HISTÓRICO
Diálogos entre Gobierno y Farc se reanudan este lunes
  • Foto Colprensa
    Foto Colprensa
Por Daniel Rivera Marín | Publicado el 24 de agosto de 2013

Tras una semana de tensiones entre el Gobierno y las Farc en la mesa de negociaciones, el jefe de la comisión negociadora, Humberto de La Calle, devolvió la tranquilidad al proceso y al país al anunciar que las conversaciones se reanudan este lunes a las 8 de la mañana, en La Habana.

“Tras una evaluación se constató rigurosamente que las Farc han tomado la decisión de regresar el lunes a las 8:30 de la mañana a la mesa de conversaciones para continuar normalmente las deliberaciones”, indicó de la Calle.

En referencia a los demás negociadores que habían regresado a Colombia por orden del presidente Juan Manuel Santos, el pasado viernes, el jefe del equipo estatal confirmó que “regresaremos a La Habana para continuar con el designio y la instrucción del señor Presidente para continuar con las negociaciones para lograr el fin del conflicto”.

El pasado viernes, el presidente  Santos determinó la suspensión temporal de los diálogos luego de que las Farc manifestaran su molestia con la radicación de un proyecto de Ley ante el Congreso para la refrendación popular de los acuerdos de Paz .

En consecuencia, anunciaron una “pausa” para estudiar la iniciativa, que criticaron por considerar que imponía el referendo como mecanismo de refrendación popular antes de su discusión en el sexto tema de la agenda de diálogos. Los voceros de la guerrilla insisten en la convocatoria de una Asamblea Nacional Constituyente.

El jefe de la Comisión negociadora hizo nuevamente una defensa al proyecto de ley presentado el pasado jueves por el Gobierno Nacional que busca permitir la realización de un referendo durante el desarrollo de una jornada electoral.

“Esa idea está inspirada exclusivamente en permitir, como lo hemos dichos mil veces, que sean los colombianos los que tomen la decisión final sobre los acuerdos a los que logremos llegar en La Habana”, explicó el jefe negociador.  

El viernes, el mismo funcionario había dicho que el proyecto no significaba la convocatoria de un referendo. No obstante, el texto del proyecto señala que “el Gobierno no está dispuesto a convocar una asamblea constituyente”.

Por último, De la Calle indicó que para el Gobierno Nacional es importante la disposición de las Farc de reconocer y reparar a sus víctimas.

El anuncio que devuelve la calma a las conversaciones de paz se dio luego de una reunión del presidente Juan Manuel Santos con los negociadores Humberto de la Calle, el general retirado Óscar Naranjo y el industrial Fabio Villegas, en la Casa de Nariño.

Al mismo tiempo que se desataba la discordia, el comandante máximo de las Farc, alias “Timochenko”, publicó un comunicado en el portal del grupo guerrillero en Internet, fechado en agosto 22, en el que revela su molestia con el Gobierno:  “El Presidente cree jugar con cartas marcadas y seguro de ganar, está nervioso. Promete y miente, amenaza y miente. Mientras tanto, un país del cual no gusta, que no se parece al Londres que sueña, sale a las calles a exigir cambios, a enfrentar la autoridad, a reclamar por políticas distintas”.

Carlos Lozano, director del semanario Voz, persona cercana al proceso y miembro del movimiento Colombianos y Colombianas por la Paz, dijo que confía en que la guerrilla no se levante de la mesa de negociación, a pesar de su molestia “por la decisión unilateral y de imposición del Gobierno de radicar un proyecto de refrendación”. 

Lozano recordó que en las entrevistas que le hizo al máximo comandante de las Farc, alias “Timochenko”, este le dijo que sus hombres no se van a levantar de la mesa antes de concretar un acuerdo con el Gobierno.

Fuentes cercanas al proceso de paz indicaron que la mesa de negociación seguirá con sus reuniones en el Palacio de Convenciones (Palco) de La Habana este lunes.

De todo este episodio, que se convierte en la primera discusión que obliga a las partes a pararse temporalmente de la mesa, el representante a la Cámara y miembro de la comisión de paz del Congreso, Iván Cepeda, dijo que hay que aprender que “no se pueden llevar iniciativas al Congreso o a la opinión pública si no hay un acuerdo en la mesa. Esto está previsto como uno de los puntos de la agenda, no es correcto apresurarse, sobre todo porque las cosas se han hecho bien en la mesa”.

El senador Roy Barreras opina que “el proceso de paz va a salir fortalecido de este episodio y creo que se va a imponer lo más respetuoso y lógico que es que podamos preguntarles a los colombianos su decisión sobre la paz y la guerra”.