Separador se volvió obstáculo en la 43A

18 de julio

Mi lectora Yolanda Castaño se comunicó conmigo para contarme que hace un par de días cuando transitaba en su vehículo por la avenida El Poblado hacia Envigado, por el sendero interrumpido por el Túnel Verde, tuvo que frenar de improviso porque un separador se cayó de repente.

Me contó que “el viento se llevó un separador a la vía y golpeó mi carro, causándole daños de pintura. Afortunadamente alcanzamos a frenar y no hubo choques”, dijo.

Yo le envié la queja a la Alcaldía de Envigado y la entidad me respondió que “el trayecto donde ocurrió el suceso corresponde al tramo 2B de metroplús, suspendido por la acción popular del Colectivo Túnel Verde.

En la actualidad dicho tramo no está al servicio del tránsito vehicular, porque la carpeta de la calzada no está concluida, ni es seguro su uso. La señalización es la adecuada, pero se reforzará y controlará su ubicación, con el fin de que los diferentes usuarios transiten con máxima seguridad”.

Cambios en las vías los tienen perdidos

Malala 11 de Julio

La comunidad de El Poblado me buscó para contarme sobre un problema que está ocurriendo en algunos sectores del barrio, por cuenta de cambios en los sentidos viales.

En un correo, los habitantes de Patio Bonito me informaron que “con el cambio de sentido de algunas vías en el sector, se ha generado en algunas calles el riesgo de accidentalidad, sobre todo en la carrera 45, entre las calles 5 y 6. Como se aprecia en la imagen, la señal que indica prohibición de girar a la derecha desde la calle 6 fue hecha en papel y en un tamaño insuficiente”.

Teniendo en cuenta que esto podría traer problemas de accidentalidad, le envié la queja a la Secretaría de Movilidad desde el martes 17 de junio.

Sin embargo, hasta el momento de escribir mi columna no había recibido respuesta alguna de la entidad sobre el caso.
Por esa razón continuaré haciéndole seguimiento a la denuncia, porque creo que la señalización deficiente es un foco de accidentalidad

Taxis y buses se parquean en plena 43A

Huácala. No sé ustedes qué pensarán, pero por lo menos a mí me molesta que cada vez que paso por la carrera 43A, en plena avenida El Poblado, encuentro un montón de taxis y de buses parqueados que obstaculizan la vía, la mayoría recogiendo pasajeros.

Aunque en toda esa avenida hay señales que prohiben parquear, los conductores como que se hacen los bobos y se quedan ahí formando el taco. Cuando he pasado por el sitio con mi tío David en la moto, nunca veo guardas poniéndoles el tatequieto a los imprudentes. Me molestó tanto ese tema que no me aguanté y me fui a ponerles la queja a los del Tránsito.

El subsecretario de Control, Carlos Marín, me dijo que en ese sitio realizan controles de manera permanente y que sancionan a los conductores que infringen la norma. Además, que los agentes hacen un estricto control al acopio de taxis que les prestan servicio a los visitantes de un centro comercial ubicado en el sector para que fluya la movilidad.

El subsecretario Técnico, Juan Fernando Franco, me explicó también que el semáforo que hay en ese punto de la calle 7 sur y que a veces genera los tacos, se puso porque por ahí pasan muchos peatones. Me dijo que tiene un pulsador de un ciclo total de 60 segundos, de los cuales 44 segundos son para los vehículos y 16 para los peatones. La verdad, yo estoy de acuerdo con lo del semáforo, pero pienso que las autoridades deben ser más exigentes con los conductores imprudentes.

…………………………………………………………………………………………………………

Aprovecho para agradecerle a uno de mis nuevos amiguitos, Carlos Jaramillo, quien también me había escrito mencionándome este problema. El específicamente me había contado del problema que hay a la altura del Centro Comercial Santa Fe. Esto fue lo que me escribió hace algunos días.

Me gustaría que verificaran el continuo incumplimiento de la prohibición de parqueo que existe sobre la Avenida El poblado a la altura del centro comercial Santa Fe, en donde todos los días un grupo de irresponsables taxistas generan un trancón monumental sobre la calzada Sur – Norte.

Lo peor de todo es que el sitio donde habitualmente estacionan estos irresponsables, está debidamente señalizado y los señores agentes de transito de nuestra ciudad, NO hacen nada por evitarlo. ¿Quién es peor, aquel que comete la falta a la norma o aquel que dentro de su deber tiene velar por el cumplimiento de la misma y hace caso omiso a situaciones como estas?

Pues espero que mi breve pesquisa te hubiera respondido y no duces Carlitos de que estaré atenta a ayudarte cuando lo necesites.

Un abrazo.