No más “kamikazes” en las vías de Medellín

No me llegó una, ni dos, sino tres denuncias por estas imprudencias en las vías, ¡Qué miedo!  FOTO Juan antonio sánchez

No me llegó una, ni dos, sino tres denuncias por estas imprudencias en las vías, ¡Qué miedo! FOTO Juan Antonio Sánchez

No puedo creer que alguien se exponga así. La avenida Las Palmas es demasiado transitada para estas locuras.

Hace días estuve haciendo ejercicio con mi bicicleta en la ciudad y cuando paré para hidratarme, me encontré a Juan Manuel, un amigo de la infancia que me felicitó por usar las ciclorrutas para transitar segura.

Mi amigo me contó que hace poco venía en su carro desde Llanogrande hacia Medellín y varios ciclistas, sin cascos ni protección, lo adelantaron a toda velocidad por la mitad de la calle.

Uno de los ciclistas, incluso, golpeó el retrovisor del auto.

Juan Manuel se asustó muchísimo y no supo qué hacer, pues su carro se había dañado y pensó que, tal vez, había herido a alguien.

El caso de Juanma me generó mucha curiosidad y decidí subir con otros amigos a constatar los hechos por mi misma.

Dimos una vuelta por el aeropuerto y al devolvernos, vi un jovencito, que estoy segura que era menor de edad, bajando a toda velocidad en su bicicleta.

Pude tomarle una foto y decidí publicarla en mi perfil de Twitter para denunciar la situación.

Para mi sorpresa, muchas personas me respondieron denunciando lo mismo.

Algunos de los que me respondieron los llaman “kamikazes” y me mostraron fotos en las que estos ¡irresponsables! bajan a toda velocidad, en la noche y sin protección.

Alguien, de hecho, me contactó para decirme que logró contar, en una noche, hasta 20 personas en esas. Incluso, algunas iban en parejas,

Aterrada, le pregunté a la Secretaría de Movilidad por los controles que se hacen en estos casos, pues parece que se presentan hace mucho tiempo y aún no pasa nada.

¿Acaso no se dan cuenta que exponen su vida?

Desde la Secretaría me respondieron que ya se han identificado los puntos más críticos donde este fenómeno se presenta.

Las vías Las Palmas, Santa Elena, San Cristóbal, la bahía de San Diego y algunos barrios periféricos de la ciudad son constantemente intervenidos por agentes de tránsito para evitar estos “descuelgues”.

En la Secretaría me dijeron que era fundamental denunciar estos casos ante las autoridades, pues es un tema que se debe acabar.

Además, me pidieron estar atenta con los muchachos que se “pegan” de los carros, para subir hasta puntos altos de las vías para su “jueguito”.

Me quedo indignada y asustada, porque estos muchachitos no tienen sentido de autocuidado y pueden causar un gran accidente en la vía.

Seré incansable y publicaré esto en mis redes constantemente, porque si ellos no protegen su vida, yo sí pienso proteger la de ellos y las de los demás .

Por  Malala@elcolombiano.com.co

En la línea 123, se demoran en responder

123

Un grito a tiempo vale más que cien vaqueros me enseñó mi tío y se los cuento porque recibí una queja por demora en la atención en la línea 123.

Dice mi lector que venía en un vehículo por la transversal inferior con la Loma de Los Balsos. Él vio un incendio y marcó para solicitar ayuda. Al primer intento contestó una grabación. Luego, se cayó la llamada. En la tercera oportunidad volvió a contestar la grabación.

Más tarde, luego de transcurrido un rato, pudo comunicarse y entregar los datos. Él pregunta ¿cuántos minutos se perdieron en todas las grabaciones, las llamadas perdidas, colgadas y explicaciones?.

Yo trasladé la inquietud y en la Alcaldía me explicaron que por aumento en el número de las denuncias a veces se satura la línea.

Mensualmente se recibe un promedio de 1.267.828 llamadas y diariamente 46.653 en promedio. En horas pico el número aumenta. Además, el 55% son abandonadas por el usuario, 30% son improcedentes y 15% de los pedidos son efectivos

Una manote, necesita el Cerro Nutibara

Don Jesús Cristancho envió una comunicación a la Dirección de este diario en la que expone diversas situaciones en torno al Cerro Nutibara.
En su opinión, hay un mal servicio al público visitante, al tiempo que plantea problemas de seguridad. Dice: “en una época, hace como 15 años, todos los árboles estaban identificados y tenían señalización de su especie, eso fue poco a poco desapareciendo, porque se pudrieron los soportes metálicos y nunca más, todo ese seguimiento y guía para los visitantes desapareció”.
Agrega el lector que siendo un parque para la distracción de sus visitantes y teniendo muchos senderos, le hace falta más amoblamiento.
Don Jesús insiste en que este es el mejor sitio que tiene Medellín para ver la ciudad, pero no hay un mirador acondicionado debidamente para ese fin. Son varios los aspectos que refiere Don Jesús y que también me había contado mi amigo Crisanto Alonso Vargas (Vargasvil), el popular humorista, a quien le duele mucho el estado actual del Cerro Nutibara y quien viene haciendo propuestas para mejorarlo.
Si bien uno ve en las redes sociales que los visitantes disfrutan su ascenso al Pueblito Paisa y ponen fotos en Twitter y Facebook no se puede desconocer que se necesita una intervención. Busqué respuesta oficial al respecto, pero al momento de escribir este comentario no me había llegado.
El ánimo es llamar la atención, más que señalar responsables, que existen claro. Mi idea es que sumemos y trabajemos para mejorar las condiciones del Cerro Nutibara y del Pueblito Paisa, porque este es uno de los principales referentes de ciudad. Y acuérdense que hay que vincularlo en el futuro con el Parque del Río.

