El instinto de Corinto salvó a su gente de la avalancha de La Paila

  • La creciente del río La Paila tapó parte del municipio de Corinto, Cauca. Se cree que la evacuación ayudó a salvar miles de vidas de la avalancha. FOTO afp
    La creciente del río La Paila tapó parte del municipio de Corinto, Cauca. Se cree que la evacuación ayudó a salvar miles de vidas de la avalancha. FOTO afp
POR julián amorocho | Publicado el 09 de noviembre de 2017
37

viviendas fueron destruidas por la avalancha en Corinto, según primeros cálculos.

en definitiva

Tal como ocurrió en Manizales y en Mocoa, el temor que genera la creciente del río La Paila fue clave para que más de 3.000 habitantes de Corinto se salvaran.

Un olor penetrante fue la primera señal de la tragedia que vendría. No habían pasado muchos minutos desde que empezó a llover a cántaros cuando el ambiente se llenó de este olor fétido a lodo. Corrían las 5:00 p.m. del martes.

Aunque Corinto es una población usualmente húmeda, de clima frío como las que pueblan la cordillera Central colombiana, en la región del Cauca, aquel golpe no era nada usual.

Las peores sospechas se confirmaron algunos minutos después, con el sonido sordo e inconfundible de la tierra al moverse. Pocas sospechas quedaban en ese momento para los casi 32 mil habitantes del municipio. Pero, por si quedaban algunas, las sirenas de los bomberos descartaron cualquier otra posibilidad: una avalancha se dirigía al pueblo.

“Todo el mundo gritaba en la calle, yo salí y una señora me dijo: corra que viene una avalancha. Cogí a mis dos hijos, de 3 y 5 años, y arrancamos a correr. Era un caos, todo el mundo corría”, relató Andrés Mauricio Arenas, uno de los damnificados al diario El País de Cali.

Sin tiempo que perder, el voz a voz entre los aterrorizados corintanos llamaba a llegar a la parte alta del municipio, lejos de los brazos de la creciente del río La Paila.

Tal reacción fue clave, pues se cree que un 80% de la población pudo evacuar sus viviendas y según el presidente Juan Manuel Santos, 3.000 habitantes de la ribera del río se salvaron de perecer por la avalancha. Infortunadamente, también se conoció que cuatro personas, entre ellas un bebé, murieron por el alud. Aparte, otras 18 personas siguen desaparecidas al cierre de esta edición y 29 más resultaron heridas.

Cuando el reloj llegó a las 6:30 p. m. y ya la gente se había reunido en las lomas del pueblo, el rumor se hizo realidad y el río, transformado en lodo, se tragó a los barrios El Pedregal, La Playa, y las veredas La Cristalina, Carrizales, Miravalle, Danubio, El Silencio y La Capilla.

A pesar de los fallecidos, hay una sensación de alivio pues el desastre pudo ser mayor. Después de todo, en Corinto no es desconocida la urgencia de tener que correr por la vida.

En varias décadas de conflicto armado, esta población del norte del Cauca, de fuerte ascendencia y presencia indígena, vivió duros enfrentamientos entre la Fuerza Pública y la guerrilla, que les obligaba a buscar refugio. Aparte de eso, no era la primera vez que La Paila les hacía pasar un buen susto.

“Como acá mantienen haciendo simulacros, nosotros no dudamos en salir a la calle... pues sí señor, cuando ya vimos el peligro se acercaba, nos trepamos en el cerro que está cerca”, comentó Lucia Quilcué, comerciante, al referirse a La Loma de Cruz, sitio de encuentro establecido.

La noche, como era de esperar, no trajo el descanso. No solo porque 8.000 personas no tenían techo sino porque el temor de una nueva avalancha los mantuvo a todos quietos.

Entretanto, todo el personal, Bomberos, Cruz Roja, Policía y el Ejército empezó con las labores de rescate. Cuando el sol volvió, los corintanos volvieron a sus casas a buscar si el río les había dejado algo de valor. Algunos se llevaron tristes sorpresas como los cuerpos sin vida de una mujer y su bebé, que fueron arrastrados por el río de lodo.

En otra vereda ocurrió lo mismo, pero con dos cuerpos de hombres. Así, inició el duro proceso de reponerse de las tragedias, como ocurrió con Mocoa y Manizales, hace algunos meses. Por lo pronto, son 256 personas reunidas en albergues.

Con la llegada del presidente a la zona, desembarcaron también las primeras ayudas. Se espera que lleguen más en los próximos días con algunas soluciones de vivienda y subsidios para quienes quedaron destechados.

Así Corinto, una población marcada por el conflicto y a veces estigmatizada por la causa indígena, centrará por algunos días más la atención de todo el país, esta vez el golpe fue de la naturaleza.

Contexto de la Noticia

DICEN DE... Balance de las ayudas

Al pueblo llegaron ya 200 kits de alimentos, 200 kits de aseo, 200 kits de cocina, 600 colchonetas y 600 frazadas por parte de la Unidad para la Gestión del Riesgo de Desastres. Así mismo, ya se activó el banco de maquinaria para la limpieza de calles y avenidas, levantando el barro y los materiales generados por la creciente.

También se activó la línea de agua y saneamiento básico para suministrar a los afectados de agua potable mientras se hacen los reparos en el acueducto para que se vuelva a surtir por redes.

Una vez termine la Evaluación de Daños, quedarán activadas también las líneas de banco de materiales, auxilios funerarios y subsidios.

Julián Amorocho Becerra

Periodista bumangués del área digital de El Colombiano. Busco historias que demuestren que la realidad siempre supera a la ficción.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección