HISTÓRICO
Cárcel de Puerto Triunfo estaría sin agua desde el sábado
Juan David Ortiz Franco | Publicado el 09 de septiembre de 2013
Según denuncias formuladas por los familiares de varios reclusos de la cárcel El Pesebre del municipio de Puerto Triunfo, desde el pasado sábado 7 de septiembre se estaría presentando un racionamiento de agua que ya generaría dificultades sanitarias en ese centro de reclusión del Magdalena Medio antioqueño.
 
Según la cuñada de uno de los internos, quien pidió la reserva de su identidad, en la mañana de este lunes hubo servicio por un espacio de 10 minutos. Según su versión ese habría sido el único momento con servicio de agua para los presos de esa cárcel en las últimas 48 horas.
 
"No es la primera vez que pasa esto, la zona es muy húmeda, a veces hasta 40 grados centígrados. El pueblo tiene dificultades de agua y hacen racionamientos pero les ponen el agua y no atentan contra ellos. Pero van varias veces en que se quedan sin agua hasta tres días", aseguró la familiar del recluso.
 
Por su parte, Diana Carmenza Rúa, directora regional de Inpec, aseguró que esas versiones son "completamente falsas". La funcionaria aseguró que el sábado se presentó una daño en una bocatoma en el corregimiento de Doradal por lo que el servicio de acueducto de vio afectado durante varias horas en algunos sectores de Puerto Triunfo. Agregó, sin embargo, que actualmente el servicio se presta con normalidad.
 
"Nunca los internos están contentos, en El Pedregal por fría y en la de Puerto Triunfo por caliente", dijo la funcionaria al insistir en que actualmente nos e presentan dificultades con el servicio.
 
Sin embargo, esa versión contrasta con la entregada por la esposa de otro interno quien asegura que en las últimas horas los mismos presos se han visto obligados a comprar agua embotellada para satisfacer sus necesidades básicas.
 
A esas denuncias se suma el antecedente de febrero de 2013, cuando cerca de 1.400 reclusos de esa penitenciaría se declararon en desobediencia civil por una situación similar.
 
Carlos Contreras, director de la Corporación Presos Construyendo Nuevos y Mejores Caminos, ratificó las denuncias e insistió en que la situación no es nueva.
 
"Ha pasado un año y medio y la situación persiste, el racionamiento se ha venido extendiendo de una manera inusual, la explicación que se da es la misam de siempre, con las lluvias se afectan las bombas, pero es una verguenza porque se puede recordar cómo en 2010 se presentaron estos establecimeintos como ejemplo para el continente", dijo Contreras.
 
Por su parte, funcionarios de la Defensoría del Pueblo en su regional Magdalena Medio aseguraron que en las próximas horas se desplazará hasta la cárcel un defensor público para verificar las denuncias.