HISTÓRICO
"La paz es responsabilidad de todos los ciudadanos": De la Calle
  • Diálogos de paz continuarán el 13 de enero de 2014 |
    Diálogos de paz continuarán el 13 de enero de 2014 |
Colprensa | Publicado el 20 de diciembre de 2013

Al cierre del ciclo número 18, el jefe de la comisión negociadora de paz del Gobierno Nacional, Humberto De la Calle Lombana, invitó a todos los colombianos a reflexionar sobre la paz, durante esta temporada navideña.

Sobre este tema, el jefe negociador plantea como algunas de las preguntas importantes para reflexionar: “¿es posible que los colombianos vivamos en paz?”, “¿es posible dejar atrás los horrores de la guerra?”.

Aclarando que no quiere generar falsas expectativas entre la población, Humberto De la Calle afirmó que “los resultados hasta ahora alcanzados en materia de acuerdos en la Mesa de Conversaciones con las Farc, son importantes y esperanzadores”.

Estos resultados, significan para él que “soñar con un país en paz es posible. Nos muestran que alcanzar el fin del conflicto si es posible”.

La otra pregunta que De la Calle platea para la reflexión es ¿qué se necesita para alcanzar este anhelo supremo de la paz? En este sentido, el jefe negociador explicó la situación con una frase pronunciada por el Papa Francisco a principios de este año: “La búsqueda de la paz es larga, requiere paciencia y perseverancia”.

Para ello, planteó el negociador, es necesario “mantener viva la esperanza”, pues sin ella “quedamos estancados en un pasado violento”. Por esta razón, reitera que “la construcción de la paz involucra a todos los colombianos sin distingo” y que ésta “es responsabilidad de cada uno para hacerla posible, para darle oportunidad real a la reconciliación”.

Según él, “nada pondrá más a prueba la madurez democrática de nuestra sociedad que un acuerdo de fin del conflicto”. Sin embargo, aclaró que para ello es necesario que por un lado, “los alzados en armas hagan un cese total de la violencia y la intimidación” y por el otro, “que la sociedad los rodee de garantías para su reincorporación seria a la sociedad”.

El negociador concluyó su discurso diciendo que “para la paz es necesario tener garantías de todas las partes en el momento de alcanzar un acuerdo”.