HISTÓRICO
Por lo menos 36 muertos y 11 heridos deja accidente de bus en Italia
  • Foto Reuters
    Foto Reuters
Efe | Publicado el 28 de julio de 2013

Por lo menos 36 personas fallecieron y  once resultaron heridas en un accidente de bus registrado este domingo en un viaducto de la provincia de Avellino, en el sur de Italia.

Según informaron este domingo los bomberos que trabajan en la zona, por el momento se han recuperado 36 cadáveres del lugar en el que se encuentra el bus siniestrado, en el que viajaban 48 personas y que se precipitó unos 30 metros desde el viaducto Acqualonga entre las localidades de Monteforte Irpino y Baiano.

De los 36 fallecidos, entre los que se encuentra también el conductor del autocar, 33 cuerpos fueron extraídos del interior del vehículo, mientras que el resto fue recuperado de debajo de los restos del mismo.

Registrado en la tarde-noche de este domingo, entre los once heridos hay tres niños, seis mujeres y dos hombres que fueron trasladados a hospitales de la zona y se encuentran en grave estado de salud. Los bomberos descartan que pueda haber más supervivientes.

Las primeras hipótesis hablan de una falla en el sistema de frenos del bus o, incluso, de problemas en una de las llantas como la causa que le llevó a chocar contra varios coches para salirse de la carretera y terminar cayendo por el viaducto.

El ente Autopistas italianas asegura que el bus de la compañía Mondotravel, llegó a alta velocidad a un tramo en pendiente descendente en el que ya se habían producido accidentes muy graves y que está señalizado con indicadores para reducir la velocidad.

"La situación es crítica. Nuestros hombres están trabajando para salvar el mayor número de vidas posibles mientras sobre ellos existe la amenaza de estos trozos de cemento que, en vilo sobre el viaducto, podrían caerles encima", afirmó en declaraciones al canal de televisión Sky Tg24 el jefe de los bomberos, Pellegrino Iandolo.

Según los medios de comunicación italianos, los ocupantes del bus regresaban a Nápoles de una pequeña excursión por los lugares de culto del Padre Pío en la provincia de Benevento, siempre en la región de Campania.

Los pasajeros del vehículo procedían en su mayoría de las localidades de Giuliano de Campania, Mugnano de Nápoles y Marano y entre ellos había varios niños, aunque las autoridades no han facilitado la cifra exacta.