Un lector pide variar las fuentes de información

El lector Alfonso María Gómez dice: “Usted puede explicarme porque los medios de comunicación citan las mismas fuentes de información y no presentan las ideas de otras personas que pueden tener conceptos diferentes sobre los hechos nacionales…”.
El asunto de las fuentes de información es un tema recurrente. En otras oportunidades me he referido a distintos aspectos.
El lector tiene razón: es de la esencia del periodismo buscar fuentes variadas para obtener mejor información y más amplia gama de opiniones.
Las audiencias tienen derecho a conocer la identidad de las fuentes y sus relaciones con el hecho objeto de la información. El periodista lo garantizará, a menos que se convenga un pacto para no revelar su identidad. En estos casos también surge el compromiso de comunicar que se acordó el sigilo profesional entre el periodista y la fuente, conforme a las normas legales y la ética.
En las labores de investigación, considero que el periodista consultará las fuentes directas y pertinentes, pero debe tratar de buscar nuevas voces que le ayuden a descubrir la realidad de los hechos.
En cuanto a las opiniones, es deseable tener visiones disímiles para que, en medio de la controversia, contribuyan a echarle luz a las ideas y a los acontecimientos.
Por esta razón, el editorial de El Colombiano tiene una opinión que se aparta de la postura del periódico para que el lector tenga más elementos y se forme su propio juicio.
El periodista tiene responsabilidad social sobre las fuentes de información y sobre las relaciones que se crean.
El Manual de estilo y redacción de El Colombiano establece al respecto:
“2.1.11. Debe informarse al lector sobre el origen de la información: si es el propio periodista, como testigo directo de los hechos, o si es versión de una sola o de varias personas, o de una o varias agencias de noticias”.
2.1.12. El pacto con la fuente, que prohíbe su identificación, no elimina el derecho del lector a saber de dónde proceden la autoridad e idoneidad de la fuente para informar. Por tanto, debe consignarse los datos sobre la relación de la fuente con el tema, aunque sin violar el sigilo…”.
El Manual también establece que las opiniones siempre deben tener fuente: “…para el lector, no tiene valor alguno una opinión sin el nombre de quien la emite…”.
Este tema es más amplio y requiere de nuevas reflexiones en espacios futuros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>