David Santos Gómez
Columnista

David Santos Gómez

Publicado el 24 de julio de 2018

Las grabaciones

Pocos dudan en la Casa Blanca que la semana que terminó fue la peor de este tormentoso año y medio de presidencia de Donald Trump. Ni siquiera las famosas protestas de Charlottesville, Virginia, en agosto pasado, en las que el presidente fue incapaz de condenar con firmeza los actos violentos de supremacistas blancos, generaron tanto desanimo en los colaboradores del Ala oeste. El sentimiento entre los propios oficialistas es que el ejecutivo va en barrena al suelo. Y el millonario, acelera.

La ya famosa reunión de Helsinki -cuya fotografía de un mandatario estadounidense rindiéndole pleitesía a uno ruso quedará para la historia- tuvo en efecto catastrófico en aliados y enemigos del actual mandatario. Casi nadie, más allá de los fanáticos de siempre, salió a respaldar la torpeza diplomática de Trump, al equiparar a Putin con sus servicios de inteligencia, y el control de daños está activado para tratar de amortiguar lo que esto significa para los republicanos y, sobre todo, para sus expectativas en las elecciones legislativas de medio término a celebrarse en noviembre.

La debacle parece no terminar pronto. Desde la posesión de Trump, a inicios de 2017, el comentario en Washington es que el mandatario se sostiene haciendo equilibro sobre una montaña de secretos oscuros que, en cualquier momento, puede venirse abajo. Medios de comunicación y opositores están siempre ávidos de un nuevo video, una nueva grabación, un nuevo contrato, que revele algún movimiento ilegal del entorno del gobernante, para asestarle el golpe definitivo. Y cuando la guardia está baja, cuando el desánimo cunde por los pasillos del poder, cuando el sentimiento de derrota supera por mucho al del triunfo, las gargantas profundas empiezan a mandar anónimos.

Ese es el máximo temor de la actual presidencia estadounidense. Las grabaciones. La más reciente, encontrada por casualidad y que reveló un intento de acuerdo entre el abogado de Trump para callar a una exconejita Playboy que tendría secretos del mandatario, es un movimiento minúsculo en lo que puede ser una cascada de revelaciones por venir. El gran tema es la trama rusa y los vínculos entre la campaña del entonces candidato con el gobierno de Putin para afectar las elecciones de 2016. En eso se concentran los fiscales que saben que el desánimo de los círculos cercanos al Salón Oval los puede llevar a la punta del hilo. Una vez ahí, solo tendrán que tirar de él.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Otros Columnistas
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • 6
  • 1

    Aplausos y pitos

    $titulo

    DANIEL RESTREPO

    Clavadista antioqueño, campeón mundial. Será el abanderado de Colombia en los Juegos Olímpicos Juveniles.

    $titulo

    ENALTECIMIENTO A “JOJOY”

    Otra bofetada de la Farc a miles de víctimas de “Mono Jojoy”, al rendir tributo al autor de graves crímenes.