grande. ¿Quién no se antojó de un French Poodle “tacita de té” en los años 80? ¿Qué familia de los noventa no soñó con las barbas de un Schnauzer? O que alce la mano el amante de los gatos que nunca pensó en un Siamés.

Cuando nos planteamos compartir nuestra vida con un animal doméstico empezamos a pensar en una figura y un carácter que muestre nuestros gustos. Algo que le diga al mundo: éste soy yo. Nos vemos paseando con un Bulldog francés o trotando con un ágil Labrador al lado.

Adoptar, en cambio, es otra historia. No sabremos cómo será ni qué responderemos cuando llegue la inevitable pregunta “¿y qué raza es”? No tendremos ni idea de dónde viene, pero estaremos seguros que se quedará a nuestro lado. No iremos a comprar un perro o un gato, si no a escoger un amigo.

¿Por qué adoptar?

1. Nos hace únicos. Porque cada perro y cada gato viene con una mezcla genética exclusiva, producto de miles y miles de cruces al azar..

2. Salva vidas. Porque supone rescatar de la muerte o el abandono a dos animales: el nuestro y el que vendrá a ocupar su hueco en la protectora.

3. Nos convierte en mejores personas. Porque le estamos dando una segunda o tercera oportunidad a un ser vivo que no ha tenido suerte con los humanos.

4. Es un desafío lleno de satisfacciones. Sacamos un animal adelante, le devolvemos la salud, la felicidad y la confianza en los hombres.

5. Es un acto de responsabilidad. ¿No le parece increíble que se sigan vendiendo cachorros mientras cientos de animales pasan sus días esperando un nuevo hogar?

6. Es más barato. Los costes de adoptar son infinitamente inferiores a los de comprar una mascota en un criadero.

7. Entre gustos no hay disgustos. Hay tantos animales buscando una nueva oportunidad que no tendrá problemas en encontrar uno que se acomode a su carácter y estética.

¿Se le ocurren más razones para adoptar? ¿Le encuentra ventajas a comprar? Cuéntenos qué opina…

15 comments

  1. Catherine   •  

    Mi esposo y yo adoptamos una gatita, no propiamente de la calle: era de una amiga que no podía tener en su apartamento todas las crías de su mascota. Katy es una gatita hermosa, y poco tiempo después de traerla a casa fueron envenenados su mamá y hermanos en el edificio donde vivían. Nuestra bolita de pelo hubiera corrido la misma suerte (increíble, a manos de un ser humano) de haber seguido en donde nació.

    Hoy estamos felices (tanto mi amiga -cuyo único recuerdo de su Minina es nuestra gatita- como nosotros) de que Katy esté en casa, sana y salva, bien cuidada y querida.

    Si pueden adoptar a un animalito que no tiene quién lo cuide, adopten… ¡No se arrepentirán!

  2. rosalva del valle ilchischen   •  

    muy bueno…yo rescato animales de la calle cualquiera sea su especie,los recupero,hago un plan sanitario,los hago esterilizar y los doy en adopción,,,,algunos se van otros los con menos suerte quedan ,pero cuando los veo marchar se me parte el alma,para mi son mis hijos,pero continuamente tengo noticias por que hago un seguimiento de sus nuevas vidas,,,soy felíz por que vivo rodeada de animales y plantas…amo la vida,amo los animales,amo las plantas….amo mi tierra

  3. leidy rojas   •  

    adoptar la palabra de la cual no se arrepentira jamas yo adopte mi gatito tomas lo encontraron muy bebesito en la calle y yo asia poca abia perdido uno a causa de un enbenenamiento fuy por el sin saber como era q color era ni cuanto tenia ahora tengo 2 añitos con el y es la adoracion de mi casa lo amamos como un hijo mas es el consentido y es muy fuisiosito adoptar es lo mejor tanto para ellos como pàra nosotros es una compañia mas

  4. Monch el de Sinaloa   •  

    Felicidades por el inicio de esta aventura bloguera!

