HISTÓRICO
Elve, otra matrona que se nos va
Lilliana Vélez De Restrepo | Publicado el 28 de noviembre de 2011
De manera intempestiva, a causa de una trombosis, falleció ayer en Medellín Elve Santamaría Álvarez, una de las grandes matronas antioqueñas.

Había formado su hogar con el exministro y exalcalde de Medellín, el ingeniero Juan Guillermo Restrepo Jaramillo, y sus hijos Nicanor, Ana María, Carlos E., María Mercedes, Cristina, Margarita Inés (ya fallecida), Juan Esteban, Guillermo José, Cristina, Gabriel, Claudia, Luz Elvira y Matilde.

Recordar a Elve es recordar a una mujer íntegra y noble, de un incomensurable corazón que le alcanzó para compartir, ayudar y apoyar a quien lo necesitara sin distingo de razas o creencias, y mucho menos de publicidad.

Una mujer que fue ejemplo permanente para su familia y para la sociedad, que se caracterizó por tener una familia unida y cimentada en el amor que siempre vivió.

Su casa fue como su corazón: amplio y sin límites, donde todos eran bienvenidos alrededor de su mesa y de una taza de café bien conversada. El tiempo parecía detenerse ante sus múltiples historias y anécdotas que lo transportaban a uno a otras épocas.

Elve se fue con las manos llenas, con la satisfacción del deber cumplido, rodeada por el amor de sus hijos, nietos y bisnietos que pueden dar fe de su inmensa capacidad de amar y de su bondad.

Sus restos fueron cremados y hoy sus cenizas estarán presentes en la misa que se oficiará a las 11:00 de la mañana en la Catedral Metropolitana de Medellín, bajo los acordes del maestro Mauricio Mejía.