Motocrós, la energía de Thomas

  • Thomas es atrevido y sin miedo para acelerar cuando debe hacerlo en la pista y más cuando compite. FOTO juan antonio sánchez
    Thomas es atrevido y sin miedo para acelerar cuando debe hacerlo en la pista y más cuando compite. FOTO juan antonio sánchez
Por julio césar acosta v. | Publicado el 23 de abril de 2018
Infografía
Motocrós, la energía de Thomas
3

horas le lleva a Thomas venir de San Rafael a Girardota

para poder competir.

Desde muy pequeño, el aceite y la grasa son inherentes a Thomas Zuluaga Giraldo. Emerson, su padre, lo lleva cotidianamente al taller de mecánica que tiene en el municipio de San Rafael, donde el niño se impregna de todo lo que sea de motores.

“A los tres años empezó a vivir rodeado de motos. Desde esa edad me acompaña en el taller y me dice que quiere ser mecánico como yo y un deportista profesional del motocrós”.

Emerson dice ser un deportista frustrado y, por eso, ahora quiere apoyar a su hijo, para que consiga lo que él no pudo.

“Llegué a ser subcampeón departamental, pero no pude seguir por falta de recursos económicos. Ahora me veo reflejado en Thomas y, la verdad, es un niño que tiene mucha madera”.

En los pits de la pista en Incolmotos Yamaha de Girardota, el pequeño, próximo a cumplir 11 años de edad, escucha atentamente las indicaciones de su padre, porque, asegura: “quiero ser un motocrosista profesional y viajar a competir en Estados Unidos”.

Thomas no pierde tiempo y, a través de la televisión y el computador, alimenta su conocimiento en deportes de motos, en especial motocrós.

“No me gusta la velocidad (otra de las modalidades en el motociclismo), espero ser como Ryan Dungey y Eli Tomac”... ¿Cómo quiénes?, toca preguntar. Y, de inmediato responde: “Como Ryan y Eli que son los mejores deportistas en Estados Unidos. Sueño ser como ellos y le ruego a mi papá que me lleve para estar y correr con ellos”.

Este piloto antioqueño está sobre una moto desde los cinco años y a los ocho decidió entrar a la competencia. En solo dos años ha realizado una gran campaña en su categoría, 65 c.c. En el 2017, sin conocer nada de pistas, fue tercero en el primer semestre y ya en el segundo fue campeón.

Representó a Colombia en los suramericanos de la disciplina en Guayaquil, Ecuador (2016) y Guatemala (2017). En la actualidad es líder en 65 c.c.

Thomas tiene un requisito que no es negociable y es que si quiere hacer motocrós, debe responder en el estudio.

“Mis papás me exigen que el estudio debe ser primero. Yo amo estar compitiendo. El deporte me ha servido para ser más juicioso y cumplir con las tareas. En ambas cosas ya me va muy bien y ellos -sus padres- están muy contentos”.

Y así como Emerson y Paula Andrea, su mamá, le ponen tareas, él también les pide que “dejen de ser nerviosos en las carreras” y que, por el contrario, las disfruten como él lo hago. “Para mí, montar en moto es lo máximo, es lo que quiero hacer todos los días, pero sin que ellos se preocupen”.

Según su mamá, no es fácil verlo en las competencias, porque, a pesar de su edad, es muy atrevido. No le teme a los saltos y siempre mantiene el acelerador al tope. “Yo no conozco mucho de eso, pero lo que sí veo en mi hijo es mucha madera”, manifiesta Paula.

Sin embargo, no todo es color de rosa. Para este pequeñín las cosas no son fáciles, no puede entrenar mucho, porque en su municipio no hay pista y la más cercana es la de Guarne.

“No tenemos muchos recursos económicos, hay que ser sinceros. En la Liga y algunas personas particulares nos brindan ayuda. Comprendemos que es un deporte costoso, pero uno por los hijos hace sacrificios y mucho más cuando se ve tanta entrega como en el caso de Thomas”.

Para el actual campeón nacional, deporte y estudio son su prioridad y les pide a los niños que lo imiten. “No se puede dejar de estudiar; eso nos ayuda a ser buenas personas y, como dicen mis padres, a tener un buen futuro. Todos los niños debemos hacerlo para que nuestros padres vivan felices. No podemos ser malos, sino unos niños buenos, estudiar y hacer deporte es lo mejor”.

Él quiere ser el mejor estudiante de su colegio (Liceo San Rafael) y también el número uno del motocrós. Por lo pronto, esa es su ilusión; por eso, siempre está presto a salir corriendo y estar en primera línea cada vez que en los altavoces se escucha la frase “a la pista los corredores”.

Contexto de la Noticia

¿CÓMO FUNCIONA? Hay que ser responsables en la pista

Juan David Posada fue campeón nacional en 15 ocasiones, cuando los campeonatos eran anuales, no como ahora que se titulan cada semestre (dos por temporada). Y puede hablar de la importancia del deporte en los niños.

“El motocrós es un deporte muy bonito y de bastante adrenalina, en el cual se debe tener mucho cuidado cuando se está comenzando, porque tiene sus riesgos. Es importante que los niños den pasos seguros y que primero tengan quién les enseñe para saber cómo dominar la pista. Yo fui un apasionado de este deporte y estar sobre una moto es muy emocionante. Hay que hacerlo con responsabilidad”.

Julio César Acosta Valencia

Comunicador social periodista UPB. Cubro deportes a motor

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS