HISTÓRICO
Chilo financió su Dakar a punta de camisetas
POR JULIO CÉSAR ACOSTA V. | Publicado el 22 de diciembre de 2012
Apunta de camisetas, varios eventos de motos y algunos patrocinios, Juan Esteban Sarmiento es otro de los pilotos colombianos que debutarán en el Rali Dakar que comenzará el próximo 5 de enero en Perú.

A este deportista pereirano le tocó cerrar su almacén de motos durante todo el año para dedicarse al entrenamiento y la consecución de los dineros para asegurar la participación. Por fortuna los 180 millones de pesos ya los tiene fijos y también el pasaporte de inscripción.

"Nada ha sido fácil, pero ya puedo decir que si no se me quitan algunos patrocinadores tengo financiada mi actuación en el Rali, aunque sigo vendiendo camisetas para estar más seguro", dice Sarmiento, quien ha podido vender 500 de las 2.000 camisetas que mandó a hacer.

Juan Esteban más conocido como Chilo, ha tenido su vida deportiva en el enduro, el cual práctica desde hace quince años, quedando campeón en dos ocasiones en los rali de Colombia.

Las motos, a sus 40 años, han sido su gran pasión y las que le han dado la oportunidad de recorrer varios países. "He estado en dos mundiales de enduro. En el 2010 logré medalla de bronce en Morelia, México y en el 2007 en Chile por una penalización no subí al podio". Recuerda que en esa ocasión un compañero se fracturó y él decidió no dejarlo, perdiendo media hora, lo que le valió que lo penalizaran. "No podía dejar tirado a mi compañero en el camino, que me gritaba que no lo abandonara. Hubo que esperar a que llegara el helicóptero y ahí se perdió mucho tiempo, pero nunca lo lamenté".

El piloto, con su Honda WRF, sabe que a una edad madura es que se deben afrontar retos como los ralis y por eso su objetivo para el 2013 fue el Dakar, mucho más al tenerlo tan cerca. "No es lo mismo viajar a África por los costos, que a Perú y esa fue otra de las cosas que me animó, además que un rali como el Dakar es el reto para personas que nos gusta la aventura, fuera de ser el top de los road".

No se aparta de la frase "terminar es el reto" que acompaña a todos los que corren un rali, debido a las dificultades que se deben afrontar en el recorrido.

"El solo hecho de decir que un Dakar lo terminan menos del 40 por ciento de las personas que lo comienzan ya es mucho, o sea, que si lo terminamos es un gran triunfo y esa va a ser nuestra gran tarea". Ese sueño se forjó a punta de camisetas.