Ramiro Velásquez Gómez
Columnista

Ramiro Velásquez Gómez

Publicado el 15 de septiembre de 2017

Ese tipo de progreso destruye

Que Colombia es país de contradicciones y heridas abiertas no se puede negar. Y el sector medioambiental es claro ejemplo de que algo, pese a diferentes esfuerzos, no marcha bien. Mejor, marcha mal.

Esta semana fue dramática, luego de conocerse tres informes al tiempo que reflejan una serie de contradicciones y amenazas no resueltas.

El 18% de la biodiversidad nacional se perdió, reveló el Instituto Humboldt al presentar su informe 2016. (Y seguimos ufanándonos de que somos el país más biodiverso en distintas especies y que esa es nuestra mayor riqueza). Para qué si no se protege, porque además se reveló que hay cerca de 1.200 muy amenazadas.

Esa disminución se debe a actividades relacionadas con el uso del suelo. Y dice el informe que “esta cifra podría aumentar si mantenemos el mismo patrón de explotación y consumo”.

Se conoció un informe del Dane que dice que la frontera agropecuaria creció 25,2% el año pasado. Pasó de 37,7 millones de hectáreas a 47,2 millones, aumentó 9,51 millones de hectáreas, lo que equivale a 932 veces el área urbana de Medellín según el contraste hecho por EL COLOMBIANO.

De esa cantidad, 37,4 millones se dedican a ganadería. A la ineficiente ganadería.

Entre 2014 y 2017 se congració Minagricultura, se cultivaron 1,15 millones de nuevas hectáreas. No aclaró, a costa de qué: si de bosque o rastrojos o quitándoselos a la ganadería, que no parece.

Como machacando en la herida, el Ideam entregó la Tercera Comunicación Nacional sobre el Cambio Climático, reportando que las emisiones del sector agropecuario crecieron 44 % de 1990 a 2012.

El país, de paso, aumentó emisiones pese a que se comprometió a reducirlas. También se comprometió a bajar a cero la deforestación de la Amazonia y esta crece. La pérdida de selva es culpable de la pérdida de especies.

No hace falta resaltar que en los próximos años la temperatura promedio del país subirá 0,9 °C, que se deben sumar a los 0,8 °C ya sentidos. Y ese calor es mayor en sitios deforestados.

Cada Ministerio anda por su lado, solo interesa mostrar cifras de un progreso que, al considerar la degradación, es irreal o al menos menor a lo creído. Y tampoco, a 2017, existe política clara que ordene el uso racional del territorio.

No es asunto menor por las consecuencias que ya se sienten y lo que se vendrá.

Maullido: se necesita profesora de matemáticas para la Alcaldía de Medellín.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Otros Columnistas
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • 6
  • 1

    Aplausos y pitos

    $titulo

    PEDRO CAUSIL
    Primer colombiano que clasifica a unos Juegos Olímpicos de Invierno. Lo hará en patinaje en el hielo.

    $titulo

    ALIAS “JESÚS SANTRICH”
    Increpó y quiso callar a un periodista que le hizo una pregunta pertinente a otro miembro del partido Farc.