HISTÓRICO
EL ORTEGA Y GASSET PARA UN CRONISTA NATURAL
EL COLOMBIANO | Publicado el 19 de abril de 2013
El cronista Alberto Salcedo Ramos es al periodismo narrativo lo que Mozart es a la música. Y hacemos esa comparación porque si algo destaca el trabajo del periodista costeño y columnista de EL COLOMBIANO es su ritmo, cadencia de sus textos e inmejorable composición narrativa.

Cualidades, entre muchas otras, en especial como persona y amigo, que le valen para haber ganado el Premio Ortega y Gasset 2013 por su crónica sobre un niño de Chocó que tiene que atravesar la manigua por más de cinco horas antes de llegar a su escuela.

A Salcedo Ramos no lo marean los premios ni los reconocimientos, que los merece todos, pero sí siente la alegría de saber que más allá de las páginas que escribe siempre habrá alguien que lo lea. Una lectura que nos depara a todos, siempre, el gusto de encontrar un refinado talento y capacidad. Bravo Maestro.