Tres personajes clave en el mundo de las criptomonedas

  • El boom de las divisas electrónicas es real. Y son muchas más que el bitcoin.
    El boom de las divisas electrónicas es real. Y son muchas más que el bitcoin.

  • 1 Economía
  • 2 Informes comerciales
Información comercial | Publicado el 30 de junio de 2018

En un abrir y cerrar de ojos, el mundo de las criptomonedas ha pasado de ser un gran desconocido para el gran público, a ser un sector con el que el ciudadano medio ha pasado a convivir con total naturalidad. El Bitcoin y muchas otras divisas electrónicas como el Litecoin, el Bitcoin Cash o el Ethereum han pasado a ser todas unas habituales de los medios especializados en información económica y, también, en periódicos y televisiones generalistas. El boom de las criptomonedas es real.

Sin embargo, como decíamos, es este un sector tan novedoso, tan reciente, que muchas de las referencias en la creación de este espacio tecnológico y financiero todavía siguen creando nuevas aplicaciones, usos y criptomonedas. Por ello, a continuación, te dejamos a los tres personajes con mayor influencia del sector. Tres nombres que ya forman parte de la historia de este mundo tan joven y llamativo a partes iguales.

Satoshi Nakamoto.

La identidad del creador del Bitcoin es uno de los mayores misterios, sino el mayor, del sector de las criptomonedas. Según cuenta la historia, corría el año 2009 cuando una persona, o personas, que actuaba bajo el sobrenombre de Satoshi Nakamoto crearon la primera criptomoneda de la historia, el Bitcoin, apoyada en un novedoso sistema de organización de pagos conocido como blockchain.

Cuando el precio del btc ya se había disparado allá por el 2011, diferentes medios de comunicación de mucho prestigio comenzaron a investigar quién se escondía tras el seudónimo de Satoshi Nakamoto. Desde ese momento, publicaciones y cadenas de renombre como The New Yorker, The Economist, la cadena BBC, la revista Forbes o Newsweek han llevado a cabo, cada una de ellas, sus propias investigaciones. Todas ellas sin éxito.

Así pues, la identidad del creador de Bitcoin y, por ende, uno de los mayores revolucionarios contemporáneos del mundo de la economía y las finanzas se mantiene, todavía, en secreto. Lo único que es seguro es que el bueno de Satoshi Nakamoto, actualmente, es muy rico. Según cálculos de expertos, sea quién sea la persona tras este nombre, en la actualidad debe contar con cerca de un millón de Bitcoins. Con un precio del BTC cercano a los 7.000 dólares... sí, su fortuna es de unos 7.000 millones.

Vitalik Buterin

El protocolo Ethereum y su criptomoneda, el ether (la segunda más valorada tras el BTC), surgieron como una mejora del sistema Bitcoin. Como no podía ser de otra forma, la iniciativa estuvo llevada a cabo por un fan acérrimo del trabajo inicial de Satoshi Nakamoto: el joven ruso-canadiense Vitalik Buterin.

Cofundador de una referencia del sector como fue la revista Bitcoin Magazine, Buterin estuvo desde muy joven metido en el mundo de las criptomonedas. Con solo 17 años ya había participado en la creación de la publicación y cuatro años después ya aparecía como cofundador del proyecto Ethereum.

El éxito del proyecto de este precoz emprendedor no se hizo esperar y el ether se convirtió, desde poco después de su creación, en una de las principales criptomonedas que le creaban cierta competencia al BTC.

La mayor fortaleza del proyecto de Vitalik Buterin se centra en su aplicación de contratos inteligentes en su blockchain, aspecto que le permite mejorar por mucho las prestaciones del Bitcoin a la hora de automatizar los contratos o las transacciones.

Keith Rabois

A diferencia de los dos personajes anteriores, Keith Rabois ya era una persona muy conocida del sector de la inversión y la tecnología. Miembro de la reconocida Mafia PayPal, Rabois siempre ha estado vinculado a proyectos de enorme éxito en el mundo del IT norteamericano, como pueden haber sido Youtube, Airbnb, LinkedIn, Square o el propio PayPal.

Así pues, la entrada de Keith Rabois en el mundo de las criptomonedas ha dado mucho que hablar. El proyecto del que este emprendedor nacido en Nueva Jersey es la máxima referencia se conoce como Stellar, y funciona como un paso intermedio entre las concepciones filosóficamente más radicales del sector de las divisas electrónicas (aquellas que creen en un sistema totalmente descentralizado) y los proyectos que, desde el establishment financiero, buscan fagocitar este sector incipiente y eliminar, así, su potencial competencia.

El proyecto Stellar, por lo tanto, funciona como una plataforma de intercambio entre criptomonedas y divisas tradicionales, lo que ayudaría a crear un futuro conjunto en el que ambos elementos cohabiten. La concepción es, sin duda, interesante, sobre todo cuando un nombre como el de Keith Rabois se encuentra tras ella. Un auténtico sinónimo de calidad.

Contexto de la Noticia