Farc arremeten contra infraestructura y bases militares

  • Se registraron ataques guerrilleros contra la infraestructura petrolera en Norte de Santander, al atacar uno de los pozo de producción de la empresa Ecopetrol, en la región del Catatumbo. FOTO COLPRENSA
    Se registraron ataques guerrilleros contra la infraestructura petrolera en Norte de Santander, al atacar uno de los pozo de producción de la empresa Ecopetrol, en la región del Catatumbo. FOTO COLPRENSA
Colprensa | Publicado el 09 de junio de 2015

Durante el fin de semana se han presentado varios ataques de la guerrilla de las Farc contra la infraestrura, bases militares en Caquetá y Guaviare, afectando de gran manera a las comunidades y aumentando la sensación de inseguridad en las zonas más apartadas del país.

Uno de los casos más recientes en contra de la población civil fue el atentado al acueducto y un colegio en Algeciras (Huila), el Ejército denunció que el atentado puso en riesgo a 300 estudiantes, mientras que el gobernador del Huila, Carlos Mauricio Iriarte, cuestionó los ataques: “rechazo enérgicamente los últimos atentados contra infraestructura protegida por el Derecho Internacional Humanitario como la planta de tratamiento de aguas residuales y el colegio”.

Después de eso vino el ataque a un grupo de uniformados en la base militar de Miraflores, Guaviare, que no dejó víctimas fatales. Y a su vez, guerrilleros de las Farc arremetieron contra la Fuerza de Tarea Júpiter que permanecen en la base militar del municipio de Curillo, en el sur del Caquetá.

Según declaraciones a medios de el general Édgar Correa, comandante de la Fuerza de Tarea Júpiter, “los guerrilleros desde la orilla del río Caquetá, lanzaron tatucos sin afectar a las tropas y la estructura física de la unidad militar”.

A estas acciones guerrilleras se sumó una denuncia del Ejército en Cauca que develó un atentado terrorista que pretendía atentar contra helicópteros en la base militar en el municipio de Toribio, pues fueron descubiertos lanza cohetes, granadas y rampas que seguramente iban a ser usados contra las aeronaves que sobrevuelan constantemente la zona movilizando tropas y provisiones.

Daños al medio ambiente

También se registraron ataques guerrilleros contra la infraestructura petrolera en Norte de Santander, al atacar uno de los pozo de producción de la empresa Ecopetrol, en la región del Catatumbo.

La acción violenta se produjo en la zona rural del municipio de Tibú, en la Vereda La 30, cuando un grupo de desconocidos interceptaron a la guardia móvil de la compañía encargada de cuidar las instalaciones petroleras, obligándolos a descender del vehículo y luego procedieron a activar cargas explosivas, en el pozo petrolero.

Y por último, la acción guerrillera que generó una emergencia ambiental en el Putumayo, después de que presuntos guerrilleros de las Farc detuvieron en la mañana de este lunes una caravana de 24 tractomulas que transportaban crudo desde los pozos de Cuemby y Quillasinga, que son operados por el consorcio Colombia Energy de la compañía venezolana Vetra, a la altura de la vereda La Cabaña, jurisdicción del municipio de Puerto Asís, corredor Puerto Vega-Teteyé, obligando a sus conductores a abrir las llaves para derramar el crudo.

Al respecto, el Gobernador del Putumayo, Jimmy Díaz Burbano, denunció que el derrame del crudo puede contaminar las aguas del río Cuembi, a su vez afluente del río Putumayo, y la afectación no solo al medio ambiente sino a los habitantes ribereños.

Ante estos hechos, el ministro de Defensa Juan Carlos Pinzón, dijo que “los actos de terrorismo perpetrados en las últimas horas. Eso no es voluntad de paz, solo perjudica a Colombia”.

Por su parte, el presidente Juan Manuel Santos dio instrucciones para que se “fortalezcan protocolos de seguridad para evitar actos terroristas en Putumayo”.

Todas estas acciones son una clara violación al Derecho Internacional Humanitario, que regula la confrontación en los conflictos, está prohibido atacar los “bienes indispensables para la supervivencia de la población civil, en particular, los artículos alimenticios y las zonas agrícolas, las cosechas, el ganado, las instalaciones y reservas de agua potable”, dijo.

Según un informe de la Fundación Ideas para la Paz, entre las principales acciones de las Farc tras el anuncio del fin de su tregua el pasado 22 de mayo figuran 18 hostigamientos contra la fuerza pública, cuatro ataques a infraestructura petrolera, cuatro a la energética (derribo de torres de energía) y dos a la vial. También se han presentado quemas de vehículos en el norte de Antioquia y un bloqueo de vía en Buenaventura.

Con 14 hechos violentos, Nariño es el departamento más afectado, en especial Tumaco. Antioquia y Cauca registran seis acciones violentas en Campamento, Anorí, Ituango, Toledo, Toribío, Argelia, Buenos Aires y López de Micay.

Este lunes el presidente, Juan Manuel Santos notificó que fue restablecido el servicio de energía en Tumaco, esto tras el atentado registrado la semana pasada contra una torre de energía en la vereda Inda Zabaleta, a la altura del corregimiento de Llorente. La semana pasada Buenaventura estuvo 4 días sin energía eléctrica por causa de una torre derribaba.

Contexto de la Noticia

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección