David Escobar Arango
Columnista

David Escobar Arango

Publicado el 30 de julio de 2018

Empresas con mística

Querido Gabriel,

Algunas personas le tienen miedo al trabajo en las empresas porque sienten que no pueden confiar en ellas para entregarles su energía y su talento. Les da susto emplearse y luego encontrarse atrapados, subvalorados, convertidos en un número y reducidos a simples máquinas de carne y hueso. Alguna memoria genética o cultural debemos tener de las épocas de la conquista y la esclavitud, para que haya quien mire el trabajo como una fuente de miedo y sufrimiento. La etimología, implacable, nos recuerda que el tripalium era un instrumento de tortura. ¿No crees que ya es hora de dejar eso en el pasado?

Por supuesto que las organizaciones no siempre producen esos sentimientos. Hay lugares por los cuales suspiramos, en los que soñamos trabajar algún día, que atraen jóvenes por montones, marcas que inspiran a millones. Por eso te pregunto: ¿Cómo son las empresas que enamoran? ¿Cuál crees tú que será el tipo de lugar en el que querrán trabajar nuestros hijos? ¿Qué debemos cambiar para que las organizaciones colombianas atraigan e inspiren nuestra pasión, de tal manera que al final prevalezca el mucho más positivo sentido contenido en la etimología de la palabra empleo, que hace quiere decir enlace?

Estuve pensando en esto luego de visitar Delolita, la empresa de Mario Fernando y Ana María. Salí convencido de que ese futuro que deseamos para el trabajo ya comenzó. Un lugar donde se usan las palabras con sentido y sentimiento comienza ganando. Hablan de anfitriones, artesanos, invitados y oasis, en lugar de vendedoras, operarios, clientes y puntos de venta. Me fascinó ver una organización que habla de amor sin vergüenza, de propósito con claridad, usa los términos paciencia y alma como decimos “pan con mantequilla”. Es un lugar donde declaran la importancia de abrazar la contradicción constructiva; una empresa que sabe hablar, y lo hace mirándote a los ojos, como una persona sabia y buena.

Los mejores lugares para trabajar, te lo he dicho cuando hemos conversado de Mattelsa, de Crepes y Waffles, y otras que admiramos, son una especie de religiones laicas. No se sigue a un dios, se persigue una causa. Seguro por eso se habla de empresas “con mística”. ¿Qué será una empresa con mística? ¿Una empresa con misterio? ¿Una empresa espiritual? Creo que son esas en las que uno trabaja sin mirar el reloj, de las que conversamos con el pecho inflado de orgullo cuando estamos en la calle o en familia, por las que vibramos hasta la médula. Son lugares misteriosos, que tocan algo mucho más profundo que nuestra mente o nuestra cuenta de ahorros: nos abrazan el alma. Nos llenan, porque nos permiten encontrar nuestro mejor aspecto, y nos demuestran que los mejores trabajos implican enlace y conexión con los demás, con la vida, con nosotros mismos.

¿No crees que trabajar para sufrir está pasado de moda? No vale la pena vivir con miedo. Pregunta a tu gente cómo hacemos para crear más empresas que vivan un mantra similar al que repiten Fernando y Ana: “Impactamos la vida de personas que llegaron solo por un trabajo, para que ellas impacten la vida de personas que llegaron solo por un café”.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Otros Columnistas
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • 6
  • 1

    Aplausos y pitos

    $titulo

    JUAN FERNANDO QUINTERO

    El talentoso futbolista colombiano fue elegido como una de las revelaciones del Mundial de Rusia 2018.

    $titulo

    CILIA FLORES

    Esposa de Nicolás Maduro. Incluida en la lista negra del Departamento del Tesoro de Estados Unidos.