Y las marcas políticas sí tienen precio

Promocion

Una de las más recurrentes teorías del marketing es la denominada como las cuatro p de Kotler, una reconocida y sencilla matriz que permite al usuario abarcar las variables más sensibles del mercadeo, por medio de valores como el producto, la plaza, la promoción y el precio; sin embargo cuando hablamos de intangibles como el marketing político es válido preguntarse por temas como ¿Cuál es el precio y cómo medirlo?

Continuar leyendo

¿Por qué Gustavo Villegas sigue en la cárcel?

451209_215425_1

Es una pregunta que muchos ciudadanos nos hacemos hoy. Está claro  que hubo un complot contra una persona que actúo en coherencia con un proyecto del que hacía parte la misma Fiscalía y muchos actores institucionales -como se registra en este informe de El Colombiano-  en busca del sometimiento de las bandas criminales que actúan en la ciudad de Medellín y los municipios que lo rodean.

Continuar leyendo

Partidismo por Ivan Garzón Vallejo

El partidismo les restó legitimidad a las instituciones y convirtió el debate público en un diálogo de sordos. Favorecer a los amigos y perjudicar a los enemigos es su divisa, una forma de gregarismo tan antigua que la advirtió Platón. Los anglosajones se refieren a esto con el nombre de partisanship y el adjetivo partisan, que significa lealtad excesiva hacia una persona, un principio o un partido político.

 

La evidencia empírica del partidismo institucional la ofreció la reciente encuesta Gallup al mostrar que la favorabilidad de casi todas las instituciones viene disminuyendo en el último lustro. El sistema judicial, el Congreso, la Corte Suprema de Justicia, la Corte Constitucional y la Policía son los casos más dramáticos. Quizás porque se perciben comprometidas en defender los intereses de ciertos sectores políticos, sociales y familiares a los cuales ajustan convenientemente sus decisiones y narrativas. Aunque ello las afianza entre sus incondicionales, afecta su credibilidad entre los ciudadanos.

EoSidCBZ

Continuar leyendo

El Storytelling de Fajardo

csm_AgenciaUN_20150521-01_10_4fc53b9839

Sergio Fajardo Valderrama, ex alcalde de Medellín, ex gobernador de Antioquia, aspira nuevamente a la Presidencia de Colombia como lo ha manifestado por medio de su cuenta de twitter. Vale la pena recordar que este líder colombiano tiene un storytelling como figura y proyecto político que ha querido evidenciar así:

Continuar leyendo

“Quién más aparece en televisión no es quien gana mayor popularidad en un proceso electoral” asegura el Consultor Político Andrés Lizarralde

A partir de un interesante trabajo de investigación realizado por el especialista Omar Rincón sobre el uso que dan los presidentes de América Latina a la televisión, me surgió la duda sobre la eficacia que tiene este y los demás medios masivos a la hora de definir por quién vota la gente en un proceso electoral  en las fases de reconocimiento, favorabilidad y decisión de Voto.

Conversé con Andrés Lizarralde*, un reconocido experto colombiano en temas de comunicación política para aclarar muchas de estas dudas que surgen sobre la sobre o hipo exposición de los políticos en los medios masivos.

Andrés Lizarralde es el autor del texto Realice una Campaña Política Estratégica y Ganadora. Foto: Cortesía

Andrés Lizarralde es el autor del texto Realice una Campaña Política Estratégica y Ganadora. Foto: Cortesía

¿Qué tan beneficioso es para un candidato verse sobre expuesto en los medios de comunicación?

Todos los candidatos tienen el mito de que quien más aparece en televisión es quien gana mayor popularidad en un proceso electoral , pero no es así, es lo mismo para el tema de las redes sociales, uno debe preocuparse más por el contenido y lo que va a decir que por la cantidad de publicaciones o apariciones en medios de comunicación; es decir, un candidato que salga todos los días en entrevistas pero que no dice nada relevante, nada interesante para la comunidad lo que va a hacer es saturar su imagen y va a ser percibido como un candidato únicamente pantallero que se preocupa más por aparecer y que le reconozcan que por los anuncios importantes programáticos que haga durante su campaña. Es lo mismo de las redes sociales donde el tema no es publicar por publicar sino qué calidad de contenido vas a poner para que el cibernauta se interese por visitar tus redes sociales. Lo mismo pasa con los medios de Comunicación, pues si la campaña está anunciando constantemente que el candidato va a aparecer en medios o simplemente de manera espontánea aparece pero no hace anuncios importantes la gente va perdiendo el interés.

