HISTÓRICO
Denuncian agresiones de la Policía a manifestantes cafeteros
  • Foto: archivo |
    Foto: archivo |
Juan David Ortiz Franco | Publicado el 06 de marzo de 2013

Desde diferentes zonas del país en donde se concentran las movilizaciones del paro cafetero, algunos manifestantes han denunciado, en redes sociales, abusos de autoridad y agresiones por parte del personal del Escuadrón Móvil Antidisturbios (Esmad) de la Policía, que hace presencia en los lugares de las protestas con la orden de evitar bloqueos en las vías.

Aunque la mayoría de los enfrentamientos entre Policía y cafeteros se han presentado en el sur del país, en Antioquia los campesinos y algunas organizaciones que hacen seguimiento al paro también han reportado confrontaciones en municipios como Armenia Mantequilla, Ebéjico, La Pintada y Salgar.

Según el coronel Gustavo Chavarro, comandante del Departamento de Policía Antioquia, esa institución actúa en cumplimiento de la Ley de Seguridad Ciudadana: "Antes esto no era delito pero ahora sí. A la población se le explica de manera concertada, tranquila y calmada, que no puede haber una obstrucción total de la vía".

Sin embargo, las pruebas sobre presuntos casos de abuso de autoridad en otros departamentos ofrecen un panorama distinto al de la concertación. Un video que cuenta con más de siete mil reproducciones en YouTube muestra a un grupo de uniformados del Esmad, que según el relato de uno de los manifestantes, incendia las carpas y destroza los enceres en un campamento de las protestas en el departamento del Huila.

A ese video se suman las imágenes de un agente de la Policía que rompe las ventanas de dos buses apostados en un costado de la vía entre Barrancabermeja y Bucaramanga, y un testimonio, con más de 30 mil reproducciones, en el que un campesino en el municipio de Rovira, Tolima, habla sobre las dificultades que afrontan los cafeteros y denuncia las acciones de la Fuerza Pública en contra de los manifestantes.

Ante esas denuncias el coronel Chavarro asegura que las autoridades cumplen con “los protocolos del Derecho Internacional Humanitario y con los derechos humanos pero en el entendido de que cuando la gente incumple la ley, la Policía puede entrar a utilizar la fuerza para restablecer el orden público”.

Aunque el oficial asegura que los hombres de la Policía "tienen la orden de no utilizar gases hasta que no tengan la extrema necesidad de hacerlo”, Víctor Correa, uno de los líderes de la movilización cafetera en Antioquia, asegura que las actuaciones de la Policía en varios departamentos "no se han limitado al desbloqueo de las vías sino a ultrajar a los campesinos y a romper los campamentos".

Según Correa el uso de la fuerza no puede ser el mecanismo para explorar soluciones que permitan levantar el paro "no se logra con confrontación, se debe buscar una solución política, la otra opción que le queda al gobierno es aporrear a los campesinos de todo el país".

Por su parte, Chavarro responde que la institución se encuentra atenta a los casos de abuso de autoridad que se pongan en conocimiento de las personerías municipales o de cualquier organismos de control: “Estamos dispuestos a realizar las investigaciones internas pertinentes y si un funcionarios se hace acreedor a una sanción lo sancionamos”.

Sin embargo, dice que la Policía también podría someterse a denuncias en caso de no garantizar el cumplimiento de la Ley de seguridad ciudadana: “Una persona que está en un trancón puede demandar a la institución, así como nos denuncian por el exceso también nos pueden denunciar por omisión”.