Familias desalojan casas agrietadas

Muy angustiada se encuentra la comunidad de la unidad Santa Catalina, en el sector de Yarumito, de Itagüí, por las grietas que sufrieron unas casas que quedaron en peligro de caerse por unas obras.
Tan grave es el problema, que el organismo de Gestión de Riesgo, o sea el que atiende y previene las emergencias en ese municipio, dio una orden de evacuación y hubo 11 familias que salieron de sus casas para evitar una sorpresa.
Eso pasó por los mismos días del caso Space, sólo que no sonó tanto en los medios, según me comenta mi lectora Luz Marina Giraldo.
Esta señora es veedora de ese barrio y vive preocupada por los asuntos de la comunidad. Se queja porque nadie le ha parado bolas a su lamento, pues dice que la Alcaldía les dio de a 350.000 pesos a las familias para que buscaran arriendo y que eso es una “chichigua”, como decían los papás míos cuando se hablaba de poquita plata.
Luz Marina me manda la copia de una carta firmada por Jean Mauricio Sánchez, subsecretario de Gestión de Riesgos y Desastres, en la que les notifica a los constructores de la Unidad Santa Catalina que “por las obras que se están realizando en la cobertura hidráulica del zanjón Santa Catalina están siendo afectadas 11 viviendas con agrietamientos” y por tal motivo le recomendó a la Secretaría de Infraestructura que ordenara el desalojo, “con el fin de mitigar el riesgo de desastre y proteger la vida humana”. Esto fue el 15 de octubre. La cosa es grave pues.
En la Alcaldía, ayer solicité la respuesta a este problema pero no la hubo. Cuando la tengan lista en este mismo lugar la comunicaremos.

Los Balsos felicita a Policía del barrio

Los habitantes del sector de Los Balsos, por la calle 34, me escribieron muy contentos para contarme que gracias a las denuncias que publiqué en ediciones anteriores sobre la inseguridad en esa zona, la Policía de El Poblado mejoró los patrullajes por el sitio.
Un residente del sector que se llama César me expresó el agradecimiento que sienten los vecinos hacia el comandante de la estación, el mayor Andrés Pulido, porque, según contó el ciudadano, “él ha desempeñado una excelente labor de requisas aplicadas a conductores de carros que circulan por allí”. Entonces, como consecuencia de tales controles, la percepción de seguridad ha mejorado en la comunidad.
Sin embargo, César aprovechó para hacerles una recomendación a los uniformados para que extiendan las requisas a quienes se desplazan en motos por ese punto, puesto que “desafortunadamente es el vehículo que usan los delincuentes para hacer los atracos y fechorías”, expresó.
Me comuniqué con el comandante Andrés Pulido para transmitirle el mensaje de los ciudadanos y el oficial manifestó su gratitud por el reconocimiento de la comunidad.
Sobre la petición de realizar los controles a motorizados, el comandante tomó atenta nota para llevar a cabo la actividad, aunque aclaró que “esas requisas se realizan constantemente por los patrulleros, de ahí que en el momento tengamos más o menos unas cincuenta motos inmovilizadas en la Estación”.

Ladrones azotan los alrededores del metro

Estoy aburrida porque cada vez son más constantes las cartas que recibo de los ciudadanos afectados por la inseguridad en el Valle de Aburrá.
Esta vez es La Estrella, en donde la comunidad debe soportar a delincuentes que se aprovechan de los pasajeros que se transportan en el metro.
Julio César, un amigo mío que debe transitar mucho por ese lugar, me contó que a todas horas del día los pillos están pendientes de la llegada de pasajeros para atracarlos y, si eso pasa a plena luz del Sol, ¡imagínense cómo será la situación por las noches!
Llamé a las estaciones de Policía de La Estrella y Sabaneta y los uniformados de ambos comandos me contaron que comparten la responsabilidad de custodiar el sitio.
Entonces, para que la gente no se confunda en el momento de pedir ayuda, les cuento cómo funcionan las jurisdicciones: de la salida de la estación del metro que da a la Regional (sentido sur a norte) a mano derecha, les corresponde la seguridad a los policías de Sabaneta y el teléfono del cuadrante asignado es 312 714 10 32.
Para el caso de La Estrella, el cuerpo de uniformados de la estación debe cuidar de la salida del metro, hacia la mano izquierda, y la línea del cuadrante es 312 722 73 67.

