Cuatro detonantes de la salida de Lillo de Nacional

  • Lillo sigue sin ganar trofeos como entrenador. FOTO JAIME PÉREZ
    Lillo sigue sin ganar trofeos como entrenador. FOTO JAIME PÉREZ
Daniel Cardona Henao | Publicado el 05 de diciembre de 2017

El entrenador español Juan Manuel Lillo sufrió mucha resistencia por parte de la hinchada de Atlético Nacional desde que arribó en junio de este año.

A lo largo del proceso, las críticas y los malos comentarios se hicieron frecuente contra el orientador, incidiendo en su renuncia, la cual se anunció en la tarde este martes.

Lea aquí: Lillo renunció a Atlético Nacional

No obstante, la resistencia de la fanaticada no fue lo único que originó la salida del ibérico. A continuación le presentamos cuatro momentos claves que influyeron en esta decisión.

1. Resistido desde su llegada

Sus antecedentes previos a su llegada a Atlético Nacional no eran alentadores: 13 clubes dirigidos (España, México y Colombia) y ningún título. De hecho, en su paso por Millonarios generó mucho disgusto y también su fue por la puerta de atrás.

Todo esto generó un mal ambiente en la hinchada cuando fue nombrado, basado en que se necesitaba un nombre de mayor palmarés para sustituir el ciclo exitoso de Reinaldo Rueda.

Las tribunas fueron el gran reflejo del disgusto con el nuevo timonel: 13.383 personas, en promedio, asistieron a los 11 encuentros de Liga en el Atanasio. Además, proclamaban que nunca se le vio el estilo de juego que ellos querían, entrando en inconformismo con el de Lillo.

2. Eliminación contra Patriotas

En términos de resultados, la primera molestia se presentó cuando el elenco paisa quedó eliminado de la Copa Águila a manos de Patriotas (4-3 en el global).

El cuadro verde perdió el primer encuentro en Tunja por 3-2, mostrando mucha debilidad defensiva. En la vuelta no pudo doblegar a los boyacenses, empatando 1-1 con un juego apático. Desde allí se intensificaron los reclamos al estratega.

Le puede interesar: “El nuevo técnico será colombiano o argentino”: Andrés Botero

3. Mala racha contra los grandes

De los equipos fuertes de Colombia, el Nacional de Lillo solo le pudo ganar a Millonarios (3-2) y América (2-0), ambos en su casa. De resto, perdió con DIM (1-0), Cali (1-0), Santa Fe (1-0) y Junior (2-0). Además, empató con el Poderoso en la última fecha (0-0).

En total tuvo un rendimiento de 33,3% contra esta clase de elencos, producto de dos triunfos, una igualdad y cuatro caídas. Esto fue otro de los motivos que alejó la gente de los estadios.

4. La caída contra Tolima

Luego de cuatro derrotas seguidas (no ganó un solo juego en noviembre), la continuidad del ibérico estaba supeditada al título de la Liga Águila-2.

Se clasificó como tercero en el certamen regular y le tocó enfrentar al Tolima, club con el que cayó 1-0 en Ibagué. Después, en la serie de vuelta, lo derrotó 2-1, pero la suerte de los penales decidió que el cuadro antioqueño quedara afuera.

Una hinchada acostumbrada a los triunfos no le perdonó al estratega pasar en blanco y no aportar al palmarés.

Contexto de la Noticia

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
  • 1