HISTÓRICO
Corea del Norte lanzó sexto misil desde el sábado y aumentó la tensión
Efe | Publicado el 20 de mayo de 2013

El régimen norcoreano lanzó este lunes un nuevo misil de corto alcance a aguas del Mar del Este (Mar de Japón) desde su costa oriental, lo que supone el segundo proyectil detectado este lunes y el sexto desde el pasado sábado, informó el Ministerio de Defensa surcoreano.

Tras un primer lanzamiento de este lunes, que se produjo entre las 9:00 y 10:00 de la noche del domingo hora colombiana, Corea del Norte disparó un nuevo proyectil entre las 2:00 y 3:00 de la madrugada también hora colombiana, informaron las autoridades surcoreanas.

"Parece que el lanzamiento de proyectiles de corto alcance no ha acabado", dijo un portavoz de Defensa tras revelar la última acción militar del régimen de Pyongyang.

Se trata del sexto misil de este tipo que dispara Corea del Norte desde la misma zona en los tres últimos días, después de que el pasado sábado lanzara tres proyectiles y uno más este domingo.

"Estamos tratando de determinar qué tipo de proyectiles son y las intenciones de Corea del Norte. Parece que el Norte está intentando devolver la tensión a la Península de Corea", explicó el portavoz en unas declaraciones recogidas por la agencia Yonhap.

Estas maniobras han sido considerados como los primeros gestos beligerantes por parte del régimen de Pyongyang después de un periodo de varias semanas en las que rebajó notablemente el tono de su última campaña de amenazas bélicas contra Corea del Sur, Japón y Estados Unidos.

El último proyectil fue disparado desde una lanzadera móvil en la costa este del país y voló unos 120 kilómetros en dirección norte antes de caer al mar, revelaron fuentes del Ministerio de Defensa surcoreano.

El resto de proyectiles también se cree que tuvieron un alcance de 120 kilómetros.

Tras anunciar el primer lanzamiento de este lunes, Seúl dijo que el proyectil aparentaba ser un misil KN-02 de corto alcance desarrollado a partir de tecnología de la era soviética y con un rango de alcance en torno a los 150 kilómetros.

Los ensayos realizados durante estos tres días no deberían incumplir, en principio, disposición internacional alguna al tratarse de misiles de corto alcance.

Varias resoluciones de la ONU, aprobadas después de que Pyongyang realizara pruebas nucleares subterráneas y de misiles balísticos, prohíben al régimen lanzar proyectiles con mayor alcance y carga útil, al considerar que se encuentran dentro de un programa para el desarrollo de armas nucleares intercontinentales.

"Ya sean lanzamientos de prueba o una demostración de fuerza, Corea del Norte no debería llevar a cabo actos que aumenten la tensión", dijo Kim Jang-soo, director de la Oficina de Seguridad Nacional, que depende directamente de la Presidencia surcoreana.