Arturo Guerrero
Columnista

Arturo Guerrero

Publicado el 20 de septiembre de 2017

Hokusai, creador de los dioses

¿Por qué el hombre dura cien años? Porque la tarea de la vida le toma ese siglo. Esta contabilidad la descubrió un japonés en la primera mitad del XIX. Estuvo a punto de coronar la edad límite pero algunas penurias familiares y de salud no lo dejaron.

El pasado fin de semana Colombia pudo ver en cine, fugazmente, su biografía y milagros. ¡Ay! lo esencialmente bueno nos llega en píldoras instantáneas.

Hokusai (Tokio, 1760-1849) pintó desde los cinco años. Aprendió el grabado en madera –xilografía-, no descansó hasta su muerte casi a los 90. Este esmero explica las 30 mil obras que legó y que encandilaron a los impresionistas. Van Gogh y los demás las escudriñaron cuando llegaron a París a mitad del XIX.

Fue el primer artista japonés con obra conocida en Europa, a pesar de haber confesado que los dibujos realizados antes de sus 70 años no tenían ningún mérito: “A los 73 finalmente aprendí algo sobre la verdadera forma de las cosas”.

De la siguiente manera vislumbró su desenvolvimiento: “a la edad de 80 años habré hecho cierto progreso, a los 90 habré penetrado más en la esencia del arte. A los 100 habré llegado a un nivel excepcional y a los 110, cada punto y cada línea de mis dibujos poseerán vida propia”.

En vísperas de fallecer, sin completar las dos últimas etapas, admitió que si el destino le permitiera cinco años más de vida sería un verdadero artista. Hoy los mundos de oriente y occidente se postran ante sus olas dentadas, dragones de humo y montes Fuji.

¿Cómo logró Hokusai tal clarividencia? Apegándose a la minucia de las escamas, las plumas, los gestos de los campesinos, el eterno punto fijo de la estrella y de la boca del volcán nevado. Su consideración prolongada lo condujo a ser uno con la naturaleza y sus seres.

Un novelista francés, que fue su contemporáneo al menos en los últimos 25 años de su vida, había oficiado idéntico rito. “Para que una cosa sea interesante, basta mirarla largo tiempo”, escribió Gustav Flaubert.

Los secretos terminantes de Hokusai se descubrieron apenas este año al grabarse, con la más reciente tecnología de video, el documental del Museo Británico sobre la reciente exposición de sus obras. La ampliación de las pinturas permitió ver el más allá que plasmó el artista. Los críticos ingleses lloraron entonces como si se les aparecieran los dioses.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Otros Columnistas
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • 6
  • 1

    Aplausos y pitos

    $titulo

    DAVINSON SÁNCHEZ

    El defensa colombiano es figura en el Tottenham, que en Champions enfrenta a los grandes de Europa.

    $titulo

    DIM

    La inestabilidad de los técnicos tiene molestos a sus hinchas. Muchos rechazan la salida de J.J. Peláez.