¿Es bueno que un candidato presente programas de televisión o de radio, que él sea el presentador o periodista incluso en campaña?

No es muy recomendable que el candidato maneje o conduzca programas periodísticos y menos en campaña, puesto que pierde un poco la objetividad, el manejo frente a ciertos temas puesto que los programas periodísticos tienden a informar y a partir de esa información generan opinión o comportamiento en la gente. En un programa periodístico el candidato pierde objetividad en la medida en que el candidato como periodista pueda de cierta forma querer marcar una tendencia de manera positiva o negativa hacia una gestión de gobierno. De todas maneras en Colombia la ley no permite que un candidato conduzca de manera permanente un programa, incluso regulan las apariciones en los medios de comunicación.

¿Cómo debe ser manejada la prensa para que no se genere esa sobre exposición sino que se dé un reconocimiento y no se confunda el salir mucho en medios con reconocimiento?

Citando un poco el tema de mi libro, es la estrategia de ¿Qué voy a decir? ¿Cómo voy a decirlo?,  ¿Cuándo voy a decirlo? ¿A través de qué medios? En la medida en que la estrategia de comunicación de la campaña sepa de manera regulada qué temas va ir manejando de manera semanal o quincenal, ese sería el tipo de apariciones que haría, lo otro sería también saber en qué tipo de medios va a estar apareciendo, la influencia de la televisión es muy alta frente a los medios de comunicación escritos, la gente en Colombia casi no lee.

Básicamente es establecer una agenda mediática mensual durante la campaña pero acompañada de manera estratégica frente a lo que va a decir el candidato de su programa de gobierno o de  sus propuestas en cada una de las apariciones, además un tema importantísimo en campaña es la coyuntura y los momentos álgidos cuando se presentan ataques o acusaciones frente al candidato.  Esto varía un poco la agenda mediática, pero en esencia es eso, dosificarla, mirar cada cuánto va a aparecer y con qué tipo de anuncios, porque aparecer por aparecer nos lleva a saturar al receptor. Todo corresponde a una mezcla, de la que yo hablo en mi exposición de “No te enredes con las redes”, mediática, virtual y presencial; no nos ganamos nada con un candidato mediático, virtual, si este no aparece de la misma forma o es de mayor presencia de manera permanente en la calle.

La gente en televisión siempre ve lo que quiere ver, no siempre están interesadas en ver a los políticos hablando y por eso sus apariciones deben ser de manera estratégica, si son en repetidas ocasiones simplemente lo van a ignorar porque va en contra de sus interés diarios. En este sentido se podría que no es la cantidad de apariciones o presencia del candidato en los medios de comunicación sino la calidad de los mensajes y propuestas en cada una de sus apariciones en los medios de comunicación.

“Es mejor que el elector diga qué bueno volver a escucharlo porque cada que sale a los medios dice algo importante y no que diga me tiene mamado porque todos los días no hace sino decir bobadas”

*Comunicador Social Periodista de la Universidad Autónoma de Occidente – Diplomado en Marketing Político de la Escuela de Gobierno Tomás Moro – Como estudioso de temas relacionados con la Comunicación y el Marketing Político ha asistido a varios Seminarios, Congresos y Cumbres a nivel nacional e internacional – Escribió como tesis de grado para obtener su título profesional la publicación: Realice una Campaña política Ganadora, Técnicas de Comunicación y Marketing aplicadas a un proceso electoral exitoso en el municipio de Yumbo (Valle del Cauca) – Asesor en Marketing Político, Comunicación y Prensa de varios de candidatos de Yumbo a la Alcaldía, Concejo, Cámara de Representantes y Asamblea del Valle por el Partido Cambio Radical en dicha localidad. Con experiencia de 12 años en el sector público en manejo de prensa y comunicación política en el municipio de Yumbo, Valle del Cauca.

¿A usted le interesan las Rendiciones de cuentas?

Soy un convencido de que el ejercicio del poder necesita de fuertes lazos que lo vinculen de manera permanente, clara, interactiva y transparente con los ciudadanos. Ya lo hemos compartido muchas veces: Gobernar es comunicar. De hecho las dos actividades o –si me lo permiten- disciplinas, están íntimamente ligadas y más en tiempos como los actuales donde todas las personas son emisores de información e interlocutan a diario con los más poderosos canales que antes sólo “hablaban” de manera vertical y ya…no había lugar a réplica.

