HISTÓRICO
¿PROBLEMAS DE COMUNICACIÓN?
  • ¿PROBLEMAS DE COMUNICACIÓN? |
    ¿PROBLEMAS DE COMUNICACIÓN? |
Por DIEGO MORA | Publicado el 26 de febrero de 2013

En repetidas ocasiones el presidente Santos ha expresado que el gobierno va muy bien, que está cumpliendo y que avanzamos por el camino correcto, pero que los ciudadanos no nos damos cuenta porque su equipo (jamás él) no sabe comunicar los maravillosos e históricos logros conseguidos desde 2010.

Entonces, dejemos claro que la culpa es de las fallas en comunicación, de la incapacidad general de cientos de personas que trabajan en el gobierno para contarle de manera clara y concisa al país todo lo que han hecho.

El problema es de comunicación y no de la falta de acciones efectivas para combatir la revaluación y mitigar los problemas de los cafeteros y ganaderos.

El problema es de comunicación y no del fracaso de la locomotora minera que nunca arrancó y mucho menos de las obras de infraestructura que no se ven (lo más visible es El Dorado y esa obra es del gobierno anterior al que tanto se ataca).

El problema es de comunicación y no del estancamiento (empantanamiento) del proceso de "diálogo" en La Habana del cual solo hay anuncios de lado y lado, reproches y peleas, lo que se asemeja más a una negociación de divorcio que a una de paz.

El problema es de comunicación y no del aumento del terrorismo en todo el país. Ataques a oleoductos, poblaciones, retenes, secuestros que nos tenemos que aguantar y son "aceptables" ya que el gobierno accedió a sentarse en la mesa sin cese de hostilidades.

El problema es de comunicación y no del descalabro de la reforma a la justicia, la nunca presentada a la educación y de la tributaria que tanto afecta a la clase media.

El problema es de comunicación y no de la promesa incumplida a los habitantes de Gramalote, que dos años después siguen esperando que se empiece la reconstrucción de su querido pueblo.

El problema es de comunicación y no de la falta de ejecución presupuestal en obras importantes, no en remodelar la cancha de tenis de la hacienda Hatogrande que nos costó 299 millones de pesos.

El problema es de comunicación y no de que a la fecha solo han entregado poco más de 3.000 de las 100 mil viviendas gratis prometidas y que su ministro se comprometió a adjudicar en un año, límite que se cumple en dos meses.

El problema es de comunicación y no del 0 % de crecimiento en el sector industrial en 2012.

Por último: fácil apartarse de las dificultades, fácil culpar a la comunicación. Difícil que le creamos que ese es el problema, porque ya sabemos que él es el problema.

@DiegoMorita