HISTÓRICO
Legislatura de E.U. iniciará sin alivio para la economía
  • Legislatura de E.U. iniciará sin alivio para la economía | ILUSTRACIÓN ESTEBAN PARÍS
    Legislatura de E.U. iniciará sin alivio para la economía | ILUSTRACIÓN ESTEBAN PARÍS
Por JUAN FELIPE SIERRA SUÁREZ | Publicado el 02 de enero de 2013

La solución de emergencia que el Congreso de Estados Unidos le dio al lío del abismo fiscal no aleja la crisis financiera y política del país, del horizonte inmediato.

Así quedará en evidencia a partir de hoy, cuando una vez concluida la instalación del nuevo período legislativo, salga a relucir la ya agudizada lucha de poder entre republicanos y demócratas.

Analistas aseguran que aunque el presidente Barack Obama pudo regresar ayer tranquilo a sus vacaciones en Hawai después del triunfo fiscal, la situación no está nada fácil ni para él ni para la economía de la potencia del mundo: las alzas a los más ricos y la negociación política entorno al tema, le quitarán fuerza a la frágil economía estadounidense.

"Nuestra oportunidad de reactivar la economía está al límite porque el techo de endeudamiento ya se tocó y el país no puede seguir endeudándose más", aseguró a AP el senador republicano de Pensilvania, Pat Toomey.

Y es que este es apenas el inicio de los debates que definirán detalles del pacto que cobrará más impuestos a las personas con ingresos superiores a los 400.000 dólares y a los ingresos familiares mayores a 450.000 dólares, así como a las ganancias por inversiones, dividendos y por bienes raíces que exceda los cinco millones de dólares.

"El hecho de que una importante cantidad de republicanos se haya opuesto a la medida pero la hayan aceptado de urgencia, significa que las diferencias entre ambos son evidentes. Por eso la diferencia con la concepción de Estado es abismal entre ambos y se notará en esta legislatura. Los republicanos deberán moderarse para no perder más escaños pero no pasarán fácil las propuestas demócratas", explicó a este diario José Gabilondo, profesor de derecho de la Universidad de la Florida.

Pero desde el punto de vista económico, estos incrementos fiscales de las personas acaudaladas -que aportarán al fisco unos 600.000 millones de dólares en una década- probablemente desaceleren la economía porque este dinero no irá al sector productivo del país que genere más empleo.

Mark Zandi, jefe de economistas de la empresa Moody’s Analytics, calcula que el aumento en el impuesto a la nómina reducirá la expansión económica en 0,6 puntos porcentuales en 2013.

De esto son conscientes también algunos empresarios, como es el caso de Fabio Caro, propietario de la franquicia Tilted Kilt en Miami, una cadena de bares y deportes.

Caro le dijo a este diario que "las medidas aprobadas realmente tienen un costo alto para los empresarios pequeños y medianos. Deberemos subsidiar parte del seguro médico de los empleados, así como contribuir para el subsidio al desempleo. Será difícil el ajuste que afectará la contratación de personal, pero creo en lo hecho por el presidente Obama, y espero que el futuro no sea turbio por el tropiezo republicano".

Precisamente estos últimos reconocieron ayer que perdieron la batalla sobre el abismo fiscal pero prometieron futuros recortes en los planes de asistencia médica Medicare y Medicaid, para los jubilados y los pobres, que fueron los mayores impulsores de la deuda federal.

Para Mark Vitner, economista de Wells Fargo, la predicción de la economía de E.U. para 2013 será de un crecimiento del 1,5 por ciento, por debajo del deslucido aumento de 2,2 por ciento en 2012, mientras que el desempleo se situará en 7,7 por ciento