Con un evento muy tradicional y una intervención oral de 50 minutos, realizó su rendición de cuentas el Gobernador Luis A. Ramos. En la web oficial hay un texto plano sin mayores ayudas audiovisuales e interactivas. Foto: www.antioquia.gov.co

Haz click aquí para conocer una guía de Transparencia por Colombia para que los dirigentes del país sepan cómo hacer una rendición de cuentas. 

Los modelos de comunicación pública (leer interesante texto del profesor Luis Horacio Botero) proponen a los gobernantes de hoy hacer una rendición pública de cuentas, empleando la mayor cantidad de temas, lenguajes, herramientas y formas de comunicar. Concluidos ciertos períodos debe hacerse este ejercicio como una fecha de corte para abrirse al escrutinio de la comunidad e incluso estar dispuesto a hacerlo cuando el ciudadano lo solicite. Sin embargo veo con preocupación que en la fase final de los gobiernos de Medellín y Antioquia estos ejercicios no han gozado del impacto que deberían merecer.

Aunque en algunas de las rendiciones parciales el Alcalde de Medellín implementó herramientas web 2.0 e incluso eventos simultáneos desde varios sectores de la ciudad, el evento final de rendición de cuentas fue una sencilla presentación oral, transmitida por televisión. Foto Alcaldía de Medellín

 

¿Por qué a los ciudadanos les interesa tan poco “consumir” los ejercicios de rendición pública de cuentas?

¿Estarán fallando gobernantes y asesores en la forma o el fondo en la presentación de los resultados de la acción de Gobierno?

Se abre la plaza pública

15 errores de los políticos al relacionarse con la prensa

Muchos saben hacerlo con habilidad, inteligencia y gran valoración por el trabajo del periodista, pero otros sólo piensan en medios poco antes de las elecciones o cuando están pasando por un momento difícil. Querido político, algunas sugerencias para que NO COMETA ERRORES en su relación con los medios…si se le ocurren otros, pues me los escribe y listo.

  • Vetar medios o periodistas. Implícita o explícitamente NUNCA lo haga, pues cierra las puertas a las audiencias que “representa” dicho periodista, podría haber molestia entre otros colegas del medio periodístico y además tendría usted como servidor, muy pocos argumentos para invocar la Libertad de Prensa, expresión o el equilibrio informativo, cuando precisamente usted no contribuyó con el mismo.


  • Llegar tarde o no llegar a citas pactadas con medios en directo. Si ya confirmó su presencia, el realizador de ese espacio en radio, TV o internet lo está esperando y si usted no llega, le tocará “rellenar” y como ya le había prometido a los oyentes, televidentes o cibernautas que usted iba a estar ahí, pues aténgase a recibir el castigo de los ausentes, pero en las urnas.

  • Decir Mentiras. Nunca. Aunque parezca imposible. Nunca.

  • Decir todas las verdades. Amo de lo que callo y esclavo de lo que hablo

  • Hablarle a todos los medios con el mismo lenguaje.  Cada medio tiene su lenguaje: La radio es emociones, ejemplos, poner a imaginar a los oyentes, acariciar con la voz a los escuchas, responder a quienes llaman por teléfono, imaginar que se ingresa a la casa, oficina e incluso al vehículo de las personas. La televisión permite la convergencia de la imagen, se debe cuidar mucho la apariencia, ademanes, vestuario, lenguaje corporal y demás. Las citas con la prensa requieren de mucha claridad, pero no descuide sus signos.

  • Pensar que los medios solo transmiten lo que yo digo. Jajajaja no sea iluso. Si usted no sabe manejar su voz, si usted gagea, si sus manos le sudan, si el carrizo varía, si está inseguro, si su vestuario es inadecuado, si los lentes se dañaron, si tiene manchada la ropa….TODO COMUNICA, no sólo sus palabras sino sus manos, sus ojos, el sitio donde atiende al periodista, quien lo acompaña, si contesta el teléfono, etc, etc.

  • Siempre me van a decir qué me van a preguntar: Puede que sí y quizá le pregunten lo que usted quiere, pero usted no sabe cómo utilizarán las respuestas, por ello es mejor exponerse a las preguntas que los medios busquen y prepararse muy bien para cada respuesta. No todas las entrevistas en medios publican las preguntas, la mayoría solo las respuestas y fuera de eso las editan a su antojo por el raiting, la atención del público o por lo aburrido y poco interesante que es su forma y fondo al hablar. No exija siempre los temas de sus entrevistas, enfrente los temas que le pongan y aproveche para responder lo que usted quiere, meta el gol en ese cuarto de hora que es la atención de las audiencias, sin pagar un peso.

