HISTÓRICO
Hunden en el Congreso la ley del matrimonio igualitario
  • Hunden en el Congreso la ley del matrimonio igualitario |
    Hunden en el Congreso la ley del matrimonio igualitario |
Redacción elcolombiano.com y Colprensa | Publicado el 24 de abril de 2013

El Congreso votó negativamente el polémico proyecto que buscaba legalizar en Colombia el matrimonio entre personas del mismo sexo.

El proyecto de ley se hundió en la plenaria del Senado, al ser negado por 51 votos y sólo 17 votos a favor. Luego la presidencia de Senado rápidamente dio continuación a la agenda del día.

Al cierre de la votación, algunos senadores que llegaron tarde, cerca de las 4:00 de la tarde cuando había sido citada a las dos de la tarde, como el conservador Jorge Hernando Pedraza, protestaron porque no pudieron sufragar.

"El congreso es tan tonto, y a veces tan estúpido, que termina quitándose los derechos de legislar para que la Corte vuelva a legislar, porque la Corte sí conoce los postulados constitucionales. El Congreso parece que solo conoce de postulados de la Iglesia católica romana. Esto parece una fachada de catedral pero que en última es como una pesebrera", afirmó a su salida el senador Armando Benedetti.

Benedetti aseguró que este hecho demostró que el Senado es “cavernícola”. “Este es un Congreso que ha demostrado que no existe, que no se representa ni así mismo, que es retardatario, que es del tercer mundo, porque mientras el del primer mundo como Francia estaban legislando sobre el tema, aquí nos queríamos parecer al del Congo y al de Uganda”.

De opinión diferente fue el senador conservador Roberto Gerleín, quien había criticado duramente el proyecto, y consideró su hundimiento como algo que era esperado.
 
“Las cosas permanecen como vienen, no hay esa alteración total del régimen civil, del régimen de derechos en este país, era una votación esperada, en Colombia el 80 por ciento de la población es heterosexual, el Congreso refleja esa situación, como una expresión democrática”, sostuvo.

Entre tanto el senador y presidente del Partido Conservador, Efraín Cepeda, sostuvo que “la posición del partido fue rodear de garantías a las parejas del mismo sexo pero no aceptar el término matrimonio y el tema de la adopción”.
 
El senador cristiano del movimiento Mira, Carlos Baena, declaró que “lo que hundió el proyecto fue el nombre que le quería dar a la unión, matrimonio, todo el tiempo se insistió en eso y polarizó la discusión”.
 
Para el senador de la tendencia del progresismo, Camilo Romero, quien apoyó el proyecto, “aún hay una esperanza, es que nuestro nietos se van a reír de este episodio, por fortuna las sociedades van más avanzadas que este tipo de congresos, creo que ha sido triste, es el reconocimiento a la negación de las minorías”.
 
A su turno el senador y entrante presidente de la corporación, Juan Fernando Cristo, sostuvo que lamentaba que se hubiera polarizado esta discusión como pasó.
 
“Lo que no me pareció positivo ni para el Congreso ni para el país, es que nosotros que tenemos tanto factores de división, de polarización, de guerra interna, convirtamos esta en un debate sano en una batalla campal, hay que abordarlo con mayor serenidad, en el caso nuestro fuimos derrotados, pero me parece que es absolutamente normal y estaba cantada esta votación”.

La lucha de la comunidad gay continúa
En estos momentos varios manifestantes a favor del matrimonio igualitario piden a la comunidad gay que acudan a las notarías a exigir el matrimonio entre parejas del mismo sexo.

Mientras los detractores afirman que están felices porque se respaldó "la familia" y al "electorado", afirman en la plaza.

Cabe recordar que así fracase el proyecto podrá volver a ser presentado, según las leyes. Ahora, los promotores de la iniciativa tendrán que esperar al próximo período del legislativo para presentar de nuevo el proyecto de ley.

Desde el principio del debate la Procuraduría General, se opuso a los matrimonios igualitarios y el Gobierno, en tanto, se ha alejó de la discusión.

El partido Conservador y el partido de La U, acordaron no apoyar el proyecto y por esto la mayoría votó negativamente.

Actualmente las parejas homosexuales en Colombia pueden registrar ante un notario las llamadas "uniones de hecho" o "uniones civiles", pero sin que ello constituya un matrimonio y disfruten de todos los derechos, incluida la adopción.
 
Desde 2007 las parejas del mismo sexo, por decisión de la misma Corte Constitucional, pueden heredarse y afiliarse al sistema de salud y de pensiones.

El proyecto fue presentado ante el Congreso porque el 26 de julio del 2011 la Corte Constitucional, dejó en manos de este la decisión de legislar sobre los matrimonios de parejas del mismo sexo.

Aunque no hay cifras oficiales, grupos no gubernamentales como Colombia Diversa, que defiende los derechos de la comunidad de lesbianas, gays, bisexuales y transgéneros, calcula que al menos entre 8 por ciento y 10 por ciento de la población del país de unos 46 millones de personas es gay y al menos 300.000 colombianos forman parejas del mismo sexo.