  5. María Fernanda   •  

    Qué maravilla de blog. Espero seguir leyéndolo y por supuesto lo empezaré a difundir en uno, dos…

  6. Melisa   •  

    Bienvenido compañero :)

  7. Martha   •  

    Lindo post, éxito ;D

  8. Juan Carlos Espinosa Trujillo   •  

    Adoptar es la mejor desición para evitar casos de “Fábricas de Mascotas” donde estas son encerradas en jaulas pariendo bebés todo el tiempo. Les comparto el Diario de un perro abandonado para que reflexionen:

    1 semana.

    Hoy cumplí una semana de nacido, ¡Que alegría haber llegado a este mundo.

    1er mes.
    Mi mama me cuida muy bien. Es una mama ejemplar.

    2 mes
    Hoy me separaron de mi mama. Ella estaba muy inquieta, y con sus ojos vidriosos, me dijo adiós. Esperando que mi nueva “familia humana” me cuidara también como ella lo había hecho.

    4 meses.
    He crecido rápido; todo me llama la atención. Hay varios niños en la casa que para mi son como “hermanitos”. Somos muy inquietos, ellos me jalan la cola y yo les muerdo jugando.

    5 meses.
    Hoy me regañaron. Mi ama se molesto porque me hice “pipi adentro de la casa; pero nunca me habían dicho donde debo hacerlo. Además duermo en la recamara… !Ya no me aguantaba!

    8 meses.
    Soy un perro feliz. Tengo el calor de un hogar; me siento tan seguro, tan protegido. Creo que mi familia humana me quiere y me consiente mucho. Cuando están comiendo me convidan. El patio es para mi solito y me doy vuelo escarbando como mis antepasados los lobos, cuando esconden la comida. Nunca me educan. Ha de estar bien todo lo que hago.

    12 meses.
    Hoy cumplí un año. Soy un perro adulto. Mis amos dicen que crecí más de lo que ellos pensaban. Que orgullosos se deben de sentirse de mi.

    13 meses.
    Que mal me sentí hoy. Mi “hermanito” me Quito la pelota. Yo nunca agarro sus juguetes. Así que se la quite. Pero mis mandíbulas se han hecho muy fuertes, así que lo lastime sin querer. Después del susto, me encadenaron casi sin poderme mover al rayo del sol. Dicen que van a tenerme en observación y que soy ingrato. No entiendo nada de lo que pasa.

    15 meses.
    Ya nada es igual… vivo en la azotea. Me siento muy solo. mi familia ya no me quiere. A veces se les olvida que tengo hambre y sed. Cuando llueve no tengo techo que me cobije.

    16 meses.
    Hoy me bajaron de la azotea. De seguro mi familia me perdono y me puse tan contento que daba saltos de gusto. Mi rabo parecía un abanico. Encima de eso, me van a llevar con ellos de paseo. Nos enfilamos hacia la carretera y de repente se pararon. Abrieron la puerta y yo me baje feliz creyendo que haríamos nuestro “día de campo”. No comprendo por que cerraron la puerta y se fueron. “¡Oigan, esperen!” -ladre… se olvidan de mi. Corrí detrás del carro con todas mis fuerzas. Mi angustia crecía al darme cuenta, que casi me desvanecía y ellos no se detendrían: Me habían olvidado.

    17 meses.
    He tratado en vano de buscar el camino de regreso a casa. Me siento muy solo y estoy perdido. En mi sendero hay gente de buen corazón que me ve con tristeza y me da algo de comer. Yo les agradezco con mi mirada y desde el fondo con mi alma. Yo quisiera que me adoptaran y seria leal como ninguno. Pero solo dicen “pobre perrito”, se ha de haber perdido.

    18 meses.
    El otro día pase por una escuela y vi a muchos niños y jóvenes como mis “hermanitos”. Me acerque, y un grupo de ellos, riéndose, me lanzo una lluvia de piedras “a ver quien tenia mejor puntería”. Una de esas piedras me lastimo el ojo y desde entonces ya no veo con el.