¡Qué susto tantos robos en Las Vegas!

Uno de mis planes favoritos es salir por las noches a trotar. Sin embargo, mi tío David me dijo que nunca ande sola por Las Vegas, en Envigado, porque hay ratos en que es un atracadero.
Me contó que la esposa de uno de sus amigos de trabajo iba caminando una noche hacia su casa, en El Portal, cuando un hombre la atacó y le quitó el celular y su dinero. Otro conocido de mi tío le dijo que por esa vía rondan tipos en moto que intimidan a las víctimas y les roban sus objetos de valor.
Entonces llamé al mayor Luis Fernando Niño, comandante de la Policía de la ciudad, y me contó que las autoridades se basan en las denuncias que hace la comunidad para actuar. Según él, “a veces la gente cuenta que fue víctima de delitos, pero no son muchas las denuncias. Necesitamos que la comunidad nos dé a conocer las situaciones para actuar”.
Niño dijo que tienen planeado aumentar los patrullajes y poner puestos de control, para verificar antecedentes de quienes se movilizan por la zona. Los afectados pueden llamar al cuadrante 15 al 312 713 15 53 o a la línea 276 66 66.

¡Ni un robo más a los ciclistas!

Me llegó un mensaje del grupo de Facebook No más robos a los ciclistas, que organizó una movilización para mañana en protesta contra los constantes asaltos que sufren.
Quieren protestar por el alto número de robos de bicicletas a quienes practican el ciclismo. La movilización será a partir de las 8:30 de la mañana. El punto de partida es el edificio Prisma, carrera 35 con la calle 15B, después del Carulla de Las Palmas. Desde allí subirán hasta el alto de esta vía para llamar la atención de las autoridades y que se busquen soluciones para los frecuentes robos.
Esperan como 500 ciclistas entre aficionados, profesionales y recreativos. En la página de Facebook ya muchos han contado casos como el robo a garrotazos por parte de los asaltantes en Las Palmas y otros sitios, además de atracos a mano armada, en los que han resultado heridos y lesionados varios ciclistas. Incluso, el caso de deportistas que han sido atropellados por vehículos para bajarlos de las bicicletas y luego hurtarlas. Además de la movilización este grupo busca elaborar un documento dirigido a la Policía y a la Alcaldía en el que propondrán acciones para mejorar la seguridad en Las Palmas, la Autopista Medellín- Bogotá o hacia el Suroeste por la vía a Caldas. ¡A movilizarse!

Buena esa, soluciones para Rodeo Alto

Aquí me he referido en dos oportunidades a problemas de movilidad y de seguridad en el sector de Rodeo Alto.

Pues me llegó información del Concejo de Medellín, donde una comisión que ellos llaman como accidental se ocupó del tema. Señalan que un CAI móvil de la Policía Metropolitana, dos cámaras de seguridad y el mejoramiento de la vía de acceso son resultados de la gestión de la comisión.

Destacó esa comisión que esto ayudará a frenar la inseguridad que existe en la zona.
De todos modos, los concejales dijeron que se deben tomar acciones contundentes en lo relacionado con las extorsiones a los transportadores y habitantes.

En la reunión, la Policía Metropolitana presentó los tres cuadrantes de seguridad establecidos para el sector y dio a conocer las acciones que realizarán con la comunidad para prevenir los hurtos y la violencia.

Los funcionarios de la Secretaría de Infraestructura Física manifestaron en la comisión que están en proceso los estudios y diseños de una vía entre la carrera 75DA con calle 6 sur. El valor de las obras es de 500 millones de pesos y se iniciarán en el segundo semestre de este año.
Estaré atenta a estas soluciones para Rodeo Alto.

Fueron al Centro y volvieron indignados

Olga y Lucy Herrera me escribieron para quejarse por algunos lunares que encontraron en el Centro. Me contaron que parientes y amigos vinieron a visitar y a recordar la ciudad y que un día decidieron ir al Centro.

“Me refiero al Parque de Bolívar y al Parque de Berrío, los cuales eran lugares de reunión en aquellos domingos de retreta, un café con los amigos, un paseo con la familia y mucho comercio. El famoso San Alejo, por ejemplo, conocido por todos. Pero qué horror. Nos hemos quedado indignados al ver que aquellos bellos sitios están convertidos en cloacas de los indigentes y los basuqueros. Un olor fétido, un ambiente sucio, basuras y los indigentes apropiados de este bello lugar, fue lo que encontramos al llegar. Nos quedamos sin palabras”, me escribió Olga.

En recientes informes que han escrito mis compañeros del Área Metro sobre el Centro han dicho que está en ejecución el plan de Intervención Integral. Son tareas de ornato y de aseo hasta acciones contra los grupos delincuenciales que tanto perjudican la zona. También están trabajando la Secretaría de Seguridad y la Gerencia del Centro en una acción de seguridad con los diferentes organismos.

Es un sector con condiciones muy particulares, donde hay una población flotante de cerca de millón y medio de personas al día.
¡Les deseo toda la suerte!

12