HISTÓRICO
El riesgo da saltos en la tabla
  • El riesgo da saltos en la tabla
Por JULIO CÉSAR ACOSTA V. | Publicado el 08 de junio de 2013

Es como cambiar la rudeza del piso de cemento por la aparente suavidad del agua. Solo que la tabla ya no es impulsada por la fuerza del cuerpo sino por un bote a altas velocidades. Y así podría decirse que el wakeboard es la versión del agua del skateboard. En ambos, lo que vale son los trucos.

Y justo en el agua un chico antioqueño de 17 años, Juan Martín Vélez, se ha convertido en la gran figura de esta modalidad en Antioquia, que apenas empieza a mostrarse.

Vélez reconoce que el wakeboard es un deporte de élite, que se viene masificando, especialmente en el Oriente antioqueño gracias a la represa de Guatapé-El Peñol y los clubes en Llanogrande.

Desde hace cuatro años, Juan Martín, viene puliendo sus trucos, porque sabe que en la composición y variedad está el éxito. "Hay que demostrar quién es el que más conoce sobre la tabla y el que más muestre su técnica en los trucos es el ganador. No va tanto en el salto".

Su sonrisa sale a flote cuando se le pregunta si es el mejor en el país y no duda en decir que sí. En poco tiempo ya tiene tres subtítulos: Juegos Bolivarianos, campeonato Apertura en Orlando (Estados Unidos) y por equipos en los Panamericanos.

Dicen los expertos y quienes lo manejan que Juan Martín es arriesgado y no les teme a los giros más peligrosos pese a que sabe que montar una tabla a gran velocidad en el agua y mantener la posición no es fácil. "Se necesita mucha tranquilidad, tener bastante físico y una amplia preparación. Por eso mis actividades preferidas para practicar el wakeboard son la cama elástica, la natación y la patineta, que me ayudan a tener un buen equilibrio y hacer saltos perfectos".

Juan Martín quiere estamparle su propia firma a cada truco y dejar que la creatividad fluya. Sabe que el recorrido para mantenerse arriba es lo más duro.