HISTÓRICO
NO SON DIFERENTES
Por JAIME GREIFFENSTEIN OSPINA | Publicado el 10 de marzo de 2013
Para los niños con Síndrome de Down el reto de la vida es duro, pero pueden salir adelante por los progresos médicos y educativos de los últimos tiempos y lograr metas hermosas, como una niña con esta limitación que pudo teclear en su computador: "Me gustan los delicados susurros de Dios…". También hay muchos casos de superación, como el de un grupo de rock español compuesto por doce jóvenes con SD y algunos voluntarios que sacó el disco "No somos diferentes", mostrando canciones sobre las vivencias de las personas con discapacidad.

Con esfuerzo, paciencia y, sobre todo, con mucho amor, se logran alcances sorprendentes en las personas con SD y afortunadamente existen entidades especializadas que pueden proporcionar mucha ayuda en el proceso educativo. Desde perspectivas laborales, asistenciales y científicas se multiplican las noticias sobre la influencia positiva de jóvenes con esa limitación en las familias y la sociedad, y la integración social está siendo cada vez más valorada.