HISTÓRICO
El ICBF se propone forjar campeones desde sus casas
  • El ICBF se propone forjar campeones desde sus casas | Deportistas, madres y la comunidad en general, se reunieron en la cancha del Barrio Caicedo, comuna 8. FOTO MANUEL SALDARRIAGA
    El ICBF se propone forjar campeones desde sus casas | Deportistas, madres y la comunidad en general, se reunieron en la cancha del Barrio Caicedo, comuna 8. FOTO MANUEL SALDARRIAGA
Por SANTIAGO HERNÁNDEZ HENAO | Publicado el 09 de enero de 2013

Doña Hermelinda Mosquera lo dice segura cuando le preguntan sobre el secreto de Óscar Figueroa para ser un campeón: "No fue Óscar, fui yo". Así, con esa imagen de pujanza, es que el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar quiere multiplicar los logros del hijo de Hermelinda, con los campeones hechos en casa.

La campaña de Campeones hechos en casa es una iniciativa que busca orientar a los padres de familia para que protejan a sus hijos y descubran su potencial, ya sea en el deporte, en la academia, en la música o en la cultura, y demostrar que en cada hogar hay un Óscar Figueroa en potencia.

Óscar Albeiro, medallista de plata en los pasados Juegos Olímpicos de Londres en el levantamiento de pesas, muestra la lucha propia y de una madre. A los 9 años salieron de Zaragoza hacia Cartago víctimas del desplazamiento, y allí fue que su mamá Hermelinda se volvió fuerte para después hacer una roca a su hijo.

De mano del ICBF y la Fundación Teresita Cárdenas de Candelo, crió al campeón y a sus tres hermanos bajo la modalidad de externado y allí fue donde Figueroa tuvo su primer contacto con el deporte.

"Soy referente social gracias al apoyo que tuve desde mi hogar. Por eso yo recomiendo que siempre apoyen a los niños en los sueños que tienen y no dejen que se le apaguen porque vale la pena soñar", dice el pesista.

Con campeones
Hace un par de días Figueroa no estuvo solo. Varias figuras del deporte nacional se reunieron en la Cancha Las Estancias del Barrio Caicedo para hacer parte del lanzamiento de la campaña, entre ellos el exjugador Mauricio Chicho Serna, la futbolista olímpica Sandra Sepúlveda, el nadador Jorge Murillo y la campeona mundial de patinaje de velocidad, Jénnifer Caicedo.

Allí, junto a sus padres, pudieron compartir cómo se hicieron famosos. "Fue una sorpresa ver a mi madre contando mi historia, pero también poderla compartir con tantos niños", explicó Caicedo, medallista en los pasados Juegos Nacionales de 2012.
Las cifras son crudas. Durante el 2012 el ICBF registró 12.035 denuncias por maltrato infantil, de las cuales el 50 por ciento por negligencia, el 43,4 fue físico, el 5,5 psicológico y el 1,1 restante a bebés en gestación.

La mayor parte de las víctimas tenían entre 0 y 6 años (42,6%) y entre 15 y 17 años (30,2%). "El panorama preocupa, y por eso iniciamos por los deportistas porque son un referente para todos los colombianos, pero queremos que sean campeones en lo académico, en temas ecológicos, en todos los aspectos que nos hagan un país mejor", dice el director del ICBF, Diego Molano Aponte, quien sin ser deportista busca que desde el patio del hogar nazcan las figuras.