HISTÓRICO
Dos fotógrafos colombianos son protagonistas en India
Efe | Publicado el 25 de febrero de 2010
Las sonrisas de los más pobres y la espiritualidad de la India son los motivos centrales de dos exposiciones de los fotógrafos colombianos Juan Pablo Gutiérrez y Germán Linares inauguradas esta semana en Nueva Delhi.

La sede de la embajada de Colombia alberga las exposiciones La felicidad, de Gutiérrez, y El Nómada, de Linares, fruto de sus viajes por un país que leos ha seducido.

Los protagonistas de La felicidad son chiquillos indios con amplias sonrisas a pesar de su pobreza, una motivación que ya le valió en 2008 el galardón Paris-Match Grand Prix por un reportaje sobre las banlieues (periferias) parisinas.

Gutiérrez explicó a Efe que sus instantáneas "muestran la alegría de los niños que viven en condiciones demasiado difíciles", algo que sabe de primera mano después de haber convivido con ellos durante meses en los barrios de chabolas de la ciudad norteña india de Dehradun.

El joven fotógrafo está afincado en París y profesa la religión budista -que germinó en la India- "en busca -dice- de la felicidad, de la propia existencia".

Según explicó, la serie expuesta en Delhi "ha significado mucho" para él porque en ella ha tratado de llevar su filosofía a su profesión, captando el perfil más optimista y enternecedor de unos chavales con enormes dificultades vitales.

"He querido rescatar la dignidad de las personas", describió el artista, quien ha puesto a la venta sus instantáneas y entregará los beneficios para la manutención de los niños que conoció en Dehradun.

"Con 20 dólares al mes, estos niños viven, comen y estudian", explicó con una amplia sonrisa, como contagiado por la de sus fotografiados.

La otra propuesta
El nómada, de Linares, ganador del International Photography Award (IPA) de 2009, es una serie fotográfica que recoge los momentos más bellos de su experiencia como viajero por la India en los últimos dos años y medio.

Linares, que recorre Asia sin un hogar fijo desde hace siete años, explicó a Efe que las imágenes expresan su "sensibilidad" a la hora de aproximarse a los lugares y a las personas que conoce.

Aunque dijo no tener un tema recurrente -en sus fotos se muestran personas, paisajes, movimiento-, admitió que el mundo tibetano y budista adquirió un gran peso en su exposición.

"He hecho una aproximación al budismo" durante los dos últimos años, dijo el fotógrafo, algo que se refleja en sus instantáneas, con retratos de monjes, templos y enseñanzas budistas.

El embajador de Colombia en Delhi, Juan Alfredo Pinto, describió a Gutiérrez y Linares como "muy representativos de la nueva fotografía en  Colombia".

Pinto consideró que "hay una conexión subyacente" entre su país y la India: "Colombia es un país en desarrollo, con conflictos, pero que transpira muchísima vida, al igual que la India, que tiene -afirmó- todos los contrastes que te puedas imaginar".