HISTÓRICO
Aplazan discusión de proyecto de referendo por la paz en el Congreso
Colprensa | Publicado el 11 de septiembre de 2013

Luego de tres horas de discusión en sesión conjunta de las Comisiones Primera de Cámara y Senado, fue aplazado, por falta de quorum, el debate y votación del proyecto de ley que busca permitir la realización de referendos el mismo día en que se desarrollen jornadas electorales.

La sesión se reanudará el próximo martes 17 de septiembre y se espera que ese día se vote la iniciativa, para que pase a cada una de las plenarias del legislativo.

Este proyecto busca que los colombianos refrenden un eventual acuerdo de paz al que llegue el Gobierno Nacional con la guerrilla de las Farc durante las elecciones a Congreso o Presidencia de la República.

El polémico debate tuvo un fuerte contrapunto entre uribistas y santistas. Mientras los primeros defendieron que el referendo no debe realizarse mientras las Farc continúen alzados en armas, los segundos insistieron en la necesidad de que los colombianos refrenden los acuerdos y de dotar al Gobierno con los mecanismos para implementar dichos logros.

El representante liberal, Guillermo Rivera, aseguró durante el debate que no es una trampa a los electores colombianos proponer que el acuerdo con las Farc se pueda refrendar en cualquiera de las dos elecciones, Congreso de la República o Presidencia de la República. El liberalismo en su totalidad acompañó el proyecto.

El conservatismo, por medio de su senador Eduardo Enríquez Maya, manifestó que el Congreso de la República en los últimos 15 años ha legislado de manera clara para apoyar la paz. Frente a la votación del proyecto sostuvo que el partido lo acompañará, aunque se conoció que hay algunos de sus miembros que se abstendrán.

El senador del progresismo, Luis Carlos Avellaneda, sostuvo que las modificaciones incorporadas en el texto, entre ellas el no entregar el tarjetón de manera obligatoria al elector, mejoraron el contenido del proyecto. Anunció que el progresismo lo votará positivo en toda su instancia.

A su turno el representante del Polo Democrático, Germán Navas, sostuvo que la colectividad apoya la paz y el proceso, pero que se abstendrán de votar el proyecto. El congresista explicó que esta iniciativa fue radicada de una forma y que ya le han incluido varios cambios que no tienen unidad en su propósito.

Entre tanto, el senador de la U, Manuel Enríquez, advirtió que la ley podría estar llevando a cometer algún vicio constitucional porque la carta Política señala que no se puede hacer, de manera paralela, una elección y una consulta de tipo popular. En su opinión, debería es reformarse la Constitución y no una ley estatutaria. Insistió que ese planteamiento es su posición, por lo que anticipó que el Partido de la U sí votará el articulado total.

Esta misma idea defendió el senador Juan Lozano, quien a pesar de no hacer parte de las comisiones primeras, tuvo la oportunidad de intervenir en el debate. Para él esta iniciativa va en contravía de la voluntad de los constituyentes cuando definieron que un proceso para elegir mandatarios no debía “contaminarse con el espíritu de los ciudadanos cuando tienen que pronunciarse en función de un mecanismo de participación”. Dijo, además, que mientras las Farc no dejen las armas esta votación puede estar sujeta a que los votantes se acerquen a la urnas constreñidos por miembros del grupo insurgente.

El senador Roy Barreras rebatió esta idea y, contestándole a Lozano, dijo que no es posible realizar un referendo cuando el país ya esté en “el nirvana, cuando ya no se necesite”. Defendió que habrá referendo mientras exista un acuerdo.

Dado que la mayoría de los congresistas que pidieron intervenir en el debate ya lo hicieron, se espera que la votación de la iniciativa tenga lugar durante la próxima sesión.