HISTÓRICO
Ahora el cuerpo se estudia de forma virtual
  • Ahora el cuerpo se estudia de forma virtual | Muestra horizontal de una de las imágenes que se pueden apreciar en la mesa. FOTO CORTESÍA
    Ahora el cuerpo se estudia de forma virtual | Muestra horizontal de una de las imágenes que se pueden apreciar en la mesa. FOTO CORTESÍA
Por JUAN DAVID UMAÑA GALLEGO | Publicado el 11 de agosto de 2014

Los estudiantes de Medicina usan para sus prácticas los cuerpos que fueron donados para la ciencia. Es la mejor manera de conocer lo que enfrentarán como médicos.

Sin embargo, la tecnología a través de sus herramientas complementa sus estudios y posibilita, en algunos casos, mayor precisión de los procedimientos que deben hacerles a sus futuros pacientes.

Este es el caso de la Anatomage, una mesa de anatomía en 3D que permite a los practicantes manipular un cuerpo humano en escala real y lo más cercano a lo que encontrarán en una mesa de operaciones.

Cristina Rojas, docente de Anatomía de la Universidad CES, explica que la Anatomage tiene varias opciones donde se interactúa con un cadáver real, radiografías de ese cuerpo, reconstrucciones tomográficas de sus partes, entre otros detalles.

"Además, consta de una librería virtual con 160 casos reales de pacientes a quienes se les hizo tomografías o resonancias y con los que se puede practicar", explicó la docente.

¿Cómo funciona?
Es como una tableta gigante. La mesa es una pantalla táctil, lo que permite a los alumnos interactuar con los dos cuerpos de hombre y uno de mujer que están agregados en la memoria del sistema.

"La interacción permite que con un toque se pueda girar el cuerpo, mostrar sus partes a través de disecciones y conocer órganos como el corazón y el cerebro de manera muy real", agrega Cristina.

¿Qué dicen los estudiantes?
Los futuros médicos ven en la herramienta una forma muy precisa de entender la anatomía humana.

Para Stiven Tamayo, estudiante de segundo semestre de Medicina de la Universidad CES, lo mejor de la mesa 3D es ver con colores muy reales e imágenes muy nítidas partes de la complexión del cuerpo, que con los cadáveres, en ocasiones, no se puede.

"Con la mesa podemos observar y estudiar muchas estructuras con cortes milimétricos y muy precisos que dejan ver detalles de órganos y miembros inferiores y superiores que en ocasiones las ayudas diagnósticas como resonancias o radiografías no nos permiten apreciar bien", opina Stiven.

El software de la Anatomage también puede escanear radiografías reales. Captura la información y la presenta en 3D, con lo que alimenta su base de datos.