HISTÓRICO
¿Utopía o realidad?
Stella Arroyave De Restrepo | Publicado el 29 de julio de 2011
¿Será fácil lograr el sueño que tenemos la gran mayoría de los colombianos de tener una patria más equilibrada, justa, en paz, por lo menos hasta donde la medida del ser humano sea capaz de lograrlo?

Cómo nos hacen de daño aquellos que camuflados en instituciones de poder, organizaciones de lucha por el bien común, los politiqueros de oficio que acusan a todo aquel que no participa de sus ideas o intereses egoístas, los periodistas sensacionalistas y amarillistas que juzgan a priori , sin rectificar luego a posteriori cuando se comprueba lo contrario. Es evidente cómo se van lanza en ristre contra todo lo que representa el gobierno anterior, como lo han manifestado en sus reuniones privadas: "No descansaremos hasta mandarlos todos a la cárcel, primero los más cercanos a Uribe".

No se explica cómo para nuestra justicia, los narcoguerrilleros, asesinos de inocentes, que han dejado el país lleno de víctimas, viudas, huérfanos, mutilados e incapacitados de por vida, son llamados "presuntos delincuentes", mientras los ciudadanos que luchan por sacar este país adelante son tratados de peligrosos delincuentes, encarcelados y enjuiciados.

Estoy segura de que vendrán muchas más demandas de las que ya están en trámite, como la que presentó el almirante Arango Bacci, por mencionar solo una, que después de varios años de prisión se pudo comprobar su inocencia.

¿Será que nuestros jueces y magistrados cuando cometen estas arbitrariedades que lesionan al ser humano, tanto moral como físicamente, estarían dispuestos a pagar algo de lo que tenemos que pagar los contribuyentes por dichas demandas, o a pagar algo de la cárcel que purgan los inocentes por tanta incompetencia?