  • Yo puedo llegar diciendo de qué no hablo. Ese es el mejor chiste que he escuchado. Depronto puede hacerlo un empresario que es dueño o mecenas del medio, un magnate que patrocina el espacio o un presidente con amigos en ese medio. Pero igual la entrevista será aburrida, poco interesante, con “rodilleras” puestas y las audiencias – que no son bobas- sabrán diferenciar, degustar y decidir ( ojo con sus votos) con criterio. Además e generan heridas irremediables con los periodistas y con las audiencias.

  • Yo pago para que me publiquen Algunos periodistas reciben pago y dicen lo que usted quiere que digan, pero se ha preguntado ¿qué nivel de credibilidad tienen en el medio? Puede funcionar algunas veces con publirreportajes, pero a la larga, una buena relación con los periodistas y con los medios no se contruye  con base en dinero, pues el cariño verdadero, las audiencias verdaderas, la credibilidad verdadera, no se compra ni se vende y la gente no es boba!

  • Tengo un relacionista que siempre PIDE EL FAVOR Grave error. Los medios no trabajan con base en favores. Quizá una o dos veces y eso que de mala gana. Los medios necesitan que les “vendas” buenas historias, declaraciones contundentes, imágenes, textos o audios que realmente transformen  la vida de la sociedad y pongan a opinar a sus audiencias. Las Public Relations hoy por hoy ya dejaron de ser la profesión de los favores, los amiguismos y las “deudas” y se convirtieron en un espacio para saber ejercer la profesión de clasificar en la agenda de los medios, mis temas, pero con criterio periodístico, con conocimiento, con argumentación.

  • Se me prendió el bombillo e hice una Rueda de Prensa Es el camino fácil que se  convierte en el más complejo.  Hoy los medios que mayor proporción de free press en pesos dan en América Latina son la Televisión y los medios interactivos. Conclusión: necesitas imagen ¿Y? un fondo con letreritos y un señor hablando ante un micro no es lo que más vende. Aprovecha la calle, cree situaciones reales con la gente. Sin hacer montajes o decir mentiras, aproveche sitios urbanos o rurales (depende del acceso y la hora del día para el periodista) y allí colma de sentido el mensaje que quiere poner en los medios. Piense, imagine, vaya más allá de los esquemas!

  • Los regalitos para los periodistas Nunca. Para ninguna situación. Es mal visto, mal interpretado. Al menos entre la prensa seria, con periodistas prestigiosos y que manejan opinión masiva y calificada. Organice una fiesta austera y cálida que les permita un encuentro entorno a su relación, brinde un espacio de formación con un buen tema y un calificado conferenciante o tan simple como: respete su trabajo y no agradezca lo que no se debe agradecer.
  • El reportero es el menos importante Ningún error es tan patético para las relaciones a largo plazo como pasar por encima de los reporteros y sólo buscar contacto con directores y editores. Servirá una o dos veces pero a la tercera lo mandarán donde el reportero y plop: Ya dañó la relación! De tantas veces que al reportero le “impusieron” cubrirle sus cosas tan poco noticiosas, él mismo se encargará de no vender sus temas en los consejos de redacción, de sacarle el cuerpo o simplemente colgarle sus noticias aunque lo haya entrevistado o pedido la información para su trabajo.
  • ¡Eso mando el boletín y ya! Recuerdo que en mi época de reportero de radio recibía un promedio de 500 piezas de papel por el fax y unos 340 e mails al día desde diferentes oficinas de prensa de la ciudad y la verdad me quedaba muy poco tiempo para leerlos. Generalmente el practicante universitario tenía la misión de revisarlos con su “criterio” y realmente muy poco se podía rescatar. El boletín de prensa debe ser breve, concreto, noticioso, con fotografía, impactante y sin contacto telefónico: NO SIRVE PARA NADA.
  • Yo llamo un par de amigos en los medios Nada más errado que pensar en que esos dos motivos van a generar publicaciones. Jajajaja. ¿Amigos? Quizá una o dos veces, pero luego o te echan del medio o nadie te lee, pues estás publicando por quedar bien, diría yo como periodista. Y solo llamar no genera publicación, es necesario generar soportes como textos, audios, videos, contacto con los voceros.

Los invito a seguir enriqueciendo la lista y cada vez que haya uno nuevo aumento las recomendaciones

Se abre la Plaza Pública