    19 meses.
    Parece mentira, cuando estaba mas bonito se compadecían mas de mi. Ya estoy muy flaco; mi aspecto ha cambiado. Perdí mi ojo y la gente mas bien me saca a escobazos cuando pretendo echarme en una pequeña sombra.

    20 meses.
    Casi no puedo moverme. Hoy al tratar de cruzar la calle por donde pasan los coches, uno me arrollo. Según yo estaba en un lugar seguro llamado “cuneta”, pero nunca olvidare la mirada de satisfacción del conductor, que hasta se ladeo con tal de centrarme. Ojala me hubiera matado, pero solo me disloco la cadera. El dolor es terrible, mis patas traseras no me responden y con dificultades me arrastre hacia un poco de hierba a la ladera del camino.
    Tengo 10 días bajo el sol, la lluvia, el frió, sin comer. Ya no me puedo mover. El dolor es insoportable. Me siento muy mal; quede en un lugar húmedo y parece que hasta mi pelo se esta cayendo. Alguna gente pasa y ni me ve; otras dicen: “No te acerques”
    Ya casi estoy inconsciente; pero alguna fuerza extraña me hizo abrir los ojos. La dulzura de una voz me hizo reaccionar. “Pobre perrito, mira como te han dejado”, decía… junto a ella venia un señor de bata blanca, empezó a tocarme y dijo: “Lo siento señora, pero este perro ya no tiene remedio, es mejor que deje de sufrir. ”
    A la gentil dama se le salieron las lágrimas y asintió.
    Como pude, moví el rabo y la mire agradeciéndole me ayudara a descansar. Solo sentí el piquete de la inyección y me dormí para siempre pensando en porque tuve que nacer si nadie me iba a querer.

    • catalina   •  

      Yo me he visto esa historia pero como una presentacion de power point con imagenes y todo; es de la vida real esa historia.

  9. Santiago morales   •  

    excelente blog ……………. otro aporte para mejorar la calidad de vida, de aquellos nuestros hermanos que a veces no tiene quien hable por ellos ……………..

  10. Jorge Eduardo Restrepo   •  

    Que bueno que la gente participe en darle un mejor cuidado y amor a nuestros amigos los animales. Felicitaciones al bloguer y a todos los participantes.

  11. Zaida   •  

    Muy buena iniciativa!! Deberia haber mas personas como tú y como todos los que se preocupan por los animales. Un besazo y mi mas sincero apoyo desde España!!!

  12. Jorge J. Restrepo   •  

    Muy buena idea la de este blog. Ojalá sirvan para que algunos de estos animales abandonados encuentren un lugar decente. Suerte.

  13. santiago londoño   •  

    Hace un mes vivo con bruno, es el criollo entre los criollos, fue rescatado de las calles con apenas mes y medio de vida, es un ser especial, inteligente como todos las “chanditas” y estoy muy contento con él. Quien realmente ama a los perros no se preocupa por razas ni pedigree, simplemente lo que busca en un animalito es una compañía y un amigo que lo acompañe durante varios años, con la fidelidad única que puede proporcionar un perro.

  14. omaira   •  

    hola a todos busco un vetrerinario de buen corazon que me ayude con mi gatito lo encontre en la calle estaba muy chico mas o menos de dos mesesitos despues de una semana de tenerlo en mi casa lo veia que le dada un poco de dificultad para caminar y corria como un conejito lo lleve al veterinario le mando unas vitaminas por que segun el era falta de calcio pero no. y le siguio intentando con una cosa y la otra y nada me dijo que le hisiera una radiografia pero como vivia tan lejos de medellin y no contaba con los recursos necesarios me toco dejarlo haci con mi corazon hecho pedazos ya el va a cumplir dos años con nosotros y no puede caminar me siento impotente ante esta situacion pero ahora estoy viviendo em medellin aunque no cuento con el dinero suficiente para que me lo vea un veterinario se y tengo la esperanza de que un veterinario me pueda colaborar por favor ayuda. a pero algo si les puedo decir a este gatito si esta lleno de amor es muy consentido solo que le falta la ayuda para ver si puede volver a caminar mil gracias por su ayuda mil tel es 3122256039

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>