Jeihhco: un guerrero que pelea la vida con hip hop

13320469_10156952793620261_5203974372790884220_o

La primera vez que hablé con Jeihhco fue a través de un chat. Él, muy molesto, me exigía qué hablara de algunos procesos del rap en la Comuna 13 en Medellín. Me invitó a acercarme y a no obviar la trayectoria de “Revolución sin muertos”, en ese momento el festival que él mismo lideraba. Fue una conversación tensa, nada amistosa ni cordial.

De entrada el contacto no empezó bien. Sin embargo a través del tiempo, entendí la importancia y el trabajo desinteresado que este ser musical y bonachón, le regala a la música del país. Con cada paso, con cada palabra, con cada movimiento de manos, con cada rima, Jeihhco nos dice “Aquí si hay amor”.

Él no hace hip hop, él mismo es hip hop, la calle es su hogar, la gente sus hermanos, su compañía; y la música, sea cual sea, su motor para respirar, fuerte, tan fuerte que rompe el aire. A mediados de los años 90 conoció ese ritmo poderoso de human beatbox e historias, el rap. Se enamoró, y desde ese momento ningún anochecer, ni despertar, carecen de ritmo, de bombo y caja.

Su nombre es Jeison Castaño, pero nadie lo sabe. Él mismo construyó su identidad, él mismo proyectó su futuro y su vida con el alias de Jeihhco: JEI (Por su nombre)HH (Por el hip hop) CO (por el lugar que ama: Colombia) y a través de esta propuesta de héroe musical, este personaje ha creado festivales, agrupaciones, canciones, memoria e historia, todo con un beat, una libreta y las ganas de cambiar el mundo entero. Ha despedido amigos por culpa de la violencia, y él con un cariño verdadero los inmortaliza, con arte, con grafittis y canciones, para su ciudad, su país y su corazón. Pero además de despedir, también ha recibido niños y jóvenes y los ha enrutado en el mismo camino que el decidió recorrer.

Para Jeihhco el amor y la paz, no son palabras gastadas, son realidades que tenemos que vivir a diario y que él, las vive desde la propuesta, la ayuda al otro, desde las realidades de su barrio, desde el rap, desde el hip hop.

Por eso este personaje de risa permanente y pasos cadenciosos es inspirador. Por su capacidad de transformar realidades, por su música y su apuesta de vida, por ser cronista desde las canciones, por amar lo que hace y contárselo al mundo.

Y como el bombo y la caja, el corazón de este rapero de Medellín sigue latiendo, con la fuerza de sus canciones, y con las calles impregnadas como el tatuaje más hermoso y doloroso que jamás pueda existir.

Una Revolución sin Muertos

revolucionsinmuertos

Desde las calles de la 13 se agita una revolución, una manifestación pensante, de las palabras, de las ideas, de la fuerza, de la energía y de los sueños. Una revolución sin muertos camina desde  Juan XXIII hasta la pesebrera, pasando por Belencito, el 20 de julio y sin duda por toda la ciudad de Medellín,  queriendo sembrar a través de la música, la tolerancia y el respeto por el otro.

Desde el 2004 se genera la revolución sin muertos en Medellín,  una revolución que retumba transeúnte por toda la ciudad, mostrando beats fuertes, letras sinceras, sin pena y una cruda realidad que cada vez se hace más evidente.

La Red de Hip Hoppers Elite de la comuna 13 lidera este proceso de revolución, que pretende mostrar y demostrar que no están en contra de la guerra, ni en contra de las armas y mucho menos en contra de la muerte, “nuestro proyecto expone nuestro punto de vista donde estamos a favor del arte, de la paz, de la “noviolencia” (teniendo en cuenta que la noviolencia no es lo contrario de la violencia. Por eso se escribe pegado. Es una tercera opción) y principalmente a favor de la vida” dice Jeihhco Castaño, líder revolucionario.

El festival revolución sin muertos es la más grande y precisa postura de participación política del hip hop en la ciudad y uno de los más importantes del país, donde se genera arte, cultura y procesos de tolerancia y hermandad entre los Hip Hoppers de la escena musical. Además de un aporte social a toda la comunidad que tiene en su recorrido diario y en su paisaje la violencia.

Yhiel, Colacho, Marcelo Pimienta, Medina y El Gordo, fueron parte de esta revolución, y cayeron en ella. Muchos de ellos siguen, tratando de eliminar a través de su música, problemáticas sociales y cruzando fronteras invisibles que limitan su creación artística.

Según Jeihhco, la necesidad: expresar a través de la música las situaciones de conflicto y las problemáticas familiares, sociales, económicas a las cuales se ve expuesta la juventud de ésta zona.

La intención: mostrar que a través del arte se hace la verdadera revolución donde no hay ninguna víctima. Mostrando que se puede realizar un evento donde se reúna gente de todos los lugares de la ciudad y del país para encontrarse en una sola voz –la música-.

Para los músicos, el festival es un puente importante para mostrarse a la ciudad y fijar posturas de pensamiento como “en la trece la violencia no nos vence”.  Para José David Medina, integrante del grupo Sociedad FB7, uno de los grupos participantes en el festival, “hacer parte de este proceso, le permitió al grupo niveles altos de proyección, de vinculación a los procesos de reivindicación y “noviolencia” que generan las organizaciones en la comuna 13; sin embargo el sentido fundamental es lograr que el quehacer artístico tenga un vínculo con la realidad, con la transformación, que las letras y reflexiones de los músicos circulen, se potencien al ser interpretadas”

Hoy en día con siete años de trayectoria y seis festivales, Revolución sin Muertos, ha logrado una increíble acogida en la ciudad y en el país, además de consolidarse como el segundo festival más importante de HIP-HOP en Colombia.

Para Jeihhco lo más importante, es “haber logrado claridades, cada día saber más y mejor quienes somos, que queremos y como lo vamos a lograr. El festival es una apuesta de vida NO ES UN CONCIERTO, y eso por fin lo estamos entendiendo y haciéndolo entender”

Mientras gente, pasa, mira y no siente, otros caminan cantando para olvidar una realidad que les tocó obligadamente. Revolución sin muertos una apuesta por la vida a través de la música, una apuesta por resistirse a la violencia.

 

 

 

Para más información http://www.revolucionsinmuertos.blogspot.com/