HISTÓRICO
EL DIABLO RONDA EN EL BANCO VATICANO
EL COLOMBIANO | Publicado el 02 de julio de 2013


Preocupante la renuncia de Paolo Cipriani y Massimo Tulli, máximos dirigentes del IOR, el poderoso banco del Vaticano, por investigaciones de una comisión designada por el Papa Francisco. En la misma dinámica fue detenido monseñor Nunzio Scarano, del Patrimonio de la Sede Apostólica por tráfico ilícito de dinero a través del IOR. Estas acciones, que ratifican la voluntad del Papa de erradicar la corrupción, son apenas el inicio de otro "affaire" financiero, que, como el de los 70, dejan al descubierto que el diablo ronda y hace de las suyas en la banca de la capital del catolicismo en el mundo.