Por un periodismo cercano al ciudadano

El lector José Abelardo Ruiz pregunta: “¿De qué manera los medios de comunicación ayudan y garantizan la información que necesitamos los ciudadanos de Medellín para elegir un buen alcalde?”.
Seguramente esta inquietud es de muchos lectores que esperan que el periódico les aporte elementos para tomar la mejor decisión en las urnas el próximo mes de octubre, cuando se renuevan los gobernantes regionales y locales y las corporaciones públicas.
Los medios de comunicación son canales de relación entre ciudadanos y políticos. Para atender este compromiso el periódico deberá abrir sus páginas a unos y otros. La agenda informativa tendrá que construirse con los asuntos que son de interés de los primeros y no solo con los temas de conveniencia de los aspirantes.
Una agenda informativa equilibrada, plural y útil lista los problemas y necesidades inaplazables que los gobernantes no han podido solucionar o que no las han priorizado.
Hay un riesgo latente cuando los periodistas y los medios están a merced de las estrategias del mercadeo político de las campañas electorales. O cuando el contenido de las informaciones obedece más a las declaraciones de los contrincantes que a los asuntos del sentir de los electores.
El periodismo de calidad que esperan, y se merecen, los ciudadanos se funda en cuatro principios: información equilibrada, debate plural, educación y servicio al elector e investigación.
La información deberá responder a los interrogantes de los ciudadanos y no a las preguntas que se hacen los mismos candidatos o incluso a las de nosotros los periodistas.
El debate imparcial y plural va más allá de la medición de espacios y tiempos para concentrarse en los argumentos y en la utilidad, huyendo de las pasarelas del espectáculo electoral o de los cuadriláteros que alientan con frecuencia los rivales.
El ambiente previo a las elecciones se torna cargado de enfrentamientos y beligerancia a través de las redes sociales que algunos las convierten en trincheras de odio, calumnia, injuria y rumores… Los medios de comunicación no podemos caer en ese juego irracional.
Es vital que la información electoral le ayude al ciudadano a ejercer el derecho y el deber de elegir. La pedagogía y la orientación son temas obligados de una agenda que tenga como meta el interés público.
Al asunto de la investigación me referiré en la próxima columna.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>