Papa Roach y The Adicts: un cierre majestuoso para los 15 de Altavoz

  • Jacoby Shaddix, líder de Papa Roach, le dedicó la canción Scars a cualquier persona que estuviera pasando por “momentos oscuros”. Foto: Carlos Velásquez.
    Jacoby Shaddix, líder de Papa Roach, le dedicó la canción Scars a cualquier persona que estuviera pasando por “momentos oscuros”. Foto: Carlos Velásquez.
Valeria Murcia Valdés | Publicado el 13 de noviembre de 2018

El último día de Altavoz será recordado como una fiesta por todo lo alto: el regreso al festival de The Adicts con un espectáculo dedicado y pensado hacia los fanáticos, el rock enérgico de La Doble A, el pogo monumental de P-NE y las voces de más de 35.000 personas coreando al mismo tiempo canciones como Scars y Last Resort junto al grupo estadounidense Papa Roach.

Durante la celebración de los 15 años de Altavoz, la tercera fue una jornada concurrida con filas de ingreso bastante largas y un público que esperó lo que fuera necesario para poder ver algunos de los artistas que encabezaban el cartel de este año.

Los conciertos empezaron desde muy temprano en el Estadio Cincuentenario con el punk de Polikarpa y Sus Viciosas y Odio.

The Inspector Cluzo, desde Francia, demostró que no se necesita una banda numerosa para hacer rock y para sonar como un grupo compacto y digno de participar en festivales como Altavoz o Rock al Parque: que visitaron en agosto de este año.

Después de entregar un set muy elaborado y sólido a nivel sonoro y escénico, Inspector Cluzo terminó su participación en escena desbaratando su batería por pedazos y mostrando que un par de golpes a los tambores y una guitarra son herramientas suficientes para crear rock.

Lea también: Altavoz saltó con fuerza y rapeó en su primera jornada

Radio Calavera, un grupo independiente y local, roqueó en tarima pero en vez de romper una guitarra, como a veces sucede en los conciertos de este género, decidieron entregársela a una mujer entre el público. “Preferimos entregar arte que destruirlo”, concluyó el baterista de la banda paisa en rueda de prensa.

El Mató a un Policía Motorizado, desde Argentina, presentó un espectáculo de rock alternativo muy completo ante un estadio casi lleno con canciones como Mujeres bellas y fuertes, Ahora Imagino Cosas y El Tesoro.

El punk llegó a uno de sus puntos más altos con P-NE, una de las bandas con más experiencia y uno de los recorridos más largos. Sonaron Infested Pigs, Gobierno Podrido y uno de sus clásicos: No Más Clases.

“Vamos a tumbar un muro para aquellos que no creen en que la educación pública es necesaria”, dijo el vocalista mientras convocaba a que el público se separara hacia los lados y liberara espacio en el centro del Cincuentenario: casi como una apertura bíblica de las aguas.

Efectivamente, antes de que empezara esa última canción, quedó un enorme hueco entre el público y se soltó uno de los pogos más grandes de los tres días de Altavoz.

El punk no se detuvo ahí, la audiencia recibió al grupo británico The Adicts coreando Viva la Revolution, antes de que empezara a sonar la Obertura de Guillermo Tell, anunciando la llegada del único grupo internacional que ha repetido en el festival.

Let’s go abrió la presentación de los caballeros vestidos de blanco, liderados por Keith Warren, más conocido como Monkey. Su distintivo maquillaje de labios negros y ojos delineados se vio replicado entre muchos fanáticos que desde temprano buscaron el mejor lugar para disfrutar el espectáculo.

Monkey, vocalista de The Adicts, entregó un espectáculo lleno de elementos sorpresa y dramatismo en Altavoz. Foto: Carlos Velásquez.
Monkey, vocalista de The Adicts, entregó un espectáculo lleno de elementos sorpresa y dramatismo en Altavoz. Foto: Carlos Velásquez.

Cada canción, Joker In The Pack, Horrorshow, Troubadour, Angel, Daydreams Night, Bad Boy, I am Yours, entre otras, contó con una indumentaria sorpresa: saltaron listones de colores, hubo osos de peluche, sombrillas luminosas y hasta un sombrero con forma de vaso de cerveza que Monkey llenó de agua y le regó encima a un sector del público.

“Es un honor porque este es nuestro último show del año, no hay mejor lugar para estar que acá”, remarcó el guitarrista Pete Dee.

Por supuesto, al grupo no le podían faltar Viva la Revolution y You’ll Never Walk Alone, que fueron coreadas con fuerza por el público en uno de los puntos más emocionantes del concierto.

Lea también: Bad Manners y Hepcat, la realeza del ska en Altavoz

La Doble A, con 20 años de carrera, dejó en alto el rock local con un espectáculo que abrió con Mañana nos Retiramos. El grupo presentó un set de 30 minutos en el que hubo mucha energía y en el que el público participó de manera activa.

En el Escenario Norte, mientras tanto, el house, el techno y la electrónica recibieron a los bailarines de Altavoz con Los Gemelos Siniestros, Julio Victoria, Armee y Scan 7 desde Estados Unidos.

El cierre estuvo a cargo de Papa Roach con los gritos insignia de Jacoby Shaddix, mientras el resto de la banda interpretaba el rock y nü metal que caracterizaron al grupo en sus comienzos, en los noventa.

El concierto de los californianos empezó con Renegade Music, Between Angels and Insects, Fear y un pequeño guiño a Eminem, cantando unas estrofas de Lose Yourself.

Luego llegaron Broken Home, American Dreams y una seguidilla de canciones que devolvieron al público un par de décadas en el tiempo.

El final de la presentación fue un compilado de algunas de las más conocidas, empezando por Scars: “Esta va dedicada a cualquier persona que esté pasando por momentos de oscuridad”, dijo el cantante antes de interpretarla.

Luego llegó Help y como cierre no podía faltar Last Resort, uno de los temas más recordados de la banda y que llegó con el álbum Infest del año 2000.

El grupo se despidió del público con una enorme bandera tricolor con el nombre de Papa Roach y prometió regresar pronto.

Fue una edición destacada del Altavoz que celebró con honores sus primeros 15 años. La cantidad de asistentes dificultó la entrada y la salida de las jornadas de domingo y lunes, pero por lo general se vivió un concierto de alta calidad con una entrega grande por parte de sus artistas en escena.

Feliz cumpleaños Altavoz... y desde ya el público espera con ansias la edición 16.

Contexto de la Noticia

Valeria Murcia Valdés

Periodista que entiende mejor el mundo gracias a la música, que atrapa cada momento que puede a través de su lente fotográfico y a la que le fascina contar historias usando